Azerbaiyán declara el alto el fuego unilateral en Nagorno-Karabaj

 -  

lainformación.com

Azerbaiyán ha declarado este domingo el alto el fuego unilateral en la región separatista de Nagorno-Karabaj tras dos días de intensos enfrentamientos con fuerzas locales y armenias, según ha anunciado el portavoz del Ministerio de Defensa azerí, Vagif Diargajli, en un comunicado. "Guiándose por el pacifismo y los llamamientos de las organizaciones internacionales, Azerbaiyán tomó la decisión de suspender de forma unilateral las operaciones militares de respuesta y fortificar los territorios liberados la víspera", dijo el portavoz.

Sin embargo, el portavoz advirtió de que si Armenia, país que respalda a los separatistas de Nagorno-Karabaj, "no renuncia a las provocaciones, Azerbaiyán responderá con firmeza y reanudará la ofensiva".

Más de cien muertos en los enfrentamientos

El presidente de Azerbaiyán, Ilham Aliev, ha informado este domingo de que al menos 100 militares armenios han muerto y otro centenar aproximado resultaron heridos en los enfrentamientos de las últimas 48 horas contra el Ejército azerí durante la escalada de tensión en la región separatista y proarmenia de Nagorno-Karabaj.

La parte armenia sufrió más de 100 militares muertos y más de 100 heridos. Nuestro ejército controla la situación", dijo Aliev según Uun discurso transmitido por la televisión pública azerí y recogido por la agencia rusa RIA Novosti. El Gobierno armenio no se ha pronunciado todavía sobre este balance.

El Secretario General de la ONU expresó su preocupación por las violaciones del alto el fuego que entró en vigor en 1994 e instó a todas las partes a cesar las hostilidades. En un comunicado el portavoz de Ban Ki-moon declara: “El Secretario General urge a todas las partes a respetar el acuerdo del alto el fuego en su totalidad y reiteró su apoyo pleno a los esfuerzos del Grupo de Minsk de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE)”.

Los enfrentamientos sufridos desde el sábado en esta zona han sido de los más cuentos desde el alto el fuego, y preocupa el uso de armas pesadas y el gran número de víctimas, entre las que hay civiles.

La guerra estalló cuando la región autónoma azerbaiyana, de población mayoritariamente armenia, solicitó en 1988 su incorporación a la entonces República Soviética de Armenia. La solicitó desembocó en brotes de violencia étnica y en un cruento conflicto que causó más de 25.000 muertos.