Domingo, 19 de Noviembre de 2017

Opinión

Manu: “Todas las guerras se pierden”

Por mucho que conozcamos lo que va a deparar el destino, inevitable en el caso de la muerte, es muy duro cuando llega. Sabíamos que Manu estaba ya muy enfermo, llevaba años luchando para poder mantener una cierta calidad de vida en su retiro de Brihuega. Después de una visita que hicimos, mi mujer y mi hijo, de cuatro años entonces, a su escondite como a él le gustaba denominarlo, me dijo el crío: “oye papá, ¿este señor se lee todos estos libros? Le contesté “claro, y muchos los ha escrito él”. Recuerdo el gesto sorprendido, impresionado por una personalidad que en pocas horas había sido capaz, sin proponérselo, de dejar huella en un niño. Valga este recuerdo más personal porque yo soy uno de los periodistas afortunados que aprendió el oficio al lado de Manu. En los conflictos, Manu siempre repetía “no te fíes” “todos quieren que escribas algo bueno de ellos” “los que realmente merecen la pena son los desolados” “contrasta todo lo que te cuenten” “piensa en tu tía del pueblo o en tu vecino; trabaja para la gente” “busca historias humanas que interesen, las víctimas reales de las guerras, y huye de los políticos”. En fin, son enseñanzas constantes de un maestro que hablaba con todo el mundo, que ayudaba a los periodistas noveles y que disfrutaba con su trabajo. Viajero incansable, “hay que estar donde está la noticia”, por eso, en los últimos años era pesimista con el futuro del periodismo porque la mayoría de las empresas no valoraban al enviado especial, ni por el coste ni por el trabajo, e internet suplía en demasiados casos, con el copia y pega, a los periodistas de verdad que se acercan lo más posible a los acontecimientos y que buscan contar lo que ocurre con la mayor veracidad posible. Periódicos, radio, televisión, Manu trabajó en todos los medios e incluso se embarcó en la creación de dos agencias de noticias, una de ellas COLPISA. En Segovia, hace 4 años, con motivo del 25 aniversario del Premio Cirilo Rodríguez le hicimos un homenaje sus amigos y compañeros, organizado por la Asociación de la Prensa de la ciudad. Fue un momento muy entrañable y emocionante, también realista porque el paso del tiempo es inexorable, y por eso es bueno recordar su última lección:”estoy aquí para demostrar que todas las guerras se pierden”

Leer más

Hacia la superación de un obstáculo fiscal en las relaciones bilaterales

Por José Ignacio García Muniozguren
 
Las relaciones económicas bilaterales entre España y Marruecos topan a diario con un serio problema con el que las empresas españolas están por desgracia familiarizadas.  Hablamos de la aplicación discriminada por Marruecos de la retención del 10%, en concepto de Impuesto sobre Sociedades, prevista en su normativa sobre las remuneraciones por prestaciones de servicios percibidas por empresas españolas no establecidas en Marruecos.
 
Leer más

Un enemigo común : La crisis

Por Ismaïl Harakat
La visita efectuada por el Rey Juan Carlos I durante el mes de julia a Marruecos tuvo, como era de esperar una fuerte connotación económica. Con unos 27 empresarios deseosos de explorar horizontes más clementes para sus negocios en tiempos de crisis, la visita real apostó claramente por lo económico a expensas de lo político. Temas conflictivos como el Sáhara o Ceuta y Melilla, que desencadenan las pasiones en tiempos normales, constituyendo un fondo de comercio lucrativo para unas cuantos políticos y ONG españolas, podían esperar. De cualquier forma, los conflictos que datan de siglos sólo se pueden solucionar por vía de negociación y de forma progresiva de tal forma que los intereses de unos y otros queden preservados. La urgencia en este caso entonces no era de orden político. España está agobiada por la crisis y Marruecos atraviesa una delicada situación social en un contexto de revueltas árabes que deja poquísimo margen de maniobra a los gobiernos. Lo que significa que en ambos casos, la priodad absoluta consiste en crear empleo para luchar contra una situación generalizada de malestar.

