PUBLICIDAD

Iberdrola

Achraf Hakimi gana la liga con el PSG y prepara el asalto de Marruecos al Mundial de Qatar

El jugador marroquí se ha proclamado campeón de Francia con el PSG a falta de cuatro partidos
El defensa marroquí Achraf Hakimi

AFP/KENZO TRIBOUILLARD  -   El defensa marroquí Achraf Hakimi

Achraf Hakimi (Madrid, 1998) ha ganado la segunda liga en su corta carrera como jugador profesional. El madrileño, de ascendencia marroquí, fue nombrado mejor jugador novato de la Bundesliga en 2018 y cuatro años después suma a su palmarés el título de la Ligue 1 en una temporada complicada para el equipo parisino. 

Achraf se ha hecho un hueco en la constelación del PSG. El lateral derecho ha sido de su propiedad en 28 partidos de liga de los 34 que ha disputado su club. Ha marcado tres goles y ha visto una tarjeta roja. Además, ha jugado un partido en Copa, los ocho de Champions hasta que su club fue eliminado por el Real Madrid y doce más con Marruecos entre la Copa de África de Naciones y la clasificación para el Mundial de Qatar. 

Uno de los puntos fuertes de Achraf es la falta de lesiones. Un seguro de vida para cualquier futbolista. Desde 2018 hasta 2022 acumula cuatro bajas, la última, le mantuvo quince días parado por un golpe en el muslo. 

Cuando Achraf Hakimi salió del equipo Colonia Ofigevi de Getafe pocos pensaban en una carrera tan meteórica de un chaval de 1,80 que tenía un gran desborde por la banda derecha. El Real Madrid lo metió en la dinámica de su cantera para terminar de modelarlo como un gran jugador. Pasó por el C y el A donde jugó 72 partidos y anotó 13 goles entre 2014 y 2016. 

En el Castilla apenas estuvo una temporada en 2ª B donde disputó 28 partidos, metió un gol, pero se desató como un gran asistente subiendo la banda con ocho pases letales. En ese momento el Real Madrid le dio la oportunidad de convertirse en profesional. Jugó la temporada 2017-2018 con el primer equipo. En total, 17 partidos, dos goles y una asistencia. Su palmarés se llenó de títulos con una Supercopa de Europa, otra de España, el Mundial de clubes y una Champions. 

El diamante marroquí puso rumbo a Dortmund para sumar 73 partidos en dos temporadas. Además, 12 goles y 17 asistencias, aunque solo pudo levantar la Supercopa por el habitual dominio del Bayern. 

Cuando finalizó la cesión, el Inter de Milán pagó al Real Madrid 43 millones de euros por un jugador que podía tener un valor de casi 60 millones. La pandemia y la reducción de beneficios obligó al Real Madrid a mantener equilibrados sus números con la venta de un canterano de primer nivel. 

El delantero egipcio Mohamed Salah (izq.) junto al defensa marroquí Achraf Hakimi tras ganar el partido de fútbol de cuartos de final de la Copa Africana de Naciones (CAN) 2021 entre Egipto y Marruecos en el Stade Ahmadou Ahidjo de Yaundé el 30 de enero de 2022
AFP/CHARLY TRIBALLEAU - El delantero egipcio Mohamed Salah (izq.) junto al defensa marroquí Achraf Hakimi tras ganar el partido de fútbol de cuartos de final de la Copa Africana de Naciones (CAN) 2021 entre Egipto y Marruecos en el Stade Ahmadou Ahidjo de Yaundé el 30 de enero de 2022

En el Inter disputó 45 partidos con siete goles y nueve asistencias. El valor del marroquí volvió a subir y el club italiano vendió sus derechos al PSG por 66 millones de euros. 

Achraf eligió jugar con Marruecos por su ascendencia norteafricana. Este dato causó problemas al Real Madrid con la FIFA cuando, en 2016, decidió sancionar a los clubes que tenían menores procedentes de otros países con el único fin de jugar en su cantera y no como consecuencia del trabajo de sus padres. 

El padre de Achraf estalló contra la FIFA y comentó que “yo llevo en España desde el 1989, puedo enseñarle documentos. El niño ha nacido aquí, no en Marruecos. Su hermano nació en el 97 y él en el 98, ambos en el hospital Gregorio Marañón”. Aunque nada se pudo hacer y el jugador no pudo volver a jugar de blanco hasta cumplir los 18 años, dos meses después.

Su periplo con las águilas del desierto empezó en las categorías inferiores con 10 partidos y en 2019 pasó a la absoluta de la mano de Hervé Renard, con 20 años y 10 meses. Acumula 48 partidos y ocho goles.

Achraf Hakimi disputó el Mundial de Rusia en 2018 y ha asegurado plaza para el de Qatar que se celebrará a finales de 2022. Su gran objetivo es superar la ronda de grupos donde se las verá con Bélgica, Canadá y Croacia. 

El contrato del marroquí en el PSG se dilatará hasta 2026. Queda por saber qué tiene pensado hacer el equipo parisino con todas las estrellas que no han rendido al nivel esperado y que fueron responsables de la debacle del Bernabéu cuando cayeron eliminados de su máxima aspiración esta temporada: ganar la Liga de Campeones.