La sonda marciana de Emiratos fue colocada en el espacio gracias a un sistema fabricado en Madrid por Airbus España

La tecnología española para separar la astronave Al Amal del cohete japonés H-IIA fue el último eslabón de una cadena de éxitos
Construido en fibra de carbono, el PAS sujeta el satélite en el interior del cohete para evitar roturas o daños. Una vez que el lanzador ha alcanzado la altura prevista, impulsa de forma suave al espacio para posicionarlo en su órbita correcta

PHOTO/MBRSC  -   Construido en fibra de carbono, el PAS sujeta el satélite en el interior del cohete para evitar roturas o daños. Una vez que el lanzador ha alcanzado la altura prevista, impulsa de forma suave al espacio para posicionarlo en su órbita correcta

Cuando quedan escasas fechas para que se cumplan los primeros 30 días del viaje de siete meses de la astronave Al Amal de Emiratos camino de Marte, Atalayar ha podido saber que la tecnología made in Spain resultó decisiva para el éxito de la misión.

Una vez que la sonda marciana alcanzó el espacio a bordo del lanzador japonés H-IIA de Mitsubishi Heavy Industries (MHI), fue liberada de su vehículo portador y depositada en el espacio gracias a un sistema diseñado, desarrollado y fabricado en la sede madrileña de Airbus Space Systems España.

PHOTO/MBRSC-MHI - El director de sistemas espaciales de Mitsubishi, Naohiko Abe (derecha), ha felicitado a Airbus España por haber sido “un socio clave en el exitoso lanzamiento de Al Amal. En la imagen, junto a la ministra de Ciencias Avanzadas de Emiratos, Sarah AlAlmeeri
PHOTO/MBRSC-MHI - El director de sistemas espaciales de Mitsubishi, Naohiko Abe (derecha), ha felicitado a Airbus España por haber sido “un socio clave en el exitoso lanzamiento de Al Amal. En la imagen, junto a la ministra de Ciencias Avanzadas de Emiratos, Sarah AlAlmeeri

La correcta separación de Al Amal del denominado Adaptador de Carga útil y Separación o PAS ‒acrónimo de Payload Adapter and Separation System‒ fabricado en España se produjo aproximadamente 57 minutos después del despegue.

La perfecta actuación del PAS ha merecido el reconocimiento oficial de la alta dirección de MHI personificada por el director de sistemas espaciales, Naohiko Abe. En una carta oficial de agradecimiento, felicita a la compañía española y a sus técnicos por haber sido “un socio clave en el exitoso lanzamiento de la nave espacial Emirates Mars Mission (EMM), el domingo, 19 de julio de 2020”.

PHOTO/MBRSC - La función última del PAS de Al Amal ha consistido en depositarlo en su órbita correcta para que inicie su navegación en solitario con destino Marte
PHOTO/MBRSC - La función última del PAS de Al Amal ha consistido en depositarlo en su órbita correcta para que inicie su navegación en solitario con destino Marte  

Se da la circunstancia de que Airbus Space Systems España es la única empresa no japonesa que suministra sistemas espaciales a MHI para su lanzador H-IIA, tras resultar ganadora en 2013 de un concurso internacional en el que participaron los fabricantes europeos, asiáticos y norteamericanos más importantes.

¿Para qué sirve el PAS?

La importancia del PAS reside en que es el cordón umbilical que facilita la interconexión de la astronave con el cohete durante su vuelo de ascenso y el que facilita a los controladores en tierra las constantes vitales de su estado mientras el cohete está en la rampa de despegue.

PHOTO/AP - Los técnicos de Airbus España han trabajado durante más de tres años con los ingenieros de MHI en Nagoya, del Centro Espacial Mohammed Bin Rashid de Dubái en Emiratos y del Laboratorio de Física Atmósfera y Espacial de Boulder (Estados Unidos) para asegurar el éxito de la misión
PHOTO/AP - Los técnicos de Airbus España han trabajado durante más de tres años con los ingenieros de MHI en Nagoya, del Centro Espacial Mohammed Bin Rashid de Dubái en Emiratos y del Laboratorio de Física Atmósfera y Espacial de Boulder (Estados Unidos) para asegurar el éxito de la misión

Construido en fibra de carbono y con forma de tronco de cono, sujeta el satélite en el interior del cohete para evitar roturas o daños en alguna de sus partes a causa de las enormes vibraciones que se producen durante los primeros momentos del despegue y el resto de la trayectoria ascendente.

Una vez que el lanzador ha alcanzado la altura y la órbita prevista y la cofia que protege al satélite se ha desprendido y queda abandonada en el espacio ‒y se quema en su reentrada a la atmosfera‒, la misión del PAS es impulsar de forma suave el satélite al espacio para posicionarlo en su órbita correcta o, como en el caso de Al Amal, para que inicie su navegación en solitario con destino a Marte.  

