“Palestina es una tierra ocupada”

 -  

Por Shahinez Hadj Zoubir

Foto: Manifestación de palestinos  contra el Estado de Israel en las calles de Miami.

Siempre que hablamos del conflicto israelí-palestino, es casi imposible excluir de esta espinosa ecuación al Tío Sam. Estados Unidos es al fin y al cabo el eterno árbitro que falla siempre a favor de Israel en detrimento del pueblo palestino. Por ello Atalayar cruza el Atlántico para ir al encuentro de la comunidad palestina de Miami y conocer su impresión sobre la situación en Gaza, especialmente sobre el papel que juega su país de adopción en este conflicto. Allí coincidimos con Nader Jaffal, un joven palestino residente en Miami que nos transmite el dolor de la comunidad árabe por los crímenes cometidos contra la población civil en Gaza y su indignación por la desinformación del cuarto poder estadounidense a favor del Estado de Israel.

Pregunta: Desde el inicio de la ofensiva israelí contra la Franja de Gaza, cientos de palestinos-americanos protestan pacíficamente en la ciudad de Miami. ¿Cómo vive la comunidad palestina de esta ciudad la dolorosa situación en Gaza?
Respuesta: “Para empezar, quiero comentarle que la comunidad árabe de Miami es una comunidad muy unida. Aquí no importa si uno es palestino, libanés o marroquí, o que pertenezca a una corriente religiosa u otra, realmente somos una piña. La situación actual en Gaza nos ha unido mucho más y hace que vivamos un ambiente de solidaridad sin precedente. Nosotros los palestinos nos reunimos con los demás miembros de la comunidad árabe para hablar sobre los crímenes que están sucediendo en Gaza y para planificar y organizar manifestaciones pacíficas en el lugar donde vivimos. Lo hacemos para trasmitir nuestro rechazo a tales crímenes inaceptables”.  

P: Además del apoyo de la comunidad árabe de Miami, ¿hay ciudadanos estadounidenses  que se unen a vosotros?
R: “Si los hay, pero su número es muy reducido. El pueblo americano tiene muy poca información sobre el conflicto entre Israel y Palestina. En general, aquí la gente tiene un escaso conocimiento sobre lo que pasa exactamente en Palestina o sobre la historia de Palestina. Por ello es muy difícil obtener la solidaridad del americano de a pie. El desconocimiento sobre la región es tal que mucha gente no sabe situar en el mapa a Palestina, Israel, Siria o Irak y ello hace que su solidaridad con nosotros sea escasa. Hay americanos que tienen amigos sirios o palestinos que les cuentan la verdad y les abren un poco los ojos, y consiguen concienciarles sobre lo que está pasando. De hecho, yo, que soy  árabe americano, considero un deber informar al resto de americanos sobre la verdad; enseñarles, abrirles los ojos y explicarles lo que pasa fuera de Estados Unidos como una alternativa a los medios de comunicación americanos. Gracias a esta concienciación, estas personas se ponen de nuestro lado y nos ayudan; hay incluso judíos que se unen a nosotros en las manifestaciones”.

P: ¿De qué manera se ve reflejada la actual situación en Gaza en los medios de comunicación estadounidenses?
R: “Los medios de comunicación favorecen a Israel al 100%, no se puede figurar hasta qué punto los medios de comunicación americanos favorecen a Israel y le encubren todos sus crímenes. Por otra parte, siempre muestran y denominan a los palestinos como ‘los terroristas’ , terroristas que empezaron todo este conflicto y que utilizan a los niños como escudos humanos en combate”.

