El inventor marroquí Majid el-Bouazzaoui gana el Gran Premio iCAN 2019

El certamen científico, celebrado en Toronto, ha premiado un dispositivo propuesto por El-Bouazzaoui para acelerar la transmisión de datos en redes 5G
Cartel promocional del certamen iCAN 2019

iCAN 2019  -   Cartel promocional del certamen iCAN 2019

La ciencia marroquí recibe un prestigioso reconocimiento internacional. El inventor Majid el-Bouazzaoui ha sido galardonado con el Gran Premio del concurso iCAN 2019, concedido en Toronto, Canadá, y en el que han participado 50 países. El galardón le ha sido concedido por su invención de un dispositivo que permite transmitir datos a mayor velocidad a través de redes 5G. 

El científico, de 42 años, no ha podido estar presente en la gala de entrega. En su lugar, ha recogido el premio Aniss al-Kamari, consejero de inversiones de la Financière Banque Nationale, con sede en la ciudad canadiense de Montreal. Al-Kamari ha estado acompañado en la ceremonia por varias representantes de Marruecos en Canadá. Han asistido al acto Souriya Othmani, embajadora de Marruecos en Canadá, así como Khamissa Mofadel Khamsi, presidenta de la Cámara de Comercio Canadá-Marruecos; Malika Monir, vicepresidenta de la asociación de mujeres marroquíes-canadienses Argana; y Nadia Rachadi, vicepresidenta de la Asociación Marroquí de Toronto. El-Bouazzaoui ha agradecido su presencia en el evento a todas a través de sus cuentas en redes sociales.

Annis al-Kamari, ejecutivo de banca afincado en Montreal, ha recogido el Gran Premio del iCAN 2019 en nombre de El-Bouazzaoui
Annis al-Kamari, ejecutivo de banca afincado en Montreal, ha recogido el Gran Premio del iCAN 2019 en nombre de El-Bouazzaoui

La aportación por la que ha sido premiado El-Bouzzaoui consiste en reducir el número de transistores que se emplean en los circuitos de digitalización de los datos en los sensores. El funcionamiento de un sensor, básicamente, consiste en que capta datos analógicos del medio en que se encuentra. A través circuitos nanotecnológicos, transforma esa información en datos digitales asimilables por otros dispositivos; datos que llegan a ellos a través de redes 5G. El invento de El-Bouazzaoui permite que el proceso de generación y, por consiguiente, de transmisión de la información digital se produzca de manera más rápida y eficiente.

La innovación del científico marroquí podrá aplicarse para mejorar la generación de información analizable en diversos campos científicos. Abre nuevas posibilidades para potenciar tecnologías como el internet de las cosas, los llamados ‘wearables’ (dispositivos electrónicos que el usuario lleva consigo y que generan datos constantemente), la robótica, las ciudades inteligentes, los coches autónomos, la construcción de edificios inteligentes e, incluso, la medicina. Se podrán obtener más datos y a mayor velocidad acerca de la temperatura en una habitación, sobre el nivel de luminosidad de una calle o sobre las constantes vitales de un paciente en una operación, por poner algunos ejemplos. El incremento de información disponible originará, a su vez, que sectores como el ‘big data’ y la minería de datos adquieran mayor pujanza.

Una trayectoria prolífica

El Gran Premio del iCAN 2019 no es, desde luego, el primer reconocimiento de prestigio que recibe El-Bouazzaoui, uno de los inventores más reputados de Marruecos. Con formación tanto científica como administrativa, ha trabajado durante años en el apartado de procesamiento de datos, su especialidad, en empresas privadas e instituciones de servicio público. En el curso de los años, su buen hacer le ha valido la incorporación a numerosos organismos internacionales de renombre. Desde 2016, es miembro del Comité Ejecutivo de la Federación Internacional de Asociaciones de Inventores (IFIA, en sus siglas en inglés). En mayo de este año, fue nombrado embajador en Marruecos del Congreso Mundial por la Paz, la Tolerancia, la Innovación y la Ciencia, que agrupa a más de 40 países. 

En su país natal, es presidente de la asociación OFEED, que promueve la celebración de conferencias científicas y certámenes en Marruecos, así como la participación de inventores del país en concursos internacionales. Integrada en el marco de la IFIA, busca fomentar la creatividad y la innovación en los equipos de trabajo científico en universidades, instituciones gubernamentales y empresas. Según afirma OFEED en su página web, las circunstancias son propicias: “El reino de Marruecos ha jugado un papel muy destacado en la valorización de la propiedad industrial y comercial en el área del Magreb, lo que lo convierte en un entorno atractivo para la emergencia de ideas nuevas e innovadoras”.

El-Bouazzaoui también ha recibido diversas distinciones concretas en salones internacionales. En 2018, le fue otorgada la Medalla de Oro del Salón Internacional de Invenciones de Ginebra. El año anterior, recibió el mismo galardón en ferias científicas en Irán, Arabia Saudí, Corea del Sur, Polonia, Malasia, Taiwán e India, entre otros. Recientemente, se le ha concedido uno de los Premios de Liderazgo otorgados en Reino Unido por el Ejecutivo.