África necesita la paz para vencer al coronavirus

Existe una oportunidad para que los gobiernos africanos "aprovechen el momento" para dar forma a nuevas políticas que refuercen los sistemas de salud, mejoren la protección social y sigan vías amigables con el medio ambiente
Niños con mascarillas en una guarderías de Johannesburgo (Sudáfrica) durante el brote de la COVID-19

UNICEF/SHIRAAZ MOHAMED  -   Niños con mascarillas en una guarderías de Johannesburgo (Sudáfrica) durante el brote de la COVID-19

Grupos armados en Camerún, Sudán y Sudán del Sur han respondido al llamado de la ONU y
 han declarado un alto el fuego unilateral. En el Día de África, António Guterres, secretario general de las Naciones Unidas, p
ide a otros 
movimientos armados y gobiernos en el continente que hagan lo mismo para derrotar a la
COVID
-
19. Los países africanos han “demostrado un liderazgo admirable” al luchar contra la
pandemia de COVID
-
19, pero más naciones en todo el continente dond
e prevalece el conflicto
deberían prestar atención al llamado de la ONU a un alto el fuego global, afirmó el secretario
general.


Con motivo del Día de África que se ha celebrado esta semana, Guterres aseguró que
la pandemia “amenaza con descarrilar
el progreso” que permitiría a los países alcanzar los
Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) y los objetivos de desarrollo establecidos en la
 Agenda 2063 de la Unión Africana (UA).
 La UA (Unión Africana) ha establecido un grupo de trabajo para desarrollar una estrategia
en todo el continente
y designó enviados especiales para movilizar el apoyo internacional.

Vuelo humanitario
PMA/EDWARD JOHNSON - Equipamiento médico en un avión de carga en Addis Abeba para llevar suministros a toda África en los "vuelos de la solidaridad" para luchar contra el coronavirus

Su Consejo de Paz y
 Seguridad también ha tomado medidas para contrarrestar el impacto negativo de la COVID
-
19
 en la implementación de acuerdos críticos de paz y esf
uerzos de reconciliación.
 Guterres señaló que los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de África 
establecieron un fondo de respuesta, mientras que los Estados miembros africanos han
emprendido “medidas sólidas para contener la propagació
n del virus y mitigar los impactos
socioeconómicos”.


El secretario general agradeció el apoyo de la Unión a su llamado de alto el fuego global, un
imperativo que también refleja el tema 2020 de esa organización: “Silenciar las armas: crear
condiciones prop
icias para el desarrollo de África”.
“Grupos armados en Camerún, Sudán y Sudán del Sur han respondido al llamado y han
declarado un alto el fuego unilateral. Imploro a otros movimientos armados y gobiernos en
África que hagan lo mismo. También acojo con be
neplácito el apoyo de los países africanos a 
mi llamado a la paz en el hogar y al fin de todas las formas de violencia, como por ejemplo
contra las mujeres y las niñas”, dijo.



La política y el virus


Está previsto que unos 20 países africanos celebren elecciones este año, algunos de los cuales
probablemente se pospongan debido a la pandemia, con posibles consecuencia
s para la
estabilidad y la paz, advirtió el secretario general. “Insto a los actores políticos africanos a


 
participar en un diálogo político inclusivo y sostenido para aliviar las tensiones en torno a las
elecciones y mantener las prácticas democráticas”.


Impactos de la pandemia en el continente


La s
emana pasada, la ONU emitió un informe político que describe los impactos de la
pandemia en el continente: “Hacemos un llamado para el alivio de la deuda y la acción para
mantener el suministro de alimentos, proteger el empleo y apoyar contra la pérdida de
ingresos y ganancias de exportación. Los países africanos, como todos, en todas partes,
también deberían tener acceso rápido, igualitario y asequible a cualquier vacuna y tratamiento
eventual”, recalcó el titular de la ONU.


Mujeres africanas
UNICEF - En Nairobi (Kenia), los residentes reciben agua y jabón para protegerse contra el coronavirus

Ahora existe una oportunidad para que los gobiernos africanos “aprovechen el momento” para dar forma a nuevas políticas que refuercen los sistemas de salud, mejoren la protección social y sigan vías amigables con el medio ambiente. Dirigir las medidas a las personas empleadas en el sector informal, la gran mayoría de las cuales son mujeres, será un paso importante hacia la recuperación, dijo Guterres, al igual que empoderar a las mujeres para garantizar su plena participación y liderazgo. “La inclusión y el liderazgo de los jóvenes también serán cruciales en cada paso del camino”, concluyó.