La vacuna de AstraZeneca-Oxford nuevamente en entredicho

Varios países europeos han decidido suspender la vacunación con este fármaco tras varios casos de trombosis
Atalayar_AstraZeneca Vacuna

REUTERS/DAO RUVIC  -   Varios países europeos han decidido suspender la vacunación con este fármaco tras varios casos de trombosis

La pandemia por la COVID-19 ha provocado una carrera científica por conseguir la vacuna, el último remedio para poner fin a este terrible año. Los diferentes países junto a las farmacéuticas han hecho uso de todos los recursos necesarios para fabricar un inmunógeno eficiente y seguro contra el coronavirus.

Pero con la llegada de la ansiada vacuna, son otros los problemas que han ido apareciendo: problemas logísticos, de distribución, contratos que no se cumplen…. Y en un nuevo revés, la vacuna AstraZeneca-Oxford se está empezando a poner en duda por posibles efectos secundarios graves.

La Unión Europea llegó a un acuerdo con la farmacéutica para adquirir 300 millones de dosis por un valor de 336 millones de euros. Pero recientemente varios países europeos han decidido suspender la vacunación de un lote de AstraZeneca a raíz de varios casos de trombosis.

Atalayar_Boris Johnson
AFP/JESSICA TAYLOR/UK PARLIAMENT - Primer ministro de Gran Bretaña, Boris Johnson

Austria suspendió el domingo las vacunaciones con dosis procedentes del lote ABV5300, tras la muerte a causa de un trombo de una mujer de 49 años, diez días después de recibir la vacuna. Formado por un millón de dosis, el lote ABV5300 se ha distribuido en 17 países europeos, entre ellos España. Cuatro países (Estonia, Letonia, Lituania y Luxemburgo) han dejado de administrar vacunas de este lote, siguiendo los pasos del país austriaco.

Nuevos países europeos se han ido sumado a esta suspensión como Dinamarca, Noruega e Islandia, a la espera de que la Agencia del Medicamento Europeo (EMA) aclare si la administración del fármaco tiene relación con varios casos de trombos en pacientes que lo habían recibido en distintos países de la UE.

Por su parte, el ministerio de Sanidad español ha asegurado que no ha habido ningún acontecimiento adverso como el sucedido en Austria. Asimismo, la EMA, como consecuencia de los problemas que ha causado un lote de la vacuna de AstraZeneca y su consiguiente cancelación de la inoculación en varios países europeos, ha revisado con un procedimiento de urgencia los casos para emitir una recomendación a favor de que continúe la administración del fármaco.

Atalayar_Vacuna AstraZeneca
AFP/AFP - Ficha técnica de la vacuna AstraZeneca/Oxford contra el Covid-19

“Los beneficios - de la vacuna de AstraZeneca - continúan siendo mayores que los riesgos y puede seguir administrándose mientras se realiza la investigación de los casos de tromboembolismo”, declaró ayer la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) en un comunicado.

“El número de episodios de tromboembolismo en personas vacunadas no es más alto que el número observado en la población general”, informa la EMA en el comunicado. “Hasta el 10 de marzo del 2021, se han notificado 30 casos de episodios de tromboembolismo entre los cerca de 5 millones de personas vacunadas con AstraZeneca en el Espacio Económico Europeo”.

No es la primera vez que la efectividad de la vacuna de AstraZeneca queda en entredicho. A comienzo de año la Comisión Europea y la compañía farmacéutica protagonizaron un enfrentamiento tras renunciar esta última a cumplir con el contrato y entregar a los 27 países las dosis pactadas en el primer trimestre. Como respuesta varios países europeos, entre ellos España, vetaron el uso de esta vacuna entre la población mayor de 65 años, basándose en la falta de evidencias científicas que avalaran su eficacia en este grupo de edad.