PUBLICIDAD

Iberdrola

Gina Montaner: “La situación en Cuba es muy delicada, los ciudadanos están hartos de la falta de libertad”

La escritora y periodista nacida en la isla cubana analizó ante los micrófonos de Atalayar Radio la situación del país cubano en relación con las protestas contra el régimen castrista
gina-montaner

 -  

Gina Montaner, periodista y escritora que publica una columna semanal en El Nuevo Herald desde hace más de 20 años, intervino en el programa Atalayar de Capital Radio para abordar la situación de Cuba a raíz de las últimas manifestaciones ciudadanas en la isla. La periodista, exiliada en Miami, explicó qué puede pasar en las próximas fechas tras las últimas protestas y cómo afecta la falta de libertad a los cubanos. 

¿Qué está ocurriendo en las calles de Cuba? Por la información que tenéis ahí, desde el exilio en Miami, ¿pueden extenderse durante algunos días las protestas? ¿Qué puede ocurrir en los próximos días?

Como todo el mundo sabe, lo primero que ha hecho el régimen después de las manifestaciones en distintos puntos de la isla ha sido bloquear internet y las redes sociales porque eso les hace un gran daño. De hecho, Díaz-Canel, cuando habló en la televisión, se refirió a los influencers, los youtubers, que según el Gobierno son quienes mueven estas manifestaciones contrarrevolucionarias. Y el tema de las redes sociales es algo que en los últimos años se ha intensificado mucho y que, lógicamente, pues hace más vulnerable al régimen cubano a la hora de controlar a la población.

Como todo buen dictador, lo primero que ha hecho Díaz-Canel es cortar internet a los ciudadanos. Después de surgir una mínima protesta en la calle, lo primero que se hace es cortar el grifo de internet para que no fluya la información.

Hay informaciones, lo he visto en Twitter, que dicen que, a pesar de que es difícil en este momento conectarse a internet, sí están entrando llamadas y dicen que hay partes en la isla donde la gente está saliendo y que hay manifestaciones incluso que se están enfrentando a la Policía. Es cierto que ahora estamos en un momento de oscuridad. ¿Qué quiere el régimen? Pues hacer lo que tengan que hacer a la hora de reprimir y que se vea lo menos posible y que no se sepa nada.

En Twitter se veían videos donde se demostraba que en varias ciudades de Cuba se estaban produciendo manifestaciones, detenciones y palizas a algunos de los manifestantes por parte de la Policía.  Algunos policías iban de paisano y estuvieron golpeando y deteniendo a muchos de los manifestantes.

En este momento hay un bloqueo por parte del régimen. No es nada nuevo en una dictadura, por ejemplo, China periódicamente cierra cualquier canal de internet si considera que la disidencia se está movilizando. Es lo que hacen las dictaduras y Cuba no es diferente en ese sentido. Puedo decir que el grupo del Movimiento San Isidro, que ha sido tan importante en los últimos meses, con Luis Manuel Otero Alcántara, el artista plástico al frente de este movimiento, que parece ser que está en ese momento detenido, han sacado una lista de los detenidos y gente arrestada o gente que haya sido liberada, gente que todavía no se sabe dónde están. Eso lo he estado viendo en Infobae y ahí ellos tienen la lista de gente que en este momento está detenida. Creo que estamos viviendo horas en las que debe de estar efectuándose todo tipo de arrestos, encarcelamientos e interrogatorios. Díaz-Canel dijo que los no revolucionarios tienen que salir a la calle y que no van a permitir esto, que es lo que han hecho a lo largo de más de 60 años

Han detenido a la corresponsal de ABC en Cuba, Camila Acosta; es una noticia que ha publicado el propio diario en Twitter. ¿Hay alguna noticia sobre cómo y dónde se encuentra?

No, que yo sepa; por ahora, yo creo que no se tiene información.

¿El delito que ha podido cometer Camila es el de informar de todo lo que está ocurriendo allí?

Exactamente, el de informar. También ha hablado el secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, haciéndose eco de las palabras de la Casa Blanca sobre que están vigilando lo que está pasando y que lo están siguiendo muy de cerca. Por supuesto, el Gobierno de Estados Unidos está apoyando lo que está pasando en Cuba con el pueblo cubano.

Hay que decir que Díaz-Canel lo primero que ha hecho como buen castrista es culpar a Estados Unidos. El eterno mensaje en el que se busca al enemigo exterior cuando hay un problema interior. 

Es algo que es de manual. 

Desde Miami, el artista cubano Yotuel ha lanzado un mensaje diciendo que esto es el comienzo del fin de la dictadura cubana. ¿pensáis que hay capacidad? Porque el Ejército cubano está absolutamente controlado por la dictadura, por el Partido Comunista, por los grupos de poder en torno a los Castro y que ahora están con Díaz-Canel. La situación es tan desesperada por parte de los ciudadanos cubanos, ¿puede haber otra revolución?, como pasó con los Castro en contra de la dictadura.

Tenemos que seguir viendo lo que pasa en Cuba. Es evidente que sí están en un momento de gran de gran fragilidad en el Gobierno. Por supuesto, la situación económica es tan grave o más grave que durante el período especial, en los años 90, cuando dejaron de tener toda la ayuda de la Unión Soviética. En Cuba hay una crisis económica brutal, una de las cosas que Díaz-Canel ha dicho es que todo iba a mejorar, hay apagones todos los días, hay cortes de agua, el problema de la COVID, de la propagación del virus que en las últimas semanas se ha multiplicado. Solamente ayer había 7.000 nuevos casos de COVID, hay informaciones que hablan de que la gente está muriendo en sus casas, nadie los recoge, no pueden ir a los hospitales. Los hospitales que hay son ruinosos, no tienen medios para atender a la población estamos frente a una situación muy delicada y de mucha desesperación para el pueblo cubano. Los ciudadanos están hartos de falta de libertad, de no poder avanzar económicamente, de estar encerrados y solamente poder tener la alternativa de huir cuando se puede huir de la isla. Es un momento delicado, ahora bien, vivimos una dictadura, el Gobierno y el Ejército son lo mismo y no hay diferencia. Hay que recordar que Raúl Castro, que todavía no ha dicho nada, es un hombre que vigila todo lo que está pasando y cómo está funcionando Díaz-Canel, que es el hombre que pusieron los Castro para poder dar continuismo y sobre todo para preservar lo de los viejos comandantes porque quedan muy pocos. El Gobierno cubano tiene que preservar de alguna manera que estos históricos y sobre todo Raúl mueran en paz.

Esta dictadura, tal y como la describes, se cae de vieja, es evidente y es por eso que en algún momento se tiene que desplomar. Siempre he pensado que el final de la dictadura castrista va a ser la revolución en las calles de la gente, no hay otra salida. El problema es el adoctrinamiento que se ha hecho sobre una serie de generaciones y jóvenes para poder seguir manteniendo la revolución. Ahí hubo una renovación que representa Díaz-Canel, que es la figura visible, como ha ocurrido en el Partido Comunista chino.

Lo que pasa es que China, donde por supuesto no hay libertades para quien quiera disentir, tiene su forma en la que han gestionado la economía, que es menos terrible respecto a lo que ocurre en esta isla. Los cubanos sufren verdaderas penurias y además no tienen apenas posibilidad de viajar y salir de la isla. De todas maneras, no podemos quitarle importancia a que no habíamos visto nada así, ni siquiera en el 94, porque el “maleconazo” fue importante, pero fue en un lugar reducido ya que en La Habana no fueron muchos y Fidel Castro inmediatamente apareció y aquello se sofocó. Aquel verano mucha gente se echó al mar y vino hacia las costas de la Florida. Esto lo estamos viendo en este momento en muchas partes del país. Hemos visto a gente enfrentándose a la Policía, tirándoles piedras, objetos, diciendo cosas verdaderamente fuertes y con mucha rabia. Hay mucho cansancio, la gente está fatigada y también creo que ha exacerbado mucho los ánimos, el miedo muy lógico de familias enteras con el virus, y ellos eso no lo pueden controlar.

Cuando no tienes nada perder, estás desesperado, ya pierdes totalmente el miedo. Además, la ayuda de Venezuela era la que sustentaba a la isla. El petróleo venezolano permitía a Cuba seguir funcionando, pero es que ahora Venezuela no puede tirar del carro ni de Venezuela. 

Es otro Estado fallido y bastante tiene con la situación que tiene por desgracia para los millones de venezolanos que están sufriendo la dictadura chavista. De hecho, Maduro ha mandado señales al Gobierno de Estados Unidos para ver si en algún momento pueden llegar a algún tipo de acuerdo porque están totalmente ahogados. El propio Gobierno de Maduro ve lo que está pasando en la isla y están todos muy conectados, con grandes vasos comunicantes. También lo estamos viendo en Nicaragua, con esta represión constante y sin descanso.

Puedes hacer un breve comentario sobre la situación en Haití, la semana pasada fue asesinado el presidente en un ataque a su residencia de Puerto Príncipe, la esposa ha responsabilizado a grupos de sicarios contratados por algún político opositor. ¿Corre Haití riesgo de un de un enfrentamiento civil en estas semanas tan decisivas?

Bueno, el secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, ha hablado y ha pedido a los líderes políticos en Haití que por favor que se pongan de acuerdo y que se celebren las elecciones que estaban previstas para finales de septiembre. Se debe reconducir el país de todas formas, hablamos de un país donde apenas hay instituciones, un Parlamento casi inexistente, un Estado fallido, un primer ministro interino, al presidente lo acaban de matar entonces es una situación muy complicada la de Haití. Se trata de un pueblo muy desesperado, con mucha hambruna, con un problema de COVID muy grande, no han recibido ni un solo suministro de vacunas y que intenta recuperarse del último terremoto que ha sido devastador. Además, un terremoto que destruyó buena parte del país.

¿Dónde acabaron los 13.000 millones en ayudas que impulsó Naciones Unidas después del terremoto? 

El dinero de las ayudas, que entre las muchas ayudas estaba el famoso tema de Petrocaribe, que fue dinero que le dio el Gobierno chavista, no llegó al pueblo. Y en cuanto a este complot, es todo bastante extraño, la historia de los mercenarios colombianos, los dos haitiano-estadounidenses y ahora este médico e incluso una compañía de seguridad venezolana, tampoco está muy claro quién está detrás de todo esto.

La pregunta del millón, ¿esto a quién beneficia? A lo mejor es que en Haití podrían existir también intereses chavistas.

Creo que el presidente tenía muchos enemigos políticos. Había todo un problema respecto a si su mandato era o no era un mandato válido. Se consideraba que no estaba respetando porque quería cambiar la Constitución que, según sus enemigos políticos o sus adversarios, era una manera de perpetuarse en el poder. Hay que ver también hasta qué punto podemos confiar en la información que el propio Gobierno haitiano está dando porque incluso el propio cinturón de seguridad del presidente está bajo sospecha por la manera en que entraron a su residencia.