El futuro de Afganistán tras la retirada de Estados Unidos

Por primera vez en 20 años, no hay fuerzas norteamericanas en territorio afgano
evacuacion-aeropuerto-kabul

 -  

La decisión de Joe Biden de finalizar la retirada de sus tropas antes del 31 de agosto se ha llevado a cabo de forma estricta, aunque no del todo eficaz. A pesar de las numerosas peticiones por parte de varios países, el presidente estadounidense no dio su brazo a torcer y, ahora, por primera vez en los últimos 20 años, Estados Unidos no contará con fuerzas militares dentro de las fronteras de Afganistán. Además, aun habiendo evacuado a más de 5.500 ciudadanos estadounidenses del país afgano, hay otros muchos que no han abandonado el territorio bien por decisión propia para quedarse con sus familiares, o bien porque les ha sido imposible debido a la caótica situación que vive el aeropuerto de Kabul.

“La retirada de esta noche significa tanto el final de la evacuación del material militar como el fin de casi 20 años de misión iniciada en Afganistán poco después del 11 de septiembre”, decía el general norteamericano, Kenneth McKenzie, quien se refirió a la ocupación de Afganistán como “una misión que entregó a la Justicia a Osama bin Laden junto con otros elementos de Al-Qaeda”. También añadió que el embajador de Estados Unidos en Afganistán, Ross Wilson, y el general Chris Donahue fueron las dos últimas personas en partir desde la capital afgana.evacuacion-kabul

Algo más de 114.000 personas han sido transportadas en avión desde el aeropuerto de la capital a lo largo de estas últimas dos semanas, como parte del esfuerzo de Estados Unidos. La administración Biden aseguró esperar que los talibanes continuaran permitiendo que los estadounidenses y demás personas extranjeras que se encontraban en el país salieran de Afganistán de manera segura después de que se completara la retirada militar estadounidense, como se ha conseguido dentro del plazo establecido. Pero la preocupación, no sólo de los norteamericanos, sino de todos los países que aún tienen nacionales en Afganistán, es cómo se irán si no hay un aeropuerto operativo.

Según una declaración conjunta emitida por Reino Unido y Estados Unidos, entre otros, el domingo, los talibanes se comprometieron a permitir que todos los ciudadanos extranjeros y afganos que tengan un pasaporte extranjero puedan abandonar las fronteras de forma segura. No obstante, el ministro de Relaciones Exteriores de Turquía, Mevlut Cavusoglu, cuyo país ha sido responsable de la seguridad del aeropuerto de Kabul durante los últimos seis años como parte de una misión de la OTAN, dijo que el aeropuerto necesitaba reparaciones antes de que pudiera reabrirse a los vuelos civiles en unas declaraciones el mismo domingo.evacuacion-kabul-afganistan

En cuanto a las relaciones con los talibanes, el país liderado por Joe Biden ya ha manifestado su intención de no dejar ningún tipo de representación estadounidense en tierras afganas, al menos hasta nueva orden. Próximamente decidirán “sus próximos pasos basándose en las acciones de los talibanes”, explican desde la Casa Blanca. Por su parte, otros como Reino Unido, dijeron que ningún país debería celebrar acuerdos bilaterales con aquellos que reconozcan a los talibanes como gobernantes de Afganistán, mientras que Francia propuso reconocer al nuevo gobierno, eso sí, bajo ciertas condiciones, como el respeto por los derechos humanos o por los de las mujeres.

Las conversaciones con los talibanes son complicadas y no parece que Estados Unidos esté por la labor de ceder – algo que siempre le ha costado y que ha llevado a situaciones como la que se lleva años viviendo con el JCPOA desde la salida unilateral del tratado –. El trabajo por preservar la seguridad de las personas que no han podido abandonar Afganistán ya está en marcha, pero tampoco es algo sencillo debido al caos que atraviesa la capital. A todo ello hay que añadir la creciente amenaza que representan los grupos armado. La semana pasada, un ataque de un terrorista suicida del ISIS mató a más de 180 personas en las afueras del aeropuerto de Kabul. Un rompecabezas de difícil solución y que debe solucionarse a contrarreloj ante los miles de vidas que están en juego.