Llega el encuentro entre Biden y el presidente afgano ante el avance talibán

Un informe de los servicios de inteligencia estadounidenses apunta que el Gobierno de Afganistán podría caer en apenas seis meses tras la retirada de las tropas internacionales
tropas-estados unidos-afganistan

 -  

El anuncio de la retirada de las tropas estadounidenses de Afganistán ha provocado un terremoto de reacciones en la esfera internacional. El país norteamericano pone fin a 20 años de presencia militar en el país asiático, pero deja muchas dudas aún por resolver y quizás la más importante es: ¿Quién ocupará el vacío de poder que dejará Estados Unidos? Afganistán sigue siendo un país en conflicto donde tanto los talibanes como el Gobierno afgano luchan por el control del territorio.

Desde que el presidente estadounidense, Joe Biden, anunciara la retirada de sus tropas del país afgano, los talibanes han conseguido avances significativos en todo el país. El presidente norteamericano estableció como fecha límite para la retirada de sus tropas el próximo 11 de septiembre una fecha que a su vez simboliza el 20 aniversario de los atentados del 11-S motivo por el cual el presidente estadounidense del momento, George W. Bush, y tras acusar a los talibanes de apoyar y refugiar a Osama Bin Laden y a otros líderes de Al Qaeda relacionados con el atentado, decidió desplegar las tropas estadounidenses en el país afgano.

tropas-estados unidos-retirada-afganistan

Tras este anuncio por parte de Estados Unidos los países de la OTAN también acordaron iniciar la retirada de sus tropas de Afganistán. La retirada de las tropas internacionales ha provocado un vacío dentro de las filas del Ejército Nacional Afgano (ENA) que parece incapaz de hacer frente al avance talibán. Desde el inicio de la retirada de tropas en el último mes y medio, casi 60 distritos de los 370 que componen Afganistán han caído en manos de los talibanes. Esta misma semana, los combatientes armados se apoderaron de Shir Khan Bandar, la principal puerta de la frontera norte con Tayikistán.

Ante este panorama tan desolador The Wall Street Journal (WSJ) ha hecho público un informe de los servicios de inteligencia estadounidenses en los que se determina que el Gobierno de Afganