La OTAN defiende la mayor presencia militar de Estados Unidos en Europa

Ante los rumores existentes sobre que el presidente estadounidense, Donald Trump, plantea reducir el destacamento situado en Alemania
Uniforme de un soldado de EEUU en Grafenwoehr, cerca de Eschenbach, en el sur de Alemania

AFP/CHRISTOF STACHE  -   Uniforme de un soldado de EEUU en Grafenwoehr, cerca de Eschenbach, en el sur de Alemania

Los comentarios sobre la posible reducción de tropas de Estados Unidos en Alemania hicieron saltar las alarmas en torno a la estabilidad y el futuro de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN). El secretario general de la Alianza Atlántica, Jens Stoltenberg, quiso salir al paso de los rumores indicando que, por el contrario, el gigante norteamericano ha aumentado su presencia militar en Europa en los últimos años.

La OTAN es una organización que surgió tras la firma del Tratado de Washington en 1949 como respuesta a la situación planteada por la pasada Guerra Fría, un conflicto diplomático soterrado entre el antiguo bloque comunista liderado por la extinta Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS) y el bloque capitalista occidental, con EEUU como máximo exponente. Tras la caída del comunismo, la OTAN ha pervivido a pesar de que no existía ya el tradicional enemigo que estaba representado por el antiguo Pacto de Varsovia; aunque ha habido disensiones sobre el papel de la Alianza Atlántica tras escenarios como el de las posibles dudas norteamericanas sobre el rol de sus contingentes o la posición de Turquía, Estado miembro que ha tenido cierto viraje en materia de Defensa hacia países que no están, ni mucho menos, en la órbita atlántica, como la Rusia de Vladimir Putin; y que, además, participa en guerras como la de Libia y Siria por iniciativa del presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, en su búsqueda de mayor presencia en el Mediterráneo. "Después de la Guerra Fría, EEUU fue disminuyendo su presencia militar, pero en los últimos años vemos de nuevo un incremento", declaró Jens Stoltenberg durante una conferencia sobre el futuro de la Alianza, al ser cuestionado por informaciones de medios estadounidense sobre la presunta intención de Donald Trump de retirar 9.500 del total de los 34.000 efectivos emplazados en las bases radicadas en territorio alemán, algo no confirmado oficialmente. 

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg
PHOTO/OTAN - El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg

El dirigente noruego remarcó que no atiende a filtraciones, pero sí destacó que consultan “constantemente con EEUU y otros aliados sobre la postura y la presencia militar en Europa". Stoltenberg destacó que EEUU ha venido aumentando la presencia de sus tropas en Europa "no solo en Alemania", sino también en otros puntos. Por ejemplo, sacó a colación el despliegue de un nuevo contingente estadounidense en territorio europeo, concretamente de un batallón en Polonia, junto con la presencia rotativa en los países Bálticos y más tropas en Rumanía, incluyendo una base para la defensa antimisiles, y en España, concretamente en la base sureña de Rota. "Vemos en los últimos años más presencia de EEUU, más inversión en equipamientos. Más presencia en el mar Negro y el Mediterráneo", añadió.

Soldados estadounidenses se sientan en un tanque tipo ‘M1A2 SEP’ durante el ejercicio ‘Strong Europe Tank Challenge 2017’, en Grafenwoehr, Alemania
AFP/CHRISTOF STACHE - Soldados estadounidenses se sientan en un tanque tipo ‘M1A2 SEP’ durante el ejercicio ‘Strong Europe Tank Challenge 2017’, en Grafenwoehr, Alemania

Además, Stoltenberg reseñó en su cuenta de la red social Twitter que habló por teléfono con el presidente Donald Trump sobre "importantes asuntos de seguridad, incluyendo la situación en Afganistán, la lucha conjunta contra el terrorismo internacional y la importancia de mantener a la OTAN fuerte en un mundo cada vez más competitivo".

En esta foto de archivo del 27 de diciembre de 2018, el presidente Donald Trump en la Base Aérea de Ramstein, Alemania
AP/ANDREW HARNIK - En esta foto de archivo del 27 de diciembre de 2018, el presidente Donald Trump en la Base Aérea de Ramstein, Alemania

Paralelamente, Peter Beyer, el coordinador alemán de los lazos entre las dos orillas del Atlántico, reseñó que los planes de Estados Unidos para retirar las tropas de Alemania podrían amenazar la integridad de la OTAN. La supuesta decisión, emanada directamente de Donald Trump, “sacudirá los pilares de la relación transatlántica”, aseveró Beyer. 

Por su parte, la ministra de Defensa de Alemania, Annegret Kramp-Karrenbauer, en la línea de Jens Stoltenberg, quiso poner en valor la función de la Alianza Atlántica, el papel jugado por los destacamentos estadounidenses y la colaboración y cooperación en el seno de la institución. En esta línea, la política germana dijo en una conferencia de prensa durante la jornada del lunes que la presencia de tropas estadounidenses en Alemania “sirve para la seguridad de toda la OTAN y para la de Estados Unidos también” y que “esa es la base sobre la que trabajamos juntos”, por lo que se abstuvo de comentar la versión dada en algunos medios: “No quiero especular sobre algo de lo que no tengo confirmación”.

Annegret Kramp-Karrenbauer, ministra de Defensa de Alemania
AP/MICHAEL KAPPELER - Annegret Kramp-Karrenbauer, ministra de Defensa de Alemania

Diversas fuentes del Ejecutivo de Alemania señalaron que el Gobierno no ha recibido respuesta de Washington sobre preguntas lanzadas a través de varios canales diplomáticos sobre si las informaciones vertidas eran ciertas. “Esto indica que hay una discusión controvertida en el seno del Gobierno estadounidense”, dijo una fuente gubernamental, según recogieron diversos medios.