PUBLICIDAD

Iberdrola

Honores a Paco Gento

El jugador cántabro conquistó seis Copas de Europa desde la banda izquierda del Real Madrid, llegó al club con 20 años de la mano de Santiago Bernabéu
Francisco Gento

PHOTO/AFP  -   Francisco Gento

Aquel 22 de febrero de 1953 fue el primer día del resto de la vida de Francisco Gento López. Fue su debut deportivo con el Racing de Santander en los Campos de Sport ante el Barcelona, el equipo con el que disputaría apenas 10 partidos de Liga antes de que Santiago Bernabéu se fijase en un extremo izquierdo que había nacido para vestir de blanco. 

Hijo de camionero. De los chavales a los que la Guerra Civil pilló naciendo. Dejó de estudiar para ayudar a su padre y empezó a jugar al fútbol en el Nueva Montaña mientras el atletismo le convertía en ese veloz extremo en que se convertiría años después. 

Del Astillero al Rayo Cantabria, filial de Racing de Santander, hasta que la Galerna del Cantábrico puso rumbo a Madrid, a Chamartín, de la mano de don Santiago. El destino le depararía 600 partidos de blanco, seis Copas de Europa, 12 ligas, 182 goles y 43 internacionalidades. 

De 1955 a 1960 Gento se unió a Di Stéfano, Puskas, Kopa y Rial para conquistar Europa con el escudo del Real Madrid. Fue titular en las finales de las seis primeras finales del torneo y marcó dos goles. El primero ante la Fiorentina en el segundo entorchado blanco en el recién nombrado estadio Santiago Bernabéu. La única vez que el Real Madrid ha jugado la final de la Copa de Europa en su estadio. En 1958 marcó el gol que llevó la final contra el Milan a la prórroga en el estadio de Heysel (Bruselas). 

Gento jugó hasta ocho finales europeas y es de los pocos que sabe lo que es perder ese título. En 1962 ante el Benfica en Ámsterdam tras un 5-3 de los portugueses y en 1964 siguiente ante el Inter de Milán en el Praterstadion de Viena. 

Pero también resucitó a su equipo para la gloria del Viejo Continente en 1966 cuando logró el título en propiedad en una final ante el Partizan que un Real Madrid sin extranjeros ganó 2-1 en Old Trafford (Manchester). 

Gento fue reconocido por el fútbol mundial al formar parte del combinado de la FIFA que jugó contra Inglaterra en el centenario de la Federación Inglesa en 1963. 

Con la selección española, Gento jugó 43 partidos y disputó dos fases finales de los mundiales de Chile en 1962 y de Inglaterra en 1966. Debutó precisamente en el Bernabéu ante Inglaterra en 1955 y su última aparición fue en La Línea de la Concepción (Cádiz) en 1970 ante Finlandia. 

Al igual que hiciera Di Stéfano, Gento se sentó en los banquillos tras colgar las botas. Además del Castilla fue entrenador del Castellón, Palencia y Granada en Segunda División. Las experiencias no salieron bien y acabó como seleccionador de la selección cántabra ya en 1997. 

Los sinsabores de la Segunda División llegaron cuando Gento fue sancionado con seis partidos por ponerle la zancadilla al árbitro del encuentro que el Palencia perdió en casa con el Pontevedra. Fue un partido muy tenso que también acabó con la sanción del presidente por agredir al colegiado. 

Tras la muerte de Alfredo di Stéfano la Asamblea General del Real Madrid nombró a Paco Gente presidente de honor del club en 2016. 

El Real Madrid despide a una leyenda. A un jugador que no ha tenido tanta trascendencia como Di Stéfano, pero que cuidó los laureles del club. Ya lo dijo un defensa inglés, “Gento corre mucho, pero lo peor no es cómo corre, lo peor es cómo se para”.