La mejor noticia que nos podían traer los Reyes Magos es, sin duda, la de la mejora del empleo. Diecinueve mil setecientas treinta personas (19.730) encontraron trabajo en nuestra Región en el año más convulso de nuestras vidas.