PUBLICIDAD

Marruecos

Albares anuncia la reapertura de las fronteras de Ceuta y Melilla

Los ministros de Asuntos Exteriores marroquí y español han acordado este miércoles la reactivación de tráfico terrestre de viajeros y mercancías “en los próximos días”
atalayar-jose-manuel-albares-ministro-exteriores-españa

PHOTO/ARCHIVO  -   José Manuel Albares, ministro de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación de España

Cerradas desde el mes de marzo de 2020 a consecuencia de la crisis sanitaria de la Covid-19, las fronteras de Ceuta y Melilla se han convertido, a lo largo de las últimas semanas, en una cuestión complicada de resolver para los gobiernos de España y Marruecos. Pese a que el respaldo del Ejecutivo de Pedro Sánchez a la soberanía marroquí del Sáhara Occidental permitió la reanudación de las negociaciones, las desavenencias en cuestiones más concretas complicaron la decisión de reabrir las fronteras

Sin embargo, ahora, más de dos años después, pandemia y crisis diplomática de por medio, el ministro de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, José Manuel Albares, ha hecho público “el acuerdo definitivo para la reapertura de las fronteras terrestres con Ceuta y Melilla en los próximos días”. Un anuncio que llega en Marrakech, en medio de la cumbre ministerial de la Coalición Global contra el Daesh, y tras dos encuentros consecutivos entre Albares y su homólogo marroquí, Nasser Bourita. 

atalayar.reunion-marrakech-nasser-bourita-marruecos-albares-españa
PHOTO/TWITTER/JOSÉ MANUEL ALBARES/MINISTERIO ASUNTOS EXTERIORES ESPAÑA  -  Nasser Bourita, ministro de Asuntos Exteriores de Marruecos, y José Manuel Albares, ministro de Asuntos Exteriores de España

Ambos representantes se reunieron ayer por la noche, y, de nuevo, durante la mañana del miércoles 11 de mayo, en su primer encuentro desde la reconciliación de Madrid y Rabat a raíz del apoyo de Pedro Sánchez al plan de autonomía marroquí en el Sáhara Occidental.

La “decisión política” de la reapertura ya estaba acordada, explicó Albares, pero hasta que no se resuelvan los últimos “aspectos prácticos y operativos”, el ministerio del Interior de España no anunciará una fecha concreta. Además, Albares subrayó que "la nueva etapa" con el país magrebí "está basada en el respeto mutuo, en el beneficio mutuo y en la ausencia de acciones unilaterales". "Eso sí son cosas concretas".

En cualquier caso, el ministro de Exteriores español ha subrayado que esta reapertura de “pasos y aduanas” se aplicará de la misma forma a personas y a mercancías, y que se llevará a cabo de manera “ordenada y gradual”. Se materializa así la “plena normalización de la circulación de personas y de mercancías” que recogía el comunicado que sellaron Pedro Sánchez y Mohammed VI durante la visita del mandatario español a Rabat el pasado 7 de abril. 

atalayar-frontera-marruecos-españa
AFP/FADEL SENNA  -   Fotografía de archivo de la frontera entre la ciudad marroquí de Fnideq y el enclave español de Ceuta

Entre algunas de las cuestiones que despertaron las discrepancias, se encontraban las regulaciones de las aduanas. El Ministerio de Asuntos Exteriores de España solicitaba que, a la reanudación del paso de viajeros y mercancías entre Marruecos y las dos ciudades autónomas españolas, se sumase también la reapertura de la aduana comercial de Melilla, que fue cerrada de manera unilateral por Rabat en 2018, así como la creación de una aduana similar en Ceuta. 

La situación de ambas ciudades, ya compleja de por sí –por las cuestiones económica y comercial o su exclusión del espacio Schengen –, se complicó todavía más con la propuesta española de una “frontera inteligente” entre Marruecos y Ceuta y Melilla, equipada con cámaras de reconocimiento facial. Algo que, pese a su propósito en la lucha antiterrorista, despertó importantes recelos. Podría llegar a vulnerar los derechos fundamentales de quienes intentan poner un pie en territorio europeo, denunciaron algunas organizaciones humanitarias y sociales.