Leer más

España-Marruecos, buenos vecinos, nada de fantasmas

Por Ignacio Ruperez
Hay que llevarse bien con el vecino, pero las mayores posibilidades de roce y conflicto surgen por definición no con alguien lejano sino precisamente con el que se encuentra al lado. Con él se comparten, para bien o para mal, usos comunes, cultura, vida y mentalidad, son inevitables los malos recuerdos y el resentimiento incluso por situaciones pasadas en que el culpable era el otro. Así ha venido ocurriendo en las relaciones entre España y Marruecos, entre marroquíes y españoles, frecuentemente habitadas por los fantasmas del irredentismo y la identidad, el desprecio racial y los estereotipos culturales, las guerras coloniales y la descolonización del Sahara Occidental, reforzándose más de un unilateralista a ultranza en mantener aún hoy día tales fantasmas, desechando la cultura y la coexistencia como forma de vida. Por estas razones, unas prácticas otras reales, por responder todas ellas a lo que en definitiva supone el interés nacional en uno y en otro país, éste parece un momento oportuno para insistir sobre Marruecos como vecino privilegiado y objetivo primordial de nuestra proyección exterior.

Leer más

El Marruecos que nos conviene

Hubo décadas en las que Europa parecía convencida de que lo mejor para sus intereses era una España débil, de manera que mantenerla en esa situación de debilidad era la conveniencia de su vecindad más próxima, en particular de Francia. Al fin en 1975 se extinguió la dictadura, un régimen personal que llevaba anillada su fecha de caducidad de modo inseparable a la de la vida del dictador.
Por Miguel Ángel Aguilar
Entonces, la transición, impulsada por las fuerzas democráticas en diálogo inteligente con los sectores aperturistas del régimen, consiguió dar paso a un sistema democrático de libertades públicas, plasmado en la Constitución reconciliadora de 1978. Cumplidos así estos deberes, pudieron emprenderse las negociaciones de adhesión de España a la UE, que aportaron la prueba irrefutable del cambio de actitud de los países circunvecinos. Porque, al incorporarnos a la Unión, la fortaleza y prosperidad de España pasaban a ser también el objetivo primordial compartido también por los otros Estados miembros. En adelante, ninguna ventaja querría extraerse por los socios de la UE de nuestras dificultades. Una España democrática, fuerte, próspera y competitiva resultaba ser también lo mejor para nuestros consocios de Bruselas.

Leer más

Cuestión de imagen

Por Mostafa Ammadi
Cuando un país desarrollado como España se preocupa por su imagen exterior y hace de esta preocupación una prioridad en todas sus actuaciones institucionales (la Marca España es actualmente una política de Estado), es una medida lógica en un mundo globalizado. La Marca España es un concepto amplio que alberga expresiones diversas, desde el patrimonio histórico a las empresas, la cultura y sus grandes personajes, las instituciones, las celebraciones y costumbres que conforman su identidad social, de ahí que sea grande la complejidad y responsabilidad de la tarea que hoy en día tiene su Alto Comisariado. Ello es así también porque detrás de la Marca España está la ciudadanía española, que se refleja en este concepto y se ve representada en él internacionalmente. No obstante, no sería un error afirmar que los límites de la Marca España son todavía más amplios y trascienden las fronteras geográficas y lingüísticas, ya que la sociedad y la cultura española actual son el resultado de una larga acumulación de experiencias históricas vividas en los espacios mediterráneo y europeo desde siglos atrás, así como de intercambios e interacciones intensas en las últimas décadas. En el caso del área mediterránea, las raíces históricas comunes nos hacen reconocer en muchas de las expresiones reivindicadas por la Marca España una herencia compartida que nos hace apreciar aún más su actual puesta en valor internacional.

Leer más

Se consolida la cooperación militar hispano-marroquí

Por el Teniente Coronel Jesús Díez Alcalde
La cooperación en el ámbito de la Defensa entre los Reinos de Marruecos y de España siempre ha existido, pero en el momento actual atraviesa un periodo muy positivo para ambas naciones. Las relaciones bilaterales hispano-marroquíes tienen como marco de referencia el Convenio de Cooperación en el ámbito de la Defensa, firmado el 27 de septiembre de 1989, y hoy se centran en la colaboración en la lucha contra las amenazas compartidas, el intercambio de instrucción y formación militar, así como en los ejercicios para acrecentar la operatividad conjunta entre las respectivas Fuerzas Armadas.

Leer más

Topónimos olvidados

Ya estamos más que habituados a que cuando un tigre de Bengala y un gato de Angora toman vino de Madera en el bar de un patán, los medios de comunicación nos lo digan así: «Un tigre de Bangladesh y un gato de Ankara tomaron vino de Madeira en el bar de un pashtún».