P: Eso hace que para el telespectador estadounidense, Israel sea la víctima en este conflicto…
R: “Si, siempre muestran a los palestinos como terroristas y a Israel como víctima. Por eso es muy difícil luchar contra la desinformación de los medios en esta cuestión en particular. Muchas veces comentamos entre nosotros lo agotador que resulta ver a diario estas falacias por televisión. La manipulación  va mucho más allá, un claro ejemplo es que las manifestaciones a favor de Palestina que reunieron a más de 250.000 personas en ciudades claves como  Nueva York o Chicago, no se mediatizaron por parte de las grandes cadenas como FOX o CNN, ya que no desean que la gente vea el número tan grande de americanos que se solidarizan con los palestinos. Otro ejemplo, es el de la cantante Rihana que 'twitteó' un mensaje de apoyo a los gazatíes y se vio obligada a borrarlo horas más tarde debido a las presiones. Por otra parte, cuando tienen lugar bombardeos a hospitales o centros de la ONU, entonces los medios lo justifican con toda tranquilidad asegurando que Israel ha debido de bombardear dichos edificios por error. Por eso, cuando los palestinos aquí residentes queremos saber lo que realmente está ocurriendo en Gaza, consultamos otras fuentes de información como la BBC o Al Jazeera e incluso YouTube o Facebook”.

P: Las redes sociales se han convertidos en vuestra principal fuente de información y un poco en vuestra vía de escape.
R: “En efecto, para una persona como yo que vive tan lejos, me permiten ver las noticias en las redes sociales y  calmar esta sed de información que se vuelve más adictiva a medida que se alarga el conflicto. Resulta muy doloroso ver tanta sangre y tanta injusticia, especialmente al ver que esta realidad es omitida en los medios americanos”.

P: Las calles árabes se han solidarizado con Gaza por unanimidad. Sin embargo, no ocurre lo mismo con algunos Gobiernos árabes. ¿Qué valoración le merece este hecho?
R: “No podemos hacer nada contra las decisiones de dichos gobiernos, sólo lamentar su decisión con esta cuestión. Sé que en algunas ciudades árabes se prohíben las manifestaciones pacíficas en solidaridad con Palestina. Es doloroso ver que recibimos más apoyos de algunos países europeos o africanos que de nuestros propios hermanos árabes. Por ejemplo, el boicot contra los productos israelíes se está llevando a cabo principalmente en Europa por activistas europeos tanto nacionales como de origen árabe, y está teniendo un gran impacto contra la economía israelí. Es sin duda un gran paso, dado que generalmente la comunidad árabe residente en el exterior tiene muy poco poder de influencia en el conflicto de Oriente Medio”.

P: Finalmente, para terminar nos gustaría conocer su opinión o reflexión personal sobre la agresión israelí contra la Franja de Gaza.
R: “Para concluir quiero decirle que es doloroso para cualquier humano ver con impotencia como se derrama la sangre de personas inocentes en Gaza. Es verdad que en todas las guerras suele haber pérdidas, pero esta guerra en concreto no es una guerra justa ya que no hay nada que justifique la entrada de Israel en Gaza. Esta entrada es  consecuencia de la eterna ocupación de Palestina por Israel. Pienso que es importante explicar al pueblo americanos que Palestina es una tierra ocupada y que actualmente es la única colonia del  siglo XXI. Es preciso explicarles que nosotros los palestinos somos las únicas víctimas en esta guerra, y que no somos terroristas como los medios de comunicación quieren hacerles creer; deben entender que somos un pueblo bajo ocupación y que nos estamos defendiendo de un opresor. Israel quiere inculcar en las mentes americanas que todos los palestinos que se defienden de la agresión israelí son terroristas, esta estrategia está siendo muy eficaz, especialmente después de los atentados  del 11-S. Desde ese momento la palabra ‘terrorismo’ da muchísimo miedo, cuando oyen esta palabra los americanos se cierran en banda y dejan de pensar. Cuando sale Netanyahu diciendo que los palestinos son terroristas y estas palabras son avaladas por los medios, esto se convierte en la única realidad que ve el telespectador y éste en general no busca más allá de esta información. Esto es una verdadera injusticia contra el pueblo palestino. Quiero añadir que yo como árabe, palestino y musulmán estadounidense, debo contar a los americanos la verdadera historia de Palestina. Creo firmemente que debo transmitirles la amarga realidad que están viviendo nuestros hermanos en Gaza, contándoles aquellas verdades que la prensa les oculta. Considero que tengo el deber de contar a los americanos toda la verdad sobre el conflicto israelí-palestino para que puedan abrir los ojos y ver la realidad de una vez”.