Estados Unidos y Colombia comienzan ejercicios militares conjuntos con un ojo puesto en Venezuela

Mandatarios de ambos países han denunciado la presencia del grupo Hizbulá en Venezuela con el beneplácito de Maduro
El presidente de Colombia, Iván Duque, habla junto a los comandantes de las fuerzas militares en Popayán, Colombia, el 12 de septiembre de 2019

PHOTO/ CORTESÍA DE LA PRESIDENCIA COLOMBIANA vía REUTERS  -   El presidente de Colombia, Iván Duque, habla junto a los comandantes de las fuerzas militares en Popayán, Colombia, el 12 de septiembre de 2019

Estados Unidos ha comenzado este jueves 23 de enero una serie de ejercicios militares con Colombia que se extenderán hasta el próximo 29 del mismo mes. Más de 100 miembros del Comando Sur del Ejército de EEUU han llegado al país latinoamericano, según ha informado este propio comando de las Fuerzas Armadas estadounidenses en su cuenta de Twitter. El comienzo de los ejercicios militares entre ambos países se ha producido en medio de un repunte de la actividad de los grupos armados entre Colombia y Venezuela, según han afirmado diferentes organizaciones; y el comienzo de una nueva fase en el proceso político venezolano con la convocatoria de elecciones legislativas previstas para este año 2020 por parte del régimen de Nicolás Maduro. 

El operativo militar busca “compartir experiencia estratégica y práctica” entre las fuerzas estadounidenses y colombianas. “Este ejercicio aerotransportado demuestra la interoperabilidad, la letalidad y la profesionalidad de nuestros ejércitos”, ha afirmado, Craig Faller, comandante del Comando Sur de EEUU, quien mantuvo una reunión la semana pasada con el presidente de Colombia, Iván Duque. El Comando Sur, que es el responsable de las Fuerzas Armadas de Washington en Latinoamérica y el Caribe, ha precisado que esta misión en suelo colombiano estará compuesta por 75 paracaidistas de la 82 División Aerotransportada en Fort Bragg (Carolina del Norte) y 40 miembros del Ejército estadounidense. 

El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo
AFP/SAUL LOEB - El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo

La misión ha sido presentada a su vez también por Mike Pompeo, secretario de Estado de EEUU, quien, además, ha advertido que el grupo chií libanés Hizbulá realiza actividades en la región con el consentimiento del Gobierno de Venezuela. Varias figuras políticas de Colombia y Venezuela se han sumado a esta afirmación: “Hemos visto la presencia de células de Hizbulá en países como Venezuela”, ha subrayado el presidente de Colombia. Iván Duque ha llamado a los demás países de la región a compartir información para lanzar “alertas migratorias” con el objetivo de saber cuándo alguien incluido en alguna lista negra entre en algún Estado de la región. “Todo esto nos permitirá detectar células de Hizbulá, Daesh o Al-Qaeda, pero también del ELN (Ejército de Liberación Nacional) o de las disidencias de las FARC”, ha apuntado el mandatario colombiano. Colombia ha añadido recientemente a Hizbulá en su lista de organizaciones terroristas como ya lo hizo EEUU. 

Del mismo modo, Juan Guaidó, presidente interino de Venezuela reconocido como tal entre otros países por EEUU y la Unión Europea, ha declarado durante su asistencia al Foro Económico Mundial de Davos que Hizbulá mantiene células activas en Venezuela y ha afirmado que el Gobierno de Caracas ha entregado 17 pasaportes ilegalmente cada día a diferentes ciudadanos iraníes en los últimos años. Guaidó ha hecho un llamamiento a EEUU y otros Estados de Europa para que continúen la presión sobre el régimen de Maduro. 

