Estados Unidos se compromete a apoyar a Túnez ante los desafíos económicos

El FMI ha pedido al país africano que lleve a cabo reformas económicas para reducir los déficits fiscales
Atalayar_Kais Saied

PHOTO/AFP  -   El presidente de Túnez, Kais Saied

Túnez se enfrenta a una fuerte crisis económica agravada por la pandemia de la COVID-19. El Fondo Monetario Internacional (FMI) ya ha pedido al país africano que lleve a cabo reformas económicas para reducir los déficits fiscales y la gran deuda del sector público, entre otras cosas recortando la masa salarial, las subvenciones y las transferencias a las empresas estatales.

Una delegación del Gobierno tunecino visitó Washington la semana pasada para mantener conversaciones con el FMI sobre un posible préstamo de 4.000 millones de dólares y sobre reformas para eliminar las subvenciones y reducir la enorme factura salarial del sector público.

Túnez se ha comprometido a reducir la factura salarial del sector público y a sustituir las subvenciones por ayudas directas a los necesitados, según una propuesta de reforma del Gobierno redactada para apoyar las conversaciones con el Fondo Monetario Internacional.

Atalayar_Kamala Harris
AP/PAUL SANCYA - En esta foto de archivo del 9 de marzo de 2020, el senador Kamala Harris, demócrata de California, habla en un mitin de campaña del candidato presidencial demócrata, el ex vicepresidente Joe Biden

La propuesta también contempla la eliminación de todos los subsidios generales para 2024 y la reducción de la masa salarial hasta el 15% del PIB para 2022, desde el 17,4% del año pasado, en parte mediante jubilaciones anticipadas y reducciones de la jornada laboral.

La economía tunecina se enfrenta a dificultades desde la revolución de 2011, y las repercusiones de las medidas sanitarias derivadas de la pandemia han agravado aún más la situación financiera de las empresas privadas y gubernamentales.

En medio de las negociaciones con el FMI, Túnez y el Ejecutivo estadounidense han mantenido una conversación telefónica donde la vicepresidenta Kamala Harris ha reafirmado su "firme compromiso" con el país norteafricano. Según el comunicado hecho publico por la Casa Blanca, tanto el presidente tunecino, Kais Saied, como la vicepresidenta estadounidense reafirmaron “la importancia de las instituciones democráticas, el Estado de Derecho y la lucha contra la corrupción”.

Atalayar_FMI

Asimismo, la vicepresidenta subrayó el compromiso de Estados Unidos de apoyar la democracia en Túnez y destacó los compromisos del país africano en materia de reforma económica en medio de los desafíos que plantea la pandemia de la COVID-19. Por último, Kamala ha expresado su firme apoyo a las conversaciones de Túnez con el Fondo Monetario Internacional.

A pesar del firme apoyo de Estados Unidos a las medidas anunciadas por Túnez en materia económica, la Unión General del Trabajo (UGTT) del país norteafricano ya ha expresado sus objeciones a muchas de las reformas. El vicesecretario general de la UGTT, Sami Tahri, según recoge The Arab Weekly ha señalado que "se trata de medidas unilaterales que no hemos discutido con el Gobierno y que nos han sorprendido cuando hemos leído los detalles".

Según las previsiones del FMI, la economía tunecina crecerá este año un 3,8% aunque el Ministerio de Finanzas calcula que la pandemia del coronavirus ha costado al Estado cerca 1.600 millones de euros- 4,7% del PIB- a lo que se suma una deuda pública que ha batido su récord, 30.000 millones de euros.