PUBLICIDAD

Iberdrola

Crisis Argelia-Francia: Macron da un paso en el acercamiento con Argel

El presidente francés trata de acercarse a Argelia en un intento de solventar la actual crisis diplomática que traspasan
emanuel-macron-francia

PHOTO/AFP  -   Emmanuel Macron, presidente de Francia

Argelia y Francia se encuentran atravesando un conflicto diplomático. En este contexto, no es la primera vez que ambos países enfrentan un clima crítico por un motivo que lleva repitiéndose desde la independencia de Argelia: el pasado colonial y el papel que ejercieron los franceses sobre su antigua colonia.

Esta vez, las polémicas declaraciones del presidente francés, Emmanuel Macron, a un diario francés tras afirmar que la historia que defiende Argelia había sido “reescrita” y se basaba “en un discurso de odio hacia Francia”, provocaron el enfado de Argelia que no tardó en defenderse tras responder que “nada ni nadie puede absolver a las potencias coloniales de sus crímenes”. 

ministro-exteriores-argelia
Russian Foreign Ministry/Handout via REUTERS - El ministro de Asuntos Exteriores de Argelia, Sabri Boukadoum

Inmediatamente después, Argelia llamó a consultas a su embajador y prohibió que los aviones de procedencia francesa pudieran sobrevolar su espacio aéreo. Al parecer, esta decisión había cogido por sorpresa a Francia tras declarar a través del portavoz de las Fuerzas Armadas, Pascal Ianni, que cuando se había planteado el plan de vuelo de dos aviones “nos enteramos de que los argelinos habían detenido los vuelos sobre su territorio de aviones militares franceses”. Aun así, subrayaron que esta decisión no iba a afectar a “las operaciones ni a las misiones de inteligencia” que Francia ejecuta en la región del Sahel.

Esta decisión se produjo en torno a los aviones franceses que habrían participado en las operaciones “Barkhane” y “Takuba”, una serie de misiones que tenían como objetivo luchar contra los grupos terroristas que amenazaban con desestabilizar la seguridad de los cinco Estados que forman parte del Sahel, Mauritania, Malí, Burkina Faso, Níger y Chad. 

lucha-antiterrorista-sahel
AFP/ MICHELE CATTANI - Soldados del Ejército francés en el Sahel vigilan una zona rural durante la operación Bourgou IV en el norte de Burkina Faso, a lo largo de la frontera con Malí y Níger

Ante estas determinaciones y en un intento de reconciliación, el presidente francés expresó que “sentía un gran respeto por el pueblo argelino y realmente he establecido relaciones amistosas con el presidente Tebboune (…) debemos seguir trabajando con Argelia y esperamos que las tensiones diplomáticas actuales disminuyan pronto”, agregaba. “Debemos seguir examinando nuestra historia con Argelia con humildad y respeto”.

Sin embargo, por parte de Argelia aun no ha habido reacciones al respecto. Las únicas declaraciones emitidas por el país argelino se produjeron el pasado sábado por parte de la presidencia argelina a través de un comunicado que informaba sobre la nueva realidad existente entre Paris y Argel. En él, se expuso los motivos por los que se llamó a su embajador a consultas, el paso previo para finalizar relaciones diplomáticas, además de acusar a Macron de “interferir en sus asuntos internos” y tildar sus declaraciones de “irresponsables”.

manifestaciones-paris-argelinos
AP/RAFAEL YAGHOBZADEH - Manifestantes con las banderas nacionales argelinas organizan una protesta en la Plaza de la República de París

La crisis diplomática entre Francia y Argelia pueden dibujar una serie de escenarios que no son favorables para la región. La amenaza terrorista en el Sahel continúa vigente y en la actualidad, Francia tiene entre 5.500 y 5.700 soldados entre los cinco estados saharianos. A pesar de asegurar que las operaciones militares iban a continuar vigentes, esta tensión puede afectar a la cooperación militar, en un momento además en el que Malí habría empleados mercenarios rusos para combatir la amenaza yihadista.

Junto a esto, en la actualidad, Argelia y Marruecos atraviesan un nuevo episodio crítico en términos diplomáticos. En este aspecto, Argelia decidió romper de manera unilateral las relaciones con el reino alauí tras acusar a Marruecos de realizar “acciones hostiles” incluyendo “la cooperación con las organizaciones terroristas MPAK y Rashad en Argelia”. 

terrorismo-sahel
AFP/MARCO LONGARI - En esta foto de archivo tomada el 6 de julio de 2019, un grupo de milicianos fulani está preparado con sus armas, en un campamento informal de desmovilización en Sevare dirigido por Sekou Bolly, un empresario local fulani cuyo objetivo es alejar a los jóvenes fulani de la morse del yihadismo

En este contexto, el norte de África no atraviesa su mejor momento diplomático, además de contar con graves conflictos internos. Túnez y Libia continúan haciendo frente a importantes crisis internas, el primero por no contar siquiera con un gobierno interino y el segundo por seguir recuperándose de una guerra civil que no está finalizada. A los últimos acontecimientos cabe sumarle la pasada resolución emitida por el Tribunal europeo emitiendo un fallo a favor del Polisario y anunciando la ruptura de relaciones comerciales con Marruecos en los sectores agrarios y pesqueros, empeoran un clima tenso que está caracterizándose por la inestabilidad y por ende la inseguridad regional.