PHOTO/CATEC - El equipo de técnicos de Airbus Space Systems España y del Centro Avanzado de Tecnologías Aeroespaciales (CATEC) de Sevilla que han hecho realidad el nuevo sistema de separación de bajo choque del PAS fabricado con tecnología 3D en aleación de titanio de alta resistencia.
PHOTO/CATEC - El equipo de técnicos de Airbus Space Systems España y del Centro Avanzado de Tecnologías Aeroespaciales (CATEC) de Sevilla que han hecho realidad el nuevo sistema de separación de bajo choque del PAS fabricado con tecnología 3D en aleación de titanio de alta resistencia.

Para desacoplar la astronave de su fijación en el PAS cuenta con un avanzado y ligero sistema de separación de bajo choque fabricado con tecnología 3D, que es el resultado de un proyecto conjunto de I+D entre Airbus Space Systems España y el Centro Avanzado de Tecnologías Aeroespaciales (CATEC) de Sevilla. En su última versión es una aleación de titanio de alta resistencia. 

Para hacer realidad el PAS para Al Amal ‒cuyo significado en lengua española es “Esperanza”‒, los técnicos de Airbus España de la planta de Barajas ‒en las inmediaciones de Madrid‒, han trabajado durante más de tres años en estrecha colaboración con la fábrica de sistemas aeroespaciales de MHI en Nagoya ‒a 220 kilómetros al sudoeste de Tokio‒, el Centro Espacial Mohammed Bin Rashid de Dubái en Emiratos y con el Laboratorio de Física Atmósfera y Espacial de Boulder, localidad del estado norteamericano de Colorado dónde se fabricó la astronave.

Tres españoles en el Centro Espacial de Tanegashima

Para el jefe del programa en Airbus Space Systems de Madrid, Jesús Trigo, el PAS fabricado de acuerdo con los requisitos de Al Amal ha representado “un verdadero desafío para el equipo”. Los motivos principales fueron las “nuevas” condiciones de trabajo que imperaban en la factoría de Barajas durante la pandemia de COVID-19 y las “excepcionales” medidas de seguridad frente al contagio por coronavirus aplicadas por las autoridades sanitarias japonesas para la entrega del sistema en el Centro Espacial de Tanegashima.

PHOTO/MBRSC - Con forma de tronco cono, el PAS (de color gris en la imagen) es el cordón umbilical que permite la interconexión de la astronave con el cohete durante su vuelo de ascenso. También facilita a los controladores en tierra las constantes vitales de su estado mientras el cohete está en la rampa de despegue
PHOTO/MBRSC - Con forma de tronco cono, el PAS (de color gris en la imagen) es el cordón umbilical que permite la interconexión de la astronave con el cohete durante su vuelo de ascenso. También facilita a los controladores en tierra las constantes vitales de su estado mientras el cohete está en la rampa de despegue

Por fin, para materializar la entrega a MHI del adaptador de carga y del sistema de separación y colaborar en la fijación de Al Amal, tres técnicos españoles de Airbus España se desplazaron a finales de junio a Japón. Según ha confirmado Alejandro Durán, jefe de Operaciones del proyecto, los tres tuvieron que obtener “permisos especiales” de las autoridades japonesas y, una vez en suelo nipón, “pasar 14 días de aislamiento total”. 

Para Fernando Varela, director general de Airbus Space Systems España y el personal de implicado en el proyecto, la misión tenía una exigencia adicional y tenía que saldarse con éxito. Por un lado, la perdida de la ventana de lanzamiento habría provocado que la misión hubiera tenido que posponerse un mínimo de dos años, hasta que las condiciones de alineación entre la Tierra y Marte fueran de nuevo favorables. Por otro, el sistema “tenía que funcionar a la perfección” para que los PAS españoles continuaran gozando de la confianza que ya ostentan entre todos los fabricantes de lanzadores del mundo.

PHOTO/MHI - Airbus Space Systems España es la única empresa no japonesa que suministra sistemas espaciales a MHI para su lanzador H-IIA. Fue la empresa ganadora de un concurso internacional en el que participaron los más importantes fabricantes europeos, asiáticos y norteamericanos
PHOTO/MHI - Airbus Space Systems España es la única empresa no japonesa que suministra sistemas espaciales a MHI para su lanzador H-IIA. Fue la empresa ganadora de un concurso internacional en el que participaron los más importantes fabricantes europeos, asiáticos y norteamericanos

El PAS modelo 1194 utilizado para posicionar en el espacio la astronave Al Amal y encaminarla hacia Marte es el tercero de un paquete de ocho contratados por MHI a la factoría de Madrid de Airbus España para equipar a sus lanzadores H-IIA. 

Forma parte del programa de exportación de adaptadores de carga útil y sistemas de separación que la compañía espacial tiene en marcha para proporcionar productos y servicios a escala mundial. Entre los cohetes que utilizan la tecnología española se encuentran, por ejemplo, los europeos Ariane 5 y Vega que comercializa la sociedad Arianespace y los norteamericanos Falcón 9 de Saces y Atlas 5 de Locke Martin.