PUBLICIDAD

Iberdrola

García-Margallo: “Sudán cuenta en España con un país amigo”

 -  

El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, José Manuel García-Margallo, inauguró este miércoles en Casa Árabe de Madrid el I Foro Económico España-Sudán, dedicado al análisis de las relaciones comerciales entre ambos países y las oportunidades de inversión y negocios que ofrece Sudán a las empresas españolas. Junto a García-Margallo participó el ministro de Asuntos Exteriores de Sudán, Ali Ahmed Karti, acompañado del director general del Ministerio de Cultura del Estado de Jartum, Abdelilah Abousen y la embajadora de Sudán en España, Aida Abdelmaguid.
 
En su intervención, el ministro español aseguró que “España coopera con Sudán, desde el punto de vista humanitario en el 4ª Plan Director, y dentro de unas posibilidades que son muy limitadas por las restricciones presupuestarias”. García-Margallo se mostró esperanzado en que “muy pronto podamos recuperar una velocidad de crucero que nos permita hacer un esfuerzo mayor en el desarrollo de una mayor gobernanza, de restablecimiento de libertades, de la paz y económico”.
 
El ministro español mostró las cifras económicas de la balanza comercial española con el país africano y que  no superan los 300 millones de euros (suma de exportaciones e importaciones), a lo que hay que añadir un stock todavía más bajo de la inversión acumulada de nuestro país. Para García-Margallo queda mucho camino por hacer: “Mentiría si no dijese que las relaciones económicas entre España y Sudán son extraordinariamente modestas”.  Existen empresas españolas que iniciaron hace ya tiempo el camino para establecerse en Sudán, especialmente en el sector del petróleo y de tratamiento de aguas, y –según el ministro García-Margallo- “ahora hay otras empresas que han iniciado este camino en el sector agrario, en el sector industrial y de estructuras”.
 
García-Margallo aseguro a su homólogo sudanés que “Sudán cuenta en España con un país amigo, una país deseoso de colaborar para que la paz se restablezca en el país, consciente de que las soluciones a los problemas africanos corresponde darlas a los propios países africanos, aunque siempre es bueno contar con buenos amigos. “A pesar de las enormes dificultades económicas que estamos atravesando, créame –aseguró García-Margallo- que España es un país de gran fortaleza económica”.
 
En los últimos años y a pesar de las dificultades económicas que presenta España, según el ministro español, “nuestra presencia en el exterior ha aumentado sustancialmente, hemos crecido en materia de exportaciones, lo que demuestra que los bienes españoles son competitivos y de extraordinaria calidad, y hemos aumentado la presencia de nuestras empresas en el exterior en sectores de extraordinario valor añadido, algunos muy importantes en países como Sudán”. Para García-Margallo “nuestras empresas están haciéndolo bien allí donde están, las tarjetas que van a emplear los hombres de negocios son tarjetas que están llenas de éxito, acompañadas de unos balances realmente importantes y sería estupendo que pudieran representarnos también en Sudán. Margallo terminó su intervención dirigiéndose a los empresarios y personalidades presentes en el acto: “Hombres de negocio, vamos a recuperar el tiempo perdido en Sudán, como lo vamos a recuperar en otras partes de África, un continente extraordinariamente provisorio, lleno de oportunidades y con un futuro radiante” que es exactamente, lo que yo deseo a su país”.
 
La delegación sudanesa está acompañada del ministro de Inversión, Mustafa Osman Ismail, y del de Agricultura y Recursos naturales del estado de Jartum, Azhari Khalafalla, así como los gobernadores de las provincias de Jartum y del Río Nilo, representantes del ministerio de Finanzas y del Banco Central de Sudán.