Estados Unidos ofrece cinco millones de dólares por cualquier tipo de información que conduzca al arresto de Maikel Moreno

El presidente del Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela ha calificado estas acusaciones como “cobardes e infundadas”
Foto de archivo de Maikel Moreno, presidente del Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela

REUTERS/Manaure Quintero  -   Foto de archivo de Maikel Moreno, presidente del Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela

Estados Unidos ha ofrecido este martes una recompensa de cinco millones de dólares por cualquier tipo de información que conduzca al arresto o condena del ciudadano venezolano, Maikel José Moreno Pérez, por “participar en el crimen organizado transnacional”. Así lo ha anunciado el jefe de la diplomacia de Estados Unidos, Mike Pompeo, quien también ha informado de que Maikel Moreno, el presidente del Tribunal Supremo de Justicia chavista, y su mujer serán sancionados por parte del Ejecutivo norteamericano.

El diplomático estadounidense ha calificado a Moreno como un “compinche” del presidente venezolano, Nicolás Maduro y ha advertido de que “utilizó su posición de autoridad para beneficio personal, aceptando sobornos para influir en los resultados de los casos penales en Venezuela”. “Al designarlo públicamente hoy, estamos enviando un claro mensaje: Estados Unidos está firmemente en contra de la corrupción”, ha recalcado a través de la red social Twitter. 

Al mismo tiempo, el departamento de Estado ha emitido un comunicado en el que se señala que “en el marco del programa contra el crimen organizado transnacional, el Ejecutivo liderado por Donald Trump ha decidido ofrecer hasta cinco millones de dólares por cualquier tipo de información que lleve al arresto de Moreno”. En este mismo documento oficial, EEUU acusa a Moreno de delitos de lavado de dinero asociados al soborno, a raíz de una queja federal presentada el 12 de marzo de 2020 que acusa al presidente del TSJ venezolano de “aceptar sobornos a cambio de acciones judiciales, como ordenar a los jueves que desestimen casos particulares o liberen a acusados específicos”. 

El Secretario de Estado Mike Pompeo, durante una conferencia de prensa en el Departamento de Estado, el miércoles 24 de junio de 2020 en Washington
PHOTO/MANDEL NGAN via AP - El Secretario de Estado Mike Pompeo, durante una conferencia de prensa en el Departamento de Estado, el miércoles 24 de junio de 2020 en Washington

El magistrado – que ya estaba en la lista negra del Tesoro de Estados Unidos desde 2017 – ha sido acusado por los fiscales del estado de Florida de varios crímenes relacionados con varios sobornos que recibió en la nación latinoamericana.  El departamento de Estado de EEUU ha informado de que esta oferta de recompensa se realiza bajo el paraguas del Programa de Recompensas contra la Delincuencia Organizada Transnacional. Desde 1986, fecha en la que comenzaron estos programas, más de 75 criminales transnacionales han sido llevados ante la justicia. “Esta acción demuestra el compromiso del Departamento de Estado de apoyar los esfuerzos de aplicación de la ley y todo un enfoque gubernamental para combatir el crimen organizado transnacional”, reza el comunicado oficial. 

“El poder judicial de Venezuela no acepta tutelaje” 

Por su parte, el presidente del Tribunal Supremo de Justicia Venezolano ha respondido a estas acusaciones “ratificando su autonomía y la del Poder Judicial” de la nación latinoamericana, “ante cualquier pretensión injerencista que busque amedrentar y desviar el rumbo de la administración”. El magistrado venezolano ha definido la decisión de EEUU de ofrecer recompensa por cualquier tipo de información que lleve a su arresto como “acusaciones cobardes e infundadas” y ha anunciado que “mantendrá su lucha inquebrantable contra el flagelo de la corrupción en cualquiera de sus formas”. 

“No es la primera vez que pretenden atacarme los voceros del imperio norteamericano, en sus intentos torpes, desesperados, llenos de manipulaciones y mentiras, mediante los cuales buscan subvertir la institucionalidad democrática y la paz en Venezuela, pero no podrán lograrlo, porque la independencia y la soberanía de la Patria no están en discusión. Reitero que el Poder Judicial venezolano no acepta tutelaje alguno de ningún gobierno extranjero, en nuestro país nos debemos a la Constitución, a las leyes y al pueblo”, ha manifestado. 

Venezuela denuncia la “persecución obsesiva” por parte de la élite gobernante estadounidense 

En respuesta a este anuncio, el Ejecutivo Venezolano ha emitido un comunicado oficial en el que rechaza una vez más lo que ha calificado como “acciones ilegales y coercitivas” del Gobierno de Donald Trump contra el pueblo venezolano.  “En esta oportunidad irrespetan al Tribunal Supremo de Justicia […] mediante falsas acusaciones y la oferta de recompensas al estilo de los cowboys del salvaje y lejano oeste”, han denunciado. 

En esta misma declaración, el Gobierno liderado por Nicolás Maduro ha afirmado que “EEUU merece un Ejecutivo que se destaque por respetar el derecho internacional y no por violarlo”.  La nación norteamericana debería tener –según Maduro—“instituciones que se dediquen a resolver los graves problemas de su sociedad, incluyendo un sistema de justicia que se aboque, por ejemplo, a determinar la verdad y las responsabilidades de políticos y empresarios involucrados en las aberraciones del escandaloso caso Epstein”. 

Venezuela ha denunciado a través de este documento “la persecución obsesiva de la élite gobernante estadounidense contra el Gobierno y pueblos venezolanos”. Según el Gobierno de Maduro, este tipo de medidas están fabricadas “sobre falsas premisas y acusaciones”. “El Estado venezolano hará respetar las leyes nacionales e internacionales. Esta nueva acción de agresión será sumada al expediente contra funcionarios estadounidenses que Venezuela ha elevado a la Corte Penal Internacional”, concluye el comunicado.

La Guerra Fría que se libra en las aguas del Caribe 

Durante las últimas semanas, Teherán ha retado a Washington con el envío de varios petroleros a Venezuela. A principios del mes de julio, el departamento de Justicia presentó una demanda y una orden de incautación ante un tribunal del distrito de Columbia, para confiscar el petróleo iraní a bordo de cuatro buques que se dirigen hacia este mismo país, apenas una semana después de haber impuesto nuevas sanciones a los capitanes de los cargueros pertenecientes a la República Islámica.

La gente pasa por delante de una gasolinera con un cartel que dice "No hay gasolina", debido a la falta de petróleo en Caracas, el 14 de mayo de 2020 en medio del brote del coronavirus
AFP/ FEDERICO PARRA - La gente pasa por delante de una gasolinera con un cartel que dice "No hay gasolina", debido a la falta de petróleo en Caracas, el 14 de mayo de 2020 en medio del brote del coronavirus 

Venezuela – un país que cuenta con las mayores reservas de crudo del mundo -- sufre una grave escasez de gasolina, provocada por la mala gestión por parte del Gobierno y por las sanciones impuestas por Estados Unidos a su sector petrolero. Todo ello, mientras la nación presidida por Nicolás Maduro se enfrenta a una crisis sin precedentes provocada por la pandemia del coronavirus, que ha provocado la muerte de 120 personas y ha contagiado a alrededor de 12.774. 

La decisión de EEUU de poner precio a cualquier información que conduzca a la captura de Moreno es un nuevo capítulo de la tensión que define la relación entre el gigante norteamericano y Venezuela. El magistrado fue – según ha informado la agencia de noticias Infobae—uno de los autores de iniciativas como la declaración de desacato de la Asamblea Nacional.