PUBLICIDAD

Iberdrola

El suministro de gas a Europa, factor clave en la crisis de Ucrania

Rusia ha advertido que si se desconecta del sistema de pago internacional SWIFT, tal y como propusieron la UE y EE. UU., Europa no recibirá suministros energéticos
AFP/OLGA MALTSEVA

AFP/OLGA MALTSEVA  -   Logotipo de Gazprom durante el Foro Internacional del Gas, en el Centro de Convenciones y Exposiciones Expoforum de San Petersburgo

La actual crisis en Ucrania ha puesto de manifiesto la fuerte dependencia energética por parte de Europa hacia Rusia. Aunque la Unión Europa prefiera seguir la política exterior marcada por Washington respecto a Moscú, es innegable que en caso de un enfrentamiento el gran perdedor sería Europa. En medio de una grave crisis energética, el continente podría quedarse sin el suministro de gas ruso; no solo porque Rusia pueda decidir suspender el abastecimiento, algo que algunos analistas descartan, sino porque, tal y como han anunciado Bruselas y Washington, las sanciones afectarían a las relaciones comerciales y económicas con empresas rusas, como el gigante energético Gazprom.

La compañía estatal rusa es el principal proveedor de gas a Europa. Según cifras de la Oficina Europea de Estadística (Eurostat), en los últimos años las tres cuartas partes del gas que importan los países de la Unión Europea proceden de la empresa rusa. De acuerdo con datos de Statista recogidos por el medio NIUS, mientras en algunos países como España o Países Bajos el suministro de gas ruso no supera el 11%, otros como Finlandia o Letonia importan más del 90%. Esta es la tendencia predominante entre los países de Europa central y del Este.

Un trabajador ruso durante una ceremonia que marca el inicio de la construcción del gasoducto Nord Stream en la bahía de Portovaya, a unos 170 kms (106 millas) al noroeste de San Petersburgo, Rusia, el 9 de abril de 2010 AP/DMITRY LOVETSKY
AP/DMITRY LOVETSKY - Un trabajador ruso durante una ceremonia que marca el inicio de la construcción del gasoducto Nord Stream en la bahía de Portovaya, a unos 170 kms (106 millas) al noroeste de San Petersburgo, Rusia, el 9 de abril de 2010

Aunque si hay un país europeo que destaca en este aspecto es Alemania. La nación, que importa más de la mitad de sus suministros a Rusia, ha sido descrita por el periódico Frankfurter Allgemeine Zeitung como el “el principal cliente de Gazprom”. Por este motivo, la postura de Berlín en algunas cuestiones respecto a Rusia ha diferido de las de sus aliados europeos y estadounidenses. Por ejemplo, en el caso del gasoducto Nord Stream 2. Este proyecto, además de beneficiar a Rusia también beneficia a Alemania y varias empresas nacionales, como Uniper y Wintershall DEA, inversores del proyecto.

Esta foto de archivo tomada el 21 de diciembre de 2004 muestra al presidente ruso Vladimir Putin (izq.) y al entonces canciller alemán Gerhard Schroeder (der.) durante una conferencia de prensa tras las conversaciones sobre acuerdos energéticos y la venta del desmantelado grupo petrolero Yukos AFP/ALEXANDER NEMENOV
AFP/ALEXANDER NEMENOV - Esta foto de archivo tomada el 21 de diciembre de 2004 muestra al presidente ruso Vladimir Putin (izq.) y al entonces canciller alemán Gerhard Schroeder (der.) durante una conferencia de prensa tras las conversaciones sobre acuerdos energéticos y la venta del desmantelado grupo petrolero Yukos

A pesar de que el Gobierno alemán haya suspendido el proceso de certificación del gasoducto, este proyecto ha despertado controversias entre Alemania y Estados Unidos. Berlín llegó a tachar de “injerencia” a las sanciones impuestas por el expresidente Donald Trump a Nord Stream 2. La cuestión entorno a Nord Stream 2 también crea divisiones dentro de Alemania. Mientras el Ministerio de Defensa defiende que el gasoducto debe separarse de la disputa en Ucrania, el Ministerio de Asuntos Europeos aboga por no aprobar el proyecto debido a las acciones rusas en la frontera. 

El canciller alemán Olaf Scholz PHOTO/REUTERS
PHOTO/REUTERS - El canciller alemán Olaf Scholz

Asimismo, durante la actual crisis entre la OTAN y Moscú, Alemania está desarrollando una política diferente a la de sus socios. El canciller Olaf Scholz ha decidido no enviar armas directamente a Ucrania, algo que ha provocado críticas desde Kiev.

Polonia busca reducir su dependencia de Rusia acercándose a los países del golfo Pérsico

A pesar de la gran relevancia que tiene Gazprom para la energía europea, la compañía ha sido blanco de sanciones por parte de países occidentales. La Administración del expresidente estadounidense Barack Obama optó por penalizar a la firma, además de sancionar a su filiar petrolera, Gazprom Neft. También Polonia, país europeo que recibe al menos un 50% de gas ruso, según datos de la Compañía Polaca de Red Eléctrica (PGE), decidió penar a Gazprom en 2020 con una multa de 6.500 millones de euros por la construcción del polémico gasoducto Nord Stream 2. La Oficina de Competencia y Protección de los Consumidores de Polonia consideró que este proyecto podría atentar contra la libre competencia.

Fotografia de archivo, el presidente de Polonia, Andrzej Duda (izquierda), y el emir de Catar, el jeque Tamim Bin Hamad Al-Thani, se dan la mano durante una ceremonia de bienvenida en el patio del palacio presidencial de Polonia, el 5 de mayo de 2017 AFP/ JANEK SKARZYNSKI
AFP/ JANEK SKARZYNSKI - Fotografia de archivo, el presidente de Polonia, Andrzej Duda (izquierda), y el emir de Catar, el jeque Tamim Bin Hamad Al-Thani, se dan la mano durante una ceremonia de bienvenida en el patio del palacio presidencial de Polonia, el 5 de mayo de 2017

Varsovia es uno de los principales detractores de Nord Stream 2 ya que las autoridades del país buscan reducir su dependencia del gas ruso. En este sentido, la compañía de gas polaca, PGNiG espera no tener que comprar más gas ruso a partir de 2022, año en el que finaliza su acuerdo a largo plazo con Gazprom. “Suponemos que después de 2022 no nos veremos obligados a comprar gas de Gazprom. Esta es nuestra estrategia. Por eso estamos diversificando el suministro de gas a Polonia, para garantizar la seguridad energética”, declaró Pawel Majewski, presidente ejecutivo de la compañía, a la agencia de noticias Reuters. Respecto a Nord Stream 2, Majewski, señaló que si comienza a funcionar debe operar “de acuerdo con la ley europea”. Por territorio polaco pasa otro gasoducto, Yamal-Europa, que también atraviesa Bielorrusia y Alemania. Nord Stream, por el contrario, recorre el mar Báltico hasta la costa norte alemana.

El presidente ruso Vladimir Putin, a la izquierda, y Alexei Miller, director general del gigante ruso del gas natural Gazprom, asisten a una reunión sobre la ejecución de grandes proyectos de inversión en el Lejano Oriente ruso como parte de su viaje a la central hidroeléctrica de Nizhne-Bureiskaya en Novobureyskiy, Rusia KREMLIN/ALEXEI NIKOLSKY via AP
KREMLIN/ALEXEI NIKOLSKY via AP - El presidente ruso Vladimir Putin, a la izquierda, y Alexei Miller, director general del gigante ruso del gas natural Gazprom, asisten a una reunión sobre la ejecución de grandes proyectos de inversión en el Lejano Oriente ruso como parte de su viaje a la central hidroeléctrica de Nizhne-Bureiskaya en Novobureyskiy, Rusia

Con el objetivo de reducir el suministro de energía rusa, Polonia ha comenzado a establecer relaciones comerciales con países del golfo Pérsico, como Qatar o Arabia Saudí. Con Riad, Varsovia ha firmado un acuerdo por el que la empresa estatal Saudí Aramco adquirirá una participación del 30% en la segunda mayor refinería de petróleo de Polonia, ubicada en la ciudad báltica de Gdansk. La compañía saudí aumentará los suministros de petróleo de la refinería polaca, llegando a alcanzar entre 200.000 y 337.000 barriles al día.

: Petrolero de gas natural licuado (GNL), el DUHAIL. El petrolero qatarí, que fue construido para transferir GNL desde Qatar a Europa y Estados Unidos PHOTO/REUTERS
PHOTO/REUTERS - Petrolero de gas natural licuado (GNL), el DUHAIL. El petrolero qatarí, que fue construido para transferir GNL desde Qatar a Europa y Estados Unidos
Qatar, ¿alternativa al gas ruso?

Por otra parte, Doha se ha convertido en uno de los principales proveedores de gas de Polonia. Mediante un acuerdo entre PGNiG y Qatargas, la empresa energética catarí suministrará al país europeo un millón de tonelada de gas hasta 2034. Ambas empresas han continuado reforzando esta cooperación. En 2017 Qatargas acordó incrementar los volúmenes de gas natural licuado (GNL) que suministra a la compañía polaca a 2 millones de toneladas. Maciej Woźniak, vicepresidente del Consejo de Administración de Asuntos Comerciales, se refirió a este acuerdo como “el mayo contrato de Qatargas en Europa”.

Qatar también se ha convertido en la principal alternativa al gas ruso para otros países. Joe Biden se reunirá con el emir Tamim bin Hamad Al Thani en Washington a finales de este mes con el objetivo de abordar el envío de gas licuado catarí a Europa en caso de un conflicto con Rusia. “Estados Unidos prometió respaldar a Europa si hay escasez de energía debido a conflictos o sanciones”, aseguró un alto funcionario del Departamento de Estado a Reuters.

Combinación de imágenes de archivo, del residente estadounidense Joe Biden y del presidente ruso Vladimir Putin AFP/MANDEL NGAN MIKHAIL METZEL
AFP/MANDEL NGAN MIKHAIL METZEL - Combinación de imágenes de archivo, del residente estadounidense Joe Biden y del presidente ruso Vladimir Putin

Sin embargo, varios medios de comunicación han señalado la posibilidad de que Qatar no pueda hacer frente al suministro de gas de Europa. Tal y como informa Al-Arabiya News, varios expertos han advertido que los volúmenes de gas licuado que puedan enviar a Europa algunas empresas cataríes, mencionando en concreto a Qatar Energy, serían demasiado pequeños para marcar una gran diferencia. También, de acuerdo con Bloomberg, Qatar solo ha enviado seis cargamentos de gas al noreste de Europa desde mediados de diciembre, mientras que Estados Unidos mandó 42 durante el mismo período.

La mayoría de cargamento de Qatar es enviado a Asia, donde Doha mantiene acuerdos que no puede suspender. Países asiáticos como Japón, Corea del Sur e India suponen el 75 % de las exportaciones de gas catarí, de acuerdo con las cifras de 2020 de la autoridad estadística nacional (PSA) de Catar. El resto se exporta a Europa y América Latina.

Trabajos en la obra del gasoducto Nord Stream 2 en Lubmin, al noreste de Alemania AFP/TOBIAS SCHWARZ
AFP/TOBIAS SCHWARZ - Trabajos en la obra del gasoducto Nord Stream 2 en Lubmin, al noreste de Alemania

Las autoridades del país también han alertado sobre la situación. Saad al-Kaabi, ministro de Energía de Qatar, aseguró el pasado mes de octubre que el país no podía bombear más gas para ayudar a mitigar los precios que aumentaron el año pasado debido a la pandemia del coronavirus. “Estamos produciendo a la máxima capacidad. Estamos produciendo todo lo que podemos”, afirmó. En este contexto, tal y como informa Ashraq Business, Doha está destinando alrededor de 30 mil millones de dólares para aumentar su capacidad de producción en un 50%, pero este proyecto no finalizará hasta dentro de cinco años.

Rusia no tiene planes de suspender el suministro, siempre y cuando no sea aislada del sistema SWIFT

Europa comenzó a recibir gas natural ruso en la década de 1970, durante la época de la Unión Soviética. Thane Gustafson, experto en política rusa, indica en su libro Kimat que, incluso en el apogeo de la Guerra Fría, Moscú no cerró las exportaciones de gas. Por otra parte, durante la disputa entre Ucrania y Rusia por el gas en 2009, solo se interrumpió el flujo de gas a través de ese país y de manera fugaz.

Mapa de Europa en el que se muestra la red de gasoductos en construcción y operativos, destacando los procedentes de Rusia AFP/AFP
AFP/AFP - Mapa de Europa en el que se muestra la red de gasoductos en construcción y operativos, destacando los procedentes de Rusia

Si las actuales tensiones entre la OTAN y Rusia no aumentan y la Unión Europea no aprueba sanciones económicas, Moscú no plantea frenar el suministro de gas a Europa. Gregor Pett, vicepresidente ejecutivo de análisis de mercado de Uniper, una compañía energética alemana, ha explicado en una entrevista reciente que Rusia busca mantener su reputación de proveedor de gas estable. Además, destaca que la exportación de gas representa un factor económico importante en el país.

Incluso cuando Alexander Lukashenko, presidente bielorruso, amenazó a Europa con frenar el suministro de gas durante la crisis migratoria, Putin indicó que esa decisión supondría una violación del contrario de tránsito de gas. Además, el presidente ruso optó por elevar el suministro a través de gasoducto Yamal-Europa. Según informó la agencia de noticias TASS, el volumen de gas ascendió 860.000 metros cúbicos por hora, frente a los 360.000 anteriores.

Soldados ucranianos de pie en un puesto de control cerca de la línea de separación de los rebeldes prorrusos, Mariupol, región de Donetsk, Ucrania AP/ANDRY DUBCHANK
AP/ANDRY DUBCHANK - Soldados ucranianos de pie en un puesto de control cerca de la línea de separación de los rebeldes prorrusos, Mariupol, región de Donetsk, Ucrania

No obstante, si Rusia es desconectada del sistema de pago internacional SWIFT, Europa no recibirá petróleo y gas, tal y como advirtió Nikolay Zhuravlev, vicepresidente del Consejo de la Federación (cámara alta del parlamento ruso). “Si Rusia se desconecta de SWIFT, no recibiremos monedas extranjeras. Los compradores, los países europeos en primer lugar, no recibirán nuestros productos: petróleo, gas, metales y otros componentes importantes de sus importaciones”, declaró Zhuravlev a TASS. Esta posibilidad se planteó durante la cumbre entre los ministros europeos de Asuntos Exteriores y Antony Blinken, aunque un grupo de países liderado por Alemania rechazó la propuesta