Argelia continúa endureciendo las medidas para luchar contra el coronavirus

Mientras el presidente Tebboune recibe tratamiento en Alemania, el Gobierno argelino suspende el transporte durante el fin de semana y declara un toque de queda nocturno
Abdelmadjid Tebboune

AFP/ RYAD KRAMDI  -   El presidente argelino Abdelmadjid Tebboune

El Gobierno argelino ha endurecido las medidas de contención en la mayor parte del país debido a un aumento de los casos de contagio por coronavirus. La situación se está volviendo insostenible para las estructuras sanitarias. Por ello, el toque de queda se extiende desde las 20h hasta las 5h todas las noches en las 48 wilayas (departamentos). Las medidas durarán por lo menos dos semanas, así lo han informado las autoridades a través de un comunicado. 

Además, el ministerio de Sanidad ha decidido suspender el transporte público urbano y privado durante los fines de semana en todo el país. El transporte colectivo entre las wilayas sigue estando prohibido y el mercado de coches usados, que atraen a muchas personas durante la jornada laboral, estará cerrado durante quince días.

Argelia es el país más grande del continente africano y el control de la pandemia se escapa del control Estatal. Por ello se ha permitido que las autoridades locales puedan llevar a cabo una “contención selectiva” de las localidades y vecindarios más afectados por los brotes de coronavirus. Los Gobiernos locales también podrán cerrar lugares públicos como parques y jardines. 

Colegio Argelia
PHOTO/AFP - Estudiantes argelinos de nivel secundario con máscaras debido a la pandemia Covid-19 asisten en la capital argelina

El inicio del curso académico y el de formación profesional, previsto para el 22 de noviembre, se ha aplazado al 15 de diciembre y, durante el inicio de las clases, se realizarán inspecciones sorpresa en los establecimientos para verificar la aplicación del protocolo sanitario. 

Todas las reuniones (bodas, circuncisiones, manifestaciones políticas, etc.) siguen prohibidas. Tras ocho meses de veto, la gran oración musulmana del viernes ahora está permitida en mezquitas con más de 1.000 plazas, que también estarán sujetas a inspecciones para el cumplimiento de las medidas sanitarias.

Argelia, uno de los países africanos más afectados por la pandemia, está cerca de batir su récord de contagios diarios (675 el 24 de julio, en el apogeo de la primera ola). En total, se han registrado oficialmente en el país más de 62.000 contagios desde que se dató el primer caso el 25 de febrero. Ya han fallecido más de 2.000 personas según el último informe del Ministerio de Salud y las fronteras del país siguen cerradas desde marzo.

Tebboune, a punto de acabar el tratamiento contra la COVID-19 en Alemania

La Presidencia de la República de Argelia ha informado que el presidente, Abdelmadjid Tebboune, "está a punto de completar su tratamiento y su estado de salud mejora de forma continua”. A finales de octubre tuvo que ser trasladado a un hospital de Alemania en el que todavía sigue ingresado.

Las fuentes de la Presidencia han ido informando a diario sobre la evolución del estado de salud del presidente, las últimas noticias recibidas indican que “el personal médico afirma que está en proceso de completar su tratamiento”.

Argel coronavirus
AFP/ RYAD KRAMD - Un voluntario de la asociación civil de la comuna de Hocine Dey, con equipo de protección personal completo, rocía desinfectante en el exterior de la mezquita de Abou Hanifa Enouemane, en la capital Argel

El martes pasado la Presidencia reveló que Tebboune, de 75 años, sufre coronavirus y que está "respondiendo al tratamiento". Antes de ser ingresado en Alemania, el día 24 de octubre, el presidente comenzó un aislamiento voluntario en Palacio debido a un caso positivo entre las personas de su equipo.

El misterio y la inquietud por el estado de Tebboune han marcado la agenda argelina debido a la celebración del referéndum para la reforma de la Constitución que el propio mandatario propuso tras ser elegido en diciembre pasado. Esta reforma ha sido aprobada con la menor tasa de participación ciudadana de la historia de los procesos consultivos en Argelia, con un escaso 23,7 %.

Si el tratamiento funciona, dentro de poco Tebboune volverá a Argelia a comenzar con el cambio de Constitución, un proceso largo que podría verse obstruido por el desarrollo de la pandemia en el país.