Leer más

El fin de la fábula islamista

Al derrocamiento de Mohamed Morsi sucedió un enconado debate sobre la deriva política en Egipto. La deposición del presidente de los Hermanos Musulmanes es vista por unos como un ataque a la democracia, un hurto a la voluntad popular expresada en las urnas. Para otros se trata de un mal necesario a la luz de la deriva sectaria y excluyente adoptada por el islamismo, contraria a los principios de la "revolución". Más allá de la polémica se ha abierto un periodo de incertidumbre e inestabilidad. Una etapa de fractura social y violencia. Las evoluciones son seguidas de cerca por Occidente y de forma particular por el mundo árabe, que tiene en Egipto una suerte de faro, de guía. De ahí que muchos se pregunten si el final de Morsi ha supuesto un golpe fatal para el islam político y su proyecto de sociedad conforme a la religión. De ahí que lo acaecido sea fuente de renovadas esperanzas sobre el devenir de las "primaveras árabes".

Leer más

Premonición

Hace más de dos años todos vivíamos preocupados por las noticias que llegaban de los convulsos países arabigo musulmanes. Mostraba mi escepticismo conversando con mi buen amigo Kamal Daudi, hombre pragmático y sabio en aconteceres mundanos regidos por la política, aún en posesión de acta de diputado del RNI maghrebí.

Leer más

El empujón real

Después de muchos aplazamientos, el rey de España Juan Carlos I viajó en julio, por fin, a Marruecos. La última visita del monarca español en el reino alauí fue en 2011, en unas circunstancias trágicas. El desplazamiento, que era de carácter privado, coincidió con los atentados de Marrakech. Y a pesar de este trágico acontecimiento, Juan Carlos mantuvo programada su cita con el rey Mohammed VI, quién le invitó después de una conversación telefónica al margen de los altercados en la frontera de Melilla entre activistas nacionalistas marroquíes y la policía española. Juan Carlos I es una figura muy apreciada en Marruecos y no solamente en las altas esferas del poder.

Leer más

La mezquita de París o la utilidad del conocimiento

Por José Antonio González Alcantud

Ahora que la investigación nos abandona en España bueno será recordar la utilidad de la inteligencia con un episodio cultural tramado en el conocimiento. Se trata de la creación de la gran mezquita de París en los años veinte del siglo pasado.

Leer más

Libia, un reto de futuro

La economía de Libia se estructura principalmente por el sector energético que genera cerca del 95% de las exportaciones, es el 80% del PIB del país y el 99% de los beneficios del gobierno. La población actual es 6,7 millones de personas. Eso ha producido que fuera uno de los países más altos en PIB per cápita en el Norte de África. Los problemas derivados del derrocamiento de Gadafi, con una continuación de los altercados entre los afines al antiguo régimen y el actual, están suponiendo una reducción notable de su economía. En el sector energético, las reservas probadas son de 47 mil millones de barriles de crudo y de 53 Tcf de gas natural. Eso les proporciona crudo para 80 años y gas para más de 50 años al ritmo de extracción actual.

Leer más

Malala, Nobel de la Paz

Los niños no son solo el futuro del mundo, de cualquier sociedad que se precie y pretenda expandirse en el tiempo y en su espacio, son un presente que mueve casi todas las razones para luchar por una vida digna. De pequeños soñamos con transformar el mundo, con cambiar todo el odio, las guerras, el terror, las epidemias, las enfermedades, todo aquello que produce sufrimiento en el ser humano. No nos olvidamos del fanatismo religioso que es utilizado por algunos extremistas para disfrazar sus ansias de poder y de imponer por la fuerza sus ideas.

Leer más

Marruecos UE: Rabat aspira a más

Marruecos y la Unión europea han celebrado este año el 42 aniversario de la cooperación entre los dos socios. Durante esta trayectoria, Marruecos se convirtió en el primer beneficiario de los fondos de vecindad, se le ofreció un acceso privilegiado a los programas europeos promovidos por las agencias europeas, reservados en el pasado exclusivamente a los países miembros del espacio comunitario, del mismo modo que la UE dio su apoyo presupuestario y técnico a las estrategias gubernamentales en relación con el desarrollo humano y las políticas sociales en Marruecos. A nivel económico, la Unión europea ha logrado convertirse en el primer inversor en Marruecos y dos tercios del comercio marroquí se hacen con el mercado comunitario. Asimismo, las instituciones europeas gozan de una buena reputación entre los ciudadanos marroquíes.

Leer más

Páginas

Suscribirse a RSS - blogs