PUBLICIDAD

Iberdrola

Cepsa plantea la importación de hidrógeno verde desde Marruecos

La marca española pretende construir un hidroducto en la central de San Roque para trasladar el recurso energético desde el reino alauí
cepsa

 -  

Maartem Wetselaar, director general de Cepsa, acaba de anunciar que la empresa está planteando importar hidrógeno desde Marruecos. El CEO ha hecho el anuncio y esta nueva acción pretende ser la nueva estrategia de la firma española. Para llevar a cabo este envío, Wetselaar ha explicado que va a construir un hidroducto. Este comenzará en la refinería de San Roque, una ciudad muy cercana a las orillas del Mediterráneo en el estrecho de Gibraltar.

La nueva estrategia de la multinacional española está basada en la nueva estrategia mundial en torno a la energía. Wetselaar comenta que el plan tiene el principal objetivo de incrementar el transporte de los carburantes desde África y, de la misma manera, fomentar los productos más sostenibles en Europa.

PHOTO/ARCHIVE  -   Energía eólica en Marruecos
PHOTO/ARCHIVO - Energía eólica en Marruecos

El director está convencido de que la idea promete obtener una reducción de los precios de la electricidad en España. Wetselaar dice que el precio comenzará a bajar en un futuro próximo, pero que, a su vez, el del hidrógeno subirá. Por ello se trata de una estratégica muy innovadora y bien pensada, porque empezar a aplicar el plan ahora le ahorraría a la empresa bastante dinero. Según la estimación de la compañía, para conseguir estos niveles la luz debería de costar entre 20 y 25 euros/MWh, ya que en la actualidad el hidrógeno resulta muy caro porque es una energía bastante nueva.

Para que el proyecto se ejecute, Cepsa prevé que el sector que opera con el hidrogeno fije su precio en poco más de dos dólares y para los conductores sería de tres o cuatro dólares. En la actualidad, todo esto cuesta alrededor de los seis y siete dólares.

No obstante, esta industria carece de un marco legal establecido, por lo que Cepsa pide a las instituciones competentes que se elabore uno para empezar a funcionar en este campo. Esto es fundamental para el correcto desarrollo de este nuevo recurso energético. Cabe destacar que Cepsa quiere que el plan se lleve con la más rapidez posible, ya que no plantea un desarrollo extensivo como fue el caso de la energía solar y eólica, que tardaron 20 años en desarrollarse completamente.

REUTERS/JEAN BIZIMANA  -   Coche eléctrico
REUTERS/JEAN BIZIMANA - Coche eléctrico

En los principales beneficios que conduce tratar el hidrógeno, destaca el caso de los vehículos eléctricos. La empresa considera que es una muy buena solución para sustituir a la gasolina, además de no ser nada contaminante. Para ello, ha llegado a un acuerdo con Endesa y durante este mes se empezarán a implantar algunos puntos de recarga por la geografía del país.

Aun así, la petrolera española también quiere invertir en los campos del sector marítimo y el aeronáutico. Para el primero, Wetselaar señala que se utilizará el amoniaco verde, que de momento no está desarrollado y se encuentran en la búsqueda de alianzas con otras empresas que fomenten la creación de este. En el caso de los vehículos aeronáuticos, la compañía pretende destinar toda su producción de biocarburantes.

Empezar a trabajar con hidrógeno verde se trate de una apuesta muy efectiva que, otros países como Marruecos, ya está empezando a hacer con fuerza. El mundo entero se encuentra en un momento de aceleración de la transición energética como consecuencia directa del conflicto entre Ucrania y Rusia. Recordemos que Rusia es uno de los principales exportadores de hidrocarburos y en este momento, su precio está por las nubes. Wetselaar asegura que España tendría una gran oportunidad para liderar este mercado incipiente, ya que gracias a las condiciones climatológicas se pueden producir grandes cantidades del recurso gracias al sol y al viento.

PHOTO  -   Parque eólico en Tánger, Marruecos
PHOTO/ARCHIVO - Parque eólico en Tánger, Marruecos

“Podemos tener el hidrógeno verde más barato de Europa, pero para ser los primeros, se debe ser líderes, tomar medidas y ser ambiciosos. Cepsa está centrado en las moléculas verdes y aspira a liderar en España y exportar este hidrógeno”, dijo el director de la empresa.

Cepsa está viviendo un momento de pura transición ecológica y está apostando por las energías verdes. Además del hidrógeno, también se está elaborado un plan de inversiones de más de 8.000 millones de euros. Este pretender ser aplicable hasta 2030 y tiene el objetivo de promover la movilidad sostenible a través de puntos de recarga de vehículos y la creación de biocombustibles.