Lapid nombra a Amir Hayek como embajador israelí en Emiratos Árabes Unidos

Tras el nombramiento, Hayek se convierte en el primer embajador formal de Israel en el país árabe, en sustitución de Eitan Na’eh, el actual embajador interino
Amir-Hayek

 -  

El ministro de Relaciones Exteriores de Israel, Yair Lapid, ha nombrado a Amir Hayek como embajador permanente de Israel en Emiratos Árabes Unidos. Hayek ostenta el cargo de presidente de la Asociación de Hoteles de Israel y ha ocupado la presidencia de la Asociación Industrial de Israel además de haber sido el director general del Ministerio de Industria, Comercio y Trabajo.

Yair Lapid ha argumentado su decisión tras afirmar que “Amir Hayek, que tiene una amplia experiencia y conocimiento en los campos de la economía y el turismo, es el hombre adecuado para establecer el puente entre Israel y los Emiratos. Después de la apertura de la Embajada, es hora de nombrar al primer embajador en los Emiratos Árabes Unidos”.

embajador-israel-emiratos

Por su parte, Hayek ha mostrado su agradecimiento “al ministro de Relaciones Exteriores Yair Lapid por la confianza. Es un gran honor para mí ser el primer embajador en los Emiratos Árabes Unidos y representar al Estado de Israel”.

El pasado mes de junio Israel inauguraba en Emiratos Árabes su primera Embajada en un país del Golfo. Tras la inauguración de la delegación, Lapid viajó hasta Abu Dabi, convirtiéndose así en el primer miembro del Gobierno israelí en visitar el país árabe desde la firma de los Acuerdos de Abraham. Durante el acto inaugural Lapid expresó su deseo de “mantener la paz con sus vecinos”.

hayek-amir-israel

Tras el nombramiento, Israel y Emiratos Árabes Unidos evidencian la normalización de sus lazos diplomáticos como consecuencia de los Acuerdos de Abraham, un pacto histórico que conseguía normalizar las relaciones entre EAU e Israel.

En los últimos meses, Israel y Emiratos han protagonizado diversos acuerdos en diversos sectores, con especial relevancia en el sector comercial. En este sentido, Emiratos anunció la creación de un fondo de inversión de 10.000 millones de dólares destinados a financiar sectores estratégicos en Israel.  Por otro lado, Palestina califica estos acercamientos como “traición” ya que, hasta la inauguración de la Embajada israelí en Emiratos, el conflicto palestino-israelí había sido una condición previa indispensable para cualquier tipo de acercamiento u acuerdo en la normalización de las relaciones con Israel.