El asesor de Biden viaja a Oriente Medio para tratar la situación en Libia, Gaza y Yemen

Jake Sullivan se ha reunido con el presidente egipcio, Abdel Fattah El Sisi, y con el príncipe heredero saudí, Mohamed bin Salman
atalayar_biden

REUTERS/TOM BRENNER  -   El presidente de Estados Unidos, Joe Biden

Un mes después de la retirada estadounidense de Afganistán, Washington vuelve a de Oriente Medio para reafirmar su papel como mediador y observador en los conflictos de la zona. Jake Sullivan, consejero de Seguridad Nacional y asesor del presidente Joe Biden, se ha desplazado a la región junto con Brett McGurk, coordinador de la Casa Blanca para Oriente Medio y África del Norte. Ambos han viajado a Arabia Saudí, Emiratos Árabes Unidos y Egipto para abordar cuestiones clave como el panorama político en Libia, el conflicto palestino-israelí y la guerra de Yemen.

Elecciones y mercenarios, los asuntos principales en Libia

Libia lleva inmersa en la inestabilidad y en el caos desde la caída de Muamar Gadafi en 2014. Después de un alto el fuego pactado en 2020 entre las partes enfrentadas del conflicto se acordó organizar unas elecciones que, después de posponerlas varias veces, finalmente se celebrarán el 24 de diciembre. Además de la guerra civil, varias potencias extranjeras han intervenido en el conflicto, llegando incluso a enviar mercenarios para apoyar a los diferentes bandos involucrados.

atalayar_jake sullivan
REUTERS/TOM BRENNER - El asesor de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, Jake Sullivan

Durante el encuentro en El Cairo, Sullivan y El Sisi hablaron sobre la organización de los comicios y de la “retirada de las tropas extranjeras y mercenarios”. Rusia, por ejemplo, refuerza su apoyo a Khalifa Haftar a través de los combatientes del grupo Wagner. Turquía también ha enviado militares que luchan por el Gobierno de Acuerdo Nacional (GAN).

“Acordaron (Sullivan y El Sisi) intensificar la coordinación bilateral y con los socios internacionales en los preparativos para las próximas elecciones en Libia, así como la retirada de las tropas extranjeras y mercenarios”, señaló el comunicado emitido tras la reunión. Sullivan y El Sisi abordaron también la “unificación de las fuerzas armadas”.

El futuro de estos paramilitares es uno de los principales desafíos de la comunidad internacional respecto a la situación libia. Muchos países reafirman la necesidad de expulsar a estos mercenarios, aunque otros como Sudán alertan del peligro de devolver a estos combatientes a sus países. Dentro de estos grupos hay un gran número de sudaneses, sirios, turcos y rusos.

atalayar_guerra libia
PHOTO/REUTERS - Fotografía de archivo de la ciudad libia de Sirte

“El presidente ha enfatizado la importancia que Egipto otorga al éxito de la vía política y la retirada de todas las tropas extranjeras de Libia”, señaló el comunicado emitido tras la reunión.

El Cairo está teniendo un papel clave dentro del proceso político libio. En septiembre, El Sisi se reunió con Khalifa Haftar, líder del Ejército Nacional Libio (LNA), el presidente del Parlamento, Aguila Saleh, y el primer ministro, Abdul Hamid Dbeibah. El presidente egipcio destacó la importancia de las próximas elecciones y se comprometió a apoyarlas.

Egipto también tuvo un rol significante tras el cese de hostilidades entre Israel y Hamás el pasado mes de mayo. El ministro de Relaciones Exteriores, Sameh Shoukry, se reunió tanto con Gabi Ashkenazi, exministro israelí, como con Ismail Haniye, líder de Hamás, para consolidar las condiciones de la tregua. Además del mantenimiento de este alto el fuego, en la reunión también se discutieron los esfuerzos para la reconstrucción de la Franja de Gaza.

atalayar_egipto-israel
Foto de archivo - Naftali Bennett y Abdel Fattah Al-Sisi

Antes del viaje, la Casa Blanca recalcó “el papel de Egipto en la promoción de la seguridad y la prosperidad tanto para israelíes como para palestinos tras la visita del primer ministro israelí Naftali Bennet a Egipto a principios de este mes”. En el encuentro entre El Sisi y Bennet en Sharm el-Sheikh se “sentaron las bases para que los lazos profundos avancen”, aseguró el primer ministro hebreo.

