La Fundación Aliados galardona a 4 proyectos periodísticos centrados en la violencia machista

La VI edición de los Premios de Periodismos contra la Violencia de Género valoró más 120 trabajos para 3 modalidades
premio-fundacion-aliados

GUILLERMO LOPEZ/ATALAYAR  -   GUILLERMO LOPEZ/ATALAYAR Los premiados posan junto con Almudena Fontecha

En un acto celebrado en el salón de actos la Asociación de Prensa de Madrid (APM), la Fundación Aliados Por la Integración hizo entrega de los 4 galardones de esta edición de los Premios de Periodismo contra la Violencia de Género. 

Se premiaron a 4 proyectos, en formatos de prensa escrita, podcast o radio y televisión, valorados por un jurado compuesto por personalidades reconocidas en el campo de la comunicación, tal y como Almudena Fontecha, presidenta de la Fundación Aliados, Javier Fernández Arribas, director de Atalayar, Nemesio Rodríguez, presidente de la FAPE, Montserrat Lluis, Raquel Benito, Pilar Álvarez, Myriam Noblejas, Óscar Vázquez y Alfonso Rodríguez. 

premio-fundacion-aliados
GUILLERMO LOPEZ/ATALAYAR Almudena Fontecha, presidenta de la Fundación Aliados, durante su intervención

El acto, presentado por Eduardo Rodríguez, responsable de comunicación de la Fundación Aliados, comenzó en clave de música, de parte de las Blues Muses, que interpretaron un himno feminista moderno, ‘Puerta Violeta’, de Rozalén. 

“En esta edición ha sido especialmente complicado decidir a que trabajos premiar, no solo por la cantidad de candidatos, pero también por la calidad de estos”, reseñó Eduardo Rodríguez, antes de dar paso al presidente de la Federación de Asociaciones de Prensa de España(FAPE) , Nemesio Rodríguez. El presidente de la FAPE dedicó unas palabras al ciberacoso que sufre la periodista de RTVE Anna Bosch, tras sus declaraciones en Twitter acerca del caso Rittenhouse. “Son ataques machistas, llenos de insultos y de rabia”, recordó Rodríguez, de manera muy pertinente, ya que el ciberacoso es una nueva herramienta de hacer daño analizada en uno de reportajes premiados

premio-fundacion-aliados
GUILLERMO LOPEZ/ATALAYAR

‘Ciberviolencia machista’, de la Radio Televisión del Principado de Asturias, presentado por la periodista Patricia Rodríguez, un reportaje televisivo que analiza esta nueva y grave forma de reprimir a la mujer a través de las nuevas tecnologías, en especial las redes sociales, que hacen de las jóvenes las víctimas más comunes o vulnerables. El galardón fue concedido ex aequo al de Antena 3, ‘Violencia de género. La otra Pandemia’, centrado en las experiencias de las mujeres víctimas de violencia de género, encerradas con sus “torturadores” durante la cuarentena impuesta en España a causa de la pandemia Mundial de la COVID-19.  La Salmantina Esther Vaquero fue la encargada de recoger el premio en nombre de todos sus compañeros que “hicieron posible este trabajo”, y quiso hacerlo agradecimiento profundamente la participación de todas las mujeres que “tuvieron la valentía de ponerse delante de una cámara y contar sus historias, haciendo frente a la amenaza de las represalias”. 

premio-fundacion-aliados
GUILLERMO LOPEZ/ATALAYAR Almudena Fontecha junto con Esther Vaquero

En la categoría de medio escrito, el galardón fue concedido a la periodista del diario digital La Marea, Olivia Carballar, por ‘Antonia’, un trabajo que el jurado valoró por su “fuerza y su carga documental”, que trata del caso de violencia machista que acabó con la vida de Antonia Latorre, vecina de Cúllar Baza, en Granada.  “Ojalá no tener convocar y dar estos premios contra la Violencia Machista”, recalcó Carballar a la hora de recoger su galardón, antes de agradecer en especial a los lectores que apoyaron el proyecto a través de las plataformas de crowdfounding. “Es un compromiso enorme de los lectores que permite que medios modestos como La Marea puedan hacer este tipo de trabajos tan importantes”, añadió la periodista.  Carballar no pudo concluir sin dar las gracias a Emilia, hermana de Antonia, por “ayudarnos a conocer a Antonia, incluso 7 años después de su muerte”. 

premio-fundacion-aliados
GUILLERMO LOPEZ/ATALAYAR

La categoría de radio y podcast tuvo por primera vez una serie de podcast como formato ganador. “Un formato que ha llegado, para quedarse”, apuntó el director de comunicación de la Fundación Aliados, Eduardo Rodríguez. Se trata del podcast para Podimo ‘En la jaula de oro’, producido por El Cañonazo y The Facto, y sus autores: Tomás Ocaña, David Ávila y Lula Gómez. Esta docuficción recoge una historia real que trata de romper barreras y tópicos, tal y como apuntaron sus creadores. “La protagonista misma de esta historia, no se consideraba víctima de violencia de género. Para ella, la víctima de la violencia de género vive en San Blas y tiene el ojo morado”.  ‘En la jaula de oro’ cuenta como la violencia de género existe en todos los extractos de la sociedad, sin importar el lujo que puede rodear a las víctimas y a los culpables.  “Un premio siempre es gasolina para seguir haciendo periodismo comprometido, para denunciar, molestar y cambiar las cosas”, concluyó Lula Gómez junto a sus compañeros. 

premio-fundacion-aliados
GUILLERMO LOPEZ/ATALAYAR Los ganadores de la categoría de podcast y radio

El acto fue clausurado con las palabras de Almudena Fontecha, presidenta de la Fundación Aliados, y una de las líderes en la lucha contra la violencia de género en España.  “Si algo han tenido en común los premios de este año, es que, pese a lo que podamos pensar, aún nos queda mucho por aprender. Queda mucho, porque todavía hay situaciones invisibles, o que pasan desapercibidas, y que hay nuevas formas de ejercer la violencia de género”, declaró Fontecha. “La violencia de género no es una lacra, ni debe de llamarse así, ya que podemos acabar con ella. Con importantes herramientas como la educación”.  Almudena Fontecha hizo una especial mención a las generaciones más jóvenes, como foco necesario del esfuerzo por conseguir una sociedad más justa y segura para las mujeres. Fontecha concluyó su intervención con unas fuertes palabras “No hay ningún atenuante para la violencia de género. Ni razones culturales, ni religiosos, ni de ninguna otra índole. Es un delito”

Terminó el evento una segunda actuación de las Blues Muses, además de la foto de familia con los premiados y el jurado.