España dona a Marruecos la propiedad del Gran Teatro Cervantes de Tánger

 -  

The Diplomat

El Consejo de Ministros autorizó este viernes la firma y aplicación provisional del Protocolo entre España y Marruecos para la donación irrevocable al país magrebí de la propiedad del Gran Teatro Cervantes de Tánger.

Inaugurado en 1913, el Teatro Cervantes de Tánger fue donado al Estado español en 1928, cuando la ciudad estaba bajo el condominio internacional de varios países, entre ellos España. Durante muchos años, no sólo fue uno de los edificios para fines culturales más importantes de la ciudad, sino que llegó a convertirse en el teatro más grande y conocido del norte de África.

Desde la década de 1970, su estado de conservación se fue deteriorando a causa del abandono y el desuso, lo cual suscitó numerosas quejas.  En la actualidad, se trata de un inmueble de indudable valor arquitectónico y cultural que precisa una fuerte inversión para su rehabilitación, “algo que las distintas administraciones españolas no han podido ofrecer”, según ha reconocido el Gobierno.

Por ello, y tras estudiar las posibles opciones para su puesta en funcionamiento, se decidió proceder a su cesión a Marruecos, respondiendo así a la oferta del Gobierno marroquí de restaurar y gestionar el Teatro a cambio de la cesión de su propiedad y con el compromiso de mantener un componente español en la programación cultural del teatro. En caso de que no se lleve a cabo la restauración del inmueble o que éste se destine a fines distintos de los acordados, la propiedad del edificio será revertida a España.

Esta cesión se realizará mediante un Protocolo que por su forma y contenido constituye un tratado internacional, por lo que el texto posteriormente deberá ser objeto de autorización por las Cortes Generales.