Arabia Saudí anuncia que los líderes del G20 abordarán este jueves la crisis del coronavirus

El reino del desierto, que ostenta la presidencia del grupo, había explicado la semana pasada que habría una reunión extraordinaria telemática
Arabia Saudí ha anunciado que los líderes del G20 celebrarán una cumbre extraordinaria el jueves

AFP/ FAYEZ NURELDINE  -   Arabia Saudí ha anunciado que los líderes del G20 celebrarán una cumbre extraordinaria el jueves

Arabia Saudí, que ostenta la presidencia del G20, ha anunciado una reunión extraordinaria de los líderes del grupo por videoconferencia para tratar la crisis del coronavirus y sus implicaciones económicas. La ONU ya ha reclamado al grupo medidas sin precedentes para responder a todas las dimensiones de esta crisis. El reino del desierto había explicado la semana pasada que se adelantaría el encuentro y se reunirían esta semana, aunque aún no se conocía la fecha. 

Este lunes, los ministros de Economía y gobernadores de los Bancos Centrales de los países miembros ya se comprometieron a elaborar un plan de acción para coordinar la respuesta frente a la enfermedad y las medidas para hacer frente a las consecuencias de la pandemia. 

El secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, participará desde Nueva York en la cita de este jueves, según explicó a los periodistas su portavoz, Stéphane Dujarric. De cara a la reunión, Guterres ha escrito a los líderes del G20 para pedirles acciones “coordinadas y decididas” con el fin de enfrentar la crisis del coronavirus, tanto desde el punto de vista sanitario como desde el económico y social. 

En la misiva, hecha pública por la ONU, el diplomático portugués reclama el establecimiento de un mecanismo de respuesta guiado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) con el fin de erradicar la enfermedad de forma conjunta. “Este mecanismo reforzaría la respuesta global y daría a los países mayor capacidad para detener la transmisión, hacer pruebas, seguimiento, cuarentenas, tratar a los enfermos y coordinar medidas para restringir movimientos y contactos”, señala Guterres, que también pide cooperación en la producción de una vacuna contra el virus. 

La ONU insiste en la necesidad de apoyar a los países con menos recursos para hacer frente a la enfermedad y, en ese marco, pide a los líderes del G20 que acaben con aranceles y otras barreras que dificultan el suministro de material sanitario y que levanten sanciones impuestas a ciertos países con el fin de asegurar que pueden hacer frente a la enfermedad. 

“Es momento de solidaridad, no de exclusión”, señala Guterres en su carta. En el ámbito económico, Naciones Unidas avisa de que la crisis tendrá un coste que deberá medirse en billones de dólares, por lo que exige al G20 una inyección “masiva” de recursos en el sistema y olvidarse de las reglas y políticas económicas tradicionales, pues el mundo navega “tiempos sin precedentes”. 

“Urjo a los líderes del G20 a considerar el lanzamiento urgente de un gran paquete coordinado de estímulo de billones de dólares para responder a la provisión directa de recursos a negocios, trabajadores y hogares en los países que no pueden hacerlo por sí mismos”, indica Guterres, quien asevera también que estas medidas de expansión deben acompañarse de un rechazo del proteccionismo.