Yemen, otro punto clave dentro de la gira de Sullivan por Oriente Medio

Previamente, Sullivan se trasladó a Arabia Saudí, donde se reunió con el príncipe heredero Mohamed bin Salman. El punto principal de este encuentro fue Yemen, aunque también abordaron “una variedad de asuntos bilaterales, regionales y globales”. Desde el 2014 se libra una cruenta guerra en el país de la península arábiga que ha provocado la peor crisis humanitaria del mundo. Igualmente, el conflicto vulnera los derechos humanos de los yemeníes constantemente. Riad es un actor principal dentro de esta guerra, ya que mantiene un enfrentamiento en el país contra los rebeldes hutíes, una milicia chií relacionada con Irán.

atalayar_MBS
AFP/ FAYEZ NURELDINE - El hijo del rey Salman, Mohamed bin Salman

Según informó un alto diplomático estadounidense, Sullivan y bin Salman discutieron sobre los esfuerzos para establecer la paz en Yemen. “Tuvieron una conversación detallada sobre el conflicto en Yemen y ambas partes respaldaron los esfuerzos del nuevo enviado especial de la ONU a Yemen, Hans Grundberg, y acordaron intensificar el compromiso diplomático con todas las partes relevantes”, declaró. En esta charla también estuvo presente Tom Lenderking, enviado especial de Estados Unidos a Yemen.

Sullivan aprovechó el encuentro con el príncipe saudí para agradecer “la hospitalidad de Arabia Saudí al permitir que miles de afganos en riesgo transitaran por territorio saudí”. El acercamiento entre Riad y Teherán y el historial de Arabia Saudí en derechos humanos también estuvieron presentes en la reunión. En este aspecto, Sullivan destacó “los valores de la política exterior estadounidense debajo el liderazgo del presidente Biden y la importancia de los derechos humanos en las relaciones de EE. UU. con sus socios y aliados”.

GUERRA-YEMEN
PHOTO/AP - En esta foto de archivo del 13 de abril de 2017, los yemeníes presentan documentos para recibir raciones de alimentos proporcionadas por una organización benéfica local, en Sanaa, Yemen

Sullivan también se ha reunido con el jeque Mohamed bin Zayed, príncipe heredero de Abu Dhabi.

Los tres Estados que han visitado Sullivan y McGurk son importantes aliados de Estados Unidos en la región. Aunque actualmente las relaciones entre Washington y El Cairo no pasan por su mejor momento después de que la Administración Biden decidiese suspender 130 millones de dólares en ayuda militar a Egipto por cuestiones de derechos humanos.

Desde la llegada de Biden a la Casa Blanca, los lazos con Arabia Saudí también se han resentido. Recientemente, Riad firmó un acuerdo militar con Moscú y Biden ordenó desclafisicar documentos sobre la investigación de los atentados del 11-S después de las múltiples peticiones por parte de los familiares, que señalan directamente a Riad.

atalayar_arabia saudi
PHOTO/ Agencia de Prensa Saudita vía AP - El rey de Arabia Saudí preside la videoconferencia de los líderes mundiales del G20 y otros organismos desde su oficina de Riad

Asimismo, el pasado febrero, el Gobierno de Biden publicó un informe sobre la investigación del asesinato del periodista Jamal Khashoggi en el apunta al príncipe heredero saudí, Mohamed bin Salman, como principal responsable de la muerte del columnista de The Washington Post. El mandatario demócrata también decidió eliminar a los hutíes, enfrentados con Riad en Yemen, de la lista de grupos terroristas.

Estados Unidos no planea “normalizar o mejorar” las relaciones con Siria

Paralelamente a la gira estadounidense por Oriente Medio, un portavoz del Departamento de Estado en Washington aseguró que el Gobierno no tiene intención de establecer vínculos formales con Damasco. La guerra en Siria, al igual que la de Yemen o el conflicto palestino-israelí, es otro de los principales desafíos de la región.

atalayar_guerra siria
AP/GHAITH AL-SAYED - Escenas como esta han sido habituales en los últimos diez años en Siria

“Estados Unidos no normalizará ni mejorará las relaciones diplomáticas con el régimen de Assad ni alentaremos a otros a hacerlo, debido a las atrocidades infringidas por el régimen de Assad al pueblo sirio”, afirmó el portavoz a Reuters después de que un periodista le preguntase si Washington estaba apoyando el acercamiento entre Jordania y Siria después de que Amán reabriera su principal cruce fronterizo con Siria.

Washington suspendió sus relaciones con Siria en 2012 y, desde entonces, ha impuesto sanciones contra el país, destrozado por la guerra que comenzó en 2011.