Hasta el 30 por ciento de combatientes de los grupos armados ilegales en la región de la frontera oriental de Colombia son venezolanos
AFP/JUAN PABLO BAYONA - Hasta el 30 por ciento de combatientes de los grupos armados ilegales en la región de la frontera oriental de Colombia son venezolanos

La respuesta del Gobierno de Nicolás Maduro al despliegue de efectivos estadounidenses en la vecina Colombia no se ha hecho esperar. “Venezuela está preparada para cualquier contingencia. Si ellos van a invitar a bailar jaropo (baile popular del país) que compren alpargatas”, ha declarado el presidente de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), Diosdado Cabello. Nicolás Maduro anunció a comienzos de año que el próximo mes de febrero la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) realizará “los primeros ejercicios militares” del 2020 para entrenar “la defensa de las ciudades”. 

“El pueblo venezolano está dispuesto en cualquier terreno, si es en elecciones, es con elecciones; si es diálogo, es diálogo; si es con violencia, ya lo demostraremos, ¡nosotros venceremos!”, ha añadido Cabello. El presidente de la ANC también ha señalado que Guaidó “se fue a reunir con sus amos” durante su viaje por Bogotá y diferentes capitales europeas. Nicolás Maduro ha pedido este jueves al secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, la creación de una comisión para supervisar los comicios legislativos que tienen prevista su celebración en Venezuela a lo largo de 2020, aunque la oposición del país todavía no ha decidido si participará o no en ellos. 

Diosdado Cabello, presidente de la ANC
AVN - Diosdado Cabello, presidente de la ANC

Sin embargo, parece que la llegada de efectivos estadounidenses a Colombia ha llegado en un momento de debilidad del Ejecutivo en Bogotá por controlar ciertas partes del país, especialmente la frontera con Venezuela, según ha afirmado Human Rights Watch (HRW) en un informe publicado este miércoles. La organización internacional ha documentado los crímenes cometidos por el ELN y otras organizaciones armadas y que han conseguido controlar la vida social, económica y política de Arauca y Apure cometiendo, entre otros crímenes, homicidios y violencias sexuales que están quedando impunes de forma generalizada. 

“Los redientes de Arauca y Apure viven aterrorizados, mientras los grupos armados imponen sus propias reglas, reclutan niños, amenazan a residentes y castigan a quienes desobedecen incluso con la muerte o con meses de trabajo forzado”, ha expresado José Miguel Vivanco, director para las Américas de HRW en la presentación del informe. “Los grupos operan con una impunidad casi absoluta a ambos lados de la frontera, y especialmente en Venezuela actúan en ocasiones con la convivencia de miembros de las fuerzas de seguridad y autoridades locales”, ha añadido. El informe ha concluido que estos grupos armados han impuesto una serie de normas como toques de queda, prohibición de delitos como la violación sexual, el robo y el homicidio y la “reglamentación de actividades cotidianas como la pesca, el pago de deudas y hasta el horario de cierre de bares”. 

Miembros de las FARC durante una formación en el campamento Los Robles de las FARC, Colombia, el 25 de enero de 2017
REUTERS/FEDERICO RIOS - Miembros de las FARC durante una formación en el campamento Los Robles de las FARC, Colombia, el 25 de enero de 2017

Ante esta publicación, el Gobierno de Colombia ha afirmado este jueves que sí existe un control institucional y militar en el departamento de Arauca y la frontera con Venezuela: “Las Fuerzas Militares hacen presencia permanente en el departamento con una Fuerza de Tarea, una brigada territorial y 15 unidades tácticas del Ejército Nacional, un Batallón de Infantería de Marina de la Armada Nacional, además de la presencia de la Policía Nacional en todos los municipios”, ha asegurado el Ministerio de Defensa colombiano en un comunicado. 

Colombia adquirió el estatus de socio global de la OTAN en 2018, convirtiéndose así en el primer país latinoamericano en establecer lazos de esta manera con la organización transatlántica. Desde aquella vinculación que guardaba un gran carácter político, han sido poco notables las medias tomadas en conjunto sobre el terreno entre el país latinoamericano y la organización con sede en Bruselas. Es por esto por lo que la medida anunciada esta semana se ha constituido como una de las primeras acciones notables en suelo colombiano por parte del Ejército de EEUU, con especial atención a la situación y los movimientos del régimen venezolano en los próximos meses y a la actividad de las diferentes organizaciones armadas a lo largo de la frontera.