La intervención de Turquía en el conflicto entre Azerbaiyán y Armenia debilita de nuevo a la lira

La divisa turca ha vuelto a marcar mínimos históricos frente al euro y al dólar esta semana
Pantalla que muestra los tipos de cambio en una agencia de cambio de divisas cerca del Gran Bazar, en Estambul, el 24 de septiembre de 2020

AFP/OZAN KOSE  -   Pantalla que muestra los tipos de cambio en una agencia de cambio de divisas cerca del Gran Bazar, en Estambul, el 24 de septiembre de 2020

La lira turca vuelve a desplomarse esta semana y marca mínimos históricos frente al dólar y al euro. Cada lira se ha llegado a intercambiar por 9,14 euros y por 7,92 dólares, según datos de la agencia Bloomberg. A la falta de divisas, la subida de los tipos de interés y la intervención militar en los conflictos de Libia y Siria se suma ahora la ayuda turca a Azerbaiyán en su escalada bélica con Armenia por el enclave de Nagorno-Karabaj. Aunque la disputa se ha producido entre Ereván y Bakú, Recep Tayyip Erdogan, presidente turco, se ha mostrado dispuesto a respaldar a Azerbaiyán, país aliado de los turcos y muy rico en gas. Rusia también ha movido ficha en el conflicto del lado Armenia, lo que ha desatado el temor a que se desencadene un choque entre dos potencias regionales que podría trastocar a la economía. 

En este contexto, la lira turca ha sufrido una nueva caída y acumula un descenso de su valor del 4% en lo que va de mes frente al dólar. Los analistas vinculan este nuevo revés para la moneda local por el apoyo que Turquía ha ofrecido a Azerbaiyán. La falta de reservas en dólares del Banco Central de Turquía, sumada a la inestabilidad política y la agresiva política exterior de Erdogan, están presionando a la baja cada día el valor de la moneda

La situación es tan delicada que el regulador turco se vio obligado a subir los tipos de interés la semana pasada hasta el 10,25% por primera vez en dos años. Las compañías y las personas que se endeuden tendrán que hacer frente a intereses más caros a pesar de la delicada situación económica que ha traído la pandemia. La lira se recuperó un poco, apenas un 1%, gracias a esta medida frente al dólar y al euro, pero el apoyo turco a Azerbaiyán y la posibilidad de un choque regional han dado al traste con este ligero cambio de tendencia y la moneda vuelve a una senda bajista. 

El enfrentamiento que comenzó como una escaramuza se complica cada día más y hay temor a que más países tomen parte por uno de los dos países y se pueda desatar un conflicto regional. De momento solo Azerbaiyán ha conseguido apoyo de Turquía, los países que integran la organización GUAM (Georgia, Azerbaiyán y Moldavia) y la Organización de Cooperación Islámica. Por su parte, Amenia solo ha conseguido que Rusia condena la conducta azerí. “El apoyo de Turquía a Azerbaiyán es una clara ventaja frente a la cauta respuesta rusa y de la OTSC, formada por Armenia, Bielorrusia, Kazajistán, Kirguistán, Rusia y Tayikistán, que puede ser vistas como una derrota diplomática para Armenia, que no ha logrado ni el apoyo de estos países ni la condena a Azerbaiyán”, ha señalado Paulo Botta, investigadora de la Escuela Superior de Guerra Conjunta, en un documento publicado este martes por el Instituto de Estratégicos Español.