En Argelia, la industria de armamento crea 30.000 empleos civiles

 -  

Paco Soto

Pie de foto: Un vehículo militar de la marca Mercedes-Benz en Argelia.

Argelia es el país potencialmente más rico del Magreb. Los hidrocarburos son la principal fuente de producción y exportación del país magrebí. A pesar de esta riqueza, Argelia, desde que logró la independencia de Francia en 1962, no ha conseguido impulsar una economía sólida, equilibrada y competitiva. Años de socialismo burocrático, autoritario e ineficiente, además de la burocracia, la corrupción y el control de los hidrocarburos y otros sectores productivos por parte de clanes oligárquicos civiles y militares, han hundido la economía del país más potente del Magreb. Ahora bien, un sector que funciona relativamente bien en Argelia es la industria militar. Tiene su lógica en un país donde la cúpula de las Fuerzas Armadas es un poder fáctico que controla los servicios secretos y una parte importante de la actividad económica, e interviene directa e indirectamente en la vida política e institucional. Tanto es así que, según informaciones periodísticas, la industria del armamento, a través del Ministerio de Defensa Nacional (MDN), ha creado unos 30.000 puestos de trabajo civiles. Estos trabajadores están empleados en Empresas Públicas de carácter Industrial y Comercial (EPIC), según explicó a la agencia APS el director de fabricaciones militares en el MDN, general Rachid Chouaki.

El papel clave del MDN

“Empleamos entre 20.000 y 30.000 empleados civiles”, destacó el alto mando militar. Se da la circunstancia de que Argel ha sido estos días la sede durante casi una semana de la Feria de Producción Argelina, y esta vez el Ministerio de Defensa Nacional ha participado activamente en el evento a través de centenares de unidades de producción. La Dirección de Fabricaciones Militares (DFM) desempeño una labor muy importante en la citada manifestación económica, y el público argelino pudo ver y apreciar productos de la industria armamentística nacional destinados al mercado local civil y militar y la exportación. En Argelia, la DFM supervisa varias firmas integradas en las EPIC, sobre todo en el caso de la industria mecánica, el textil, el calzado, los componentes electrónicos y tecnológicos y el sector de la automoción. Es un claro ejemplo del poder e influencia que ejercen las Fuerzas Armadas en la vida económica nacional. “El alto mando del Ejército Nacional Popular (ANP) nos ha orientado para crear filiales en el marco de la cooperación [entre diversos sectores industriales] que estén conformes con las disposiciones de la ley de finanzas complementaria de 2009”, manifestó el general Chouaki. En este proceso en curso, es clave la colaboración entre diversos organismos del MDN y socios extranjeros.

Imagen eliminada.

Pie de foto 2: Una planta de fabricación de helicópteros en Argelia.

Estrecha colaboración industrial

La estrecha colaboración entre diversos sectores industriales argelinos ha permitido crear la Sociedad Argelina para la Producción de Vehículos Pesados de la marca Mercedes-Benz, en Rouiba (SAPPL-MB), una firma en manos de tres países: Alemania, Argelia y los Emiratos Árabes Unidos (EAU). La multinacional alemana tiene otras plantas productivas en el país magrebí: Tiaret, donde fabrica vehículos; y Oued Hamimine (Constantina), que produce motores de la marca Mercedes-Benz. El citado alto mando castrense valoró positivamente la creación de dicha sociedad industrial. Además, en Sidi Bel Abbes, la industria bélica fabrica componentes electrónicos que benefician al conjunto de la actividad económica. “Tenemos una plataforma de fabricación de radares y cámaras térmicas en esta wilaya (provincia) que producimos con marcas extranjeras”, recalcó el general Rachid Chouaki.

Imagen eliminada.

Pie de foto: El presidente argelino, Abdelaziz Bouteflika, y altos mandos militares en un acto institucional.

Textil y aeronáutica

Por otra parte, la DFM ha renovado varias fábricas textiles públicas que atravesaban dificultades económicas comprando el 60% del capital de cada una de ellas en diversas provincias del país. El objetivo es integrarlas en la Empresa Argelina de Textiles Industriales y Técnicos del Ministerio de Defensa Nacional. La industria aeronáutica es otro de los sectores donde participa activamente Defensa. Concretamente, este departamento del Estado se dedica a la reparación pero también a la producción de helicópteros en Aïn Arnet (Setif) en colaboración con el constructor italiano Leonardo. El proyecto será completamente operativo a finales del año que viene. Sobre las exportaciones, según aseguró el general Chouaki, el MDN exige a sus socios extranjeros que los productos argelinos sean tenidos en cuenta en los circuitos de distribución internacionales.