PUBLICIDAD

Iberdrola

Israel y Kosovo establecen relaciones diplomáticas

Donald Trump ya anunció la normalización de relaciones entre ambos países en septiembre como un compromiso paralelo a un acuerdo económico entre Kosovo y Serbia
Atalayar_Israel y Kosovo

REUTERS/AMIR COHEN  -   El ministro de Asuntos Exteriores de Israel, Gabi Ashkenazi, firma el acuerdo por el que se establecen relaciones diplomáticas entre Israel y Kosovo con la ministra de Asuntos Exteriores de Kosovo, Meliza Haradinaj Stublla, en el Ministerio de Asuntos Exteriores israelí

Kosovo se convierte en el último país de mayoría musulmana que normaliza relaciones con Israel. Este acuerdo se produce después de que el Estado judío firmara el año pasado una serie de acuerdos auspiciados por el expresidente estadounidense, Donald Trump, para establecer relaciones diplomáticas con los Estados árabes, incluidos los Emiratos Árabes Unidos (EAU), Bahréin, Marruecos y Sudán.

Donald Trump ya anunció la normalización de relaciones entre ambos países en septiembre como un compromiso paralelo a un acuerdo económico entre Kosovo y Serbia. Como parte del acuerdo, Kosovo accedió a abrir una embajada en Jerusalén. Por su parte, Serbia, que tiene vínculos con Israel, también aceptó abrir una embajada en la Ciudad Santa.

A través de una reunión telemática Israel y Kosovo afianzaban su decisión de establecer relaciones diplomáticas. El ministro israelí de Asuntos Exteriores, Gabi Ashkenazi, expresó que los nuevos lazos eran "históricos" y "reflejan un cambio en la región y en la relación del mundo árabe (y) musulmán con Israel". Asimismo, Ashkenazi confirmó que había recibido una solicitud oficial de Kosovo para establecer una embajada en Jerusalén, que las autoridades israelíes esperan que se abra a finales de marzo.

La ceremonia incluyó el descubrimiento de una placa conmemorativa que se colocará en la entrada de la embajada de Kosovo en Jerusalén en el momento de su apertura, informó el ministerio de Asuntos Exteriores de Israel.

Atalayar_Israel y Kosovo
AFP/ARMNED NIMANI - Kosovo e Israel establecieron lazos diplomáticos el 1 de febrero de 2021, y el territorio de mayoría musulmana reconoció a Jerusalén como capital del Estado judío

A pesar de que otros países árabes como es el caso de Sudán, Marruecos, EAU o Bahréin hayan dado el paso de establecer relaciones diplomáticas con Israel, han mantenido sus misiones diplomáticas en Tel Aviv, a diferencia de Kosovo que ya ha anunciado que abrirá su embajada en Jerusalén. Este hecho se contradice con el consenso mundial sobre el reconocimiento de Jerusalén como capital de Israel hasta que se resuelva el conflicto palestino.

El estatus de Jerusalén es uno de los obstáculos más espinosos para forjar un acuerdo de paz entre Israel y los palestinos, que con amplio respaldo internacional quieren que Jerusalén Este, sea su capital. En 2017, Donald Trump, sorprendió, en gran medida, a la cúpula internacional al decir que Estados Unidos trasladaría su embajada de Tel Aviv a Jerusalén y reconocería a Jerusalén como capital de Israel. La Administración Biden, no parece que vaya a enmendar esta decisión, y por ahora mantiene la embajada estadounidense en la Ciudad Santa.

Por su parte, la ministra de Asuntos Exteriores de Kosovo, Meliza Haradinaj Stublla, afirmó que Kosovo e Israel comparten un "vínculo histórico" y que ambos han sido "testigos de un largo y difícil camino para existir como pueblo y convertirse en Estados".

Además, Haradinaj Stublla agradeció a Estados Unidos que Israel reconozca la independencia de Kosovo y ha invitado a otros países a dar también ese paso. El jefe del Gobierno saliente de Kosovo, Avdullah Hoti, declaró en la ceremonia que con el establecimiento de relaciones diplomáticas con Israel su país rompía un estancamiento en el número de reconocimientos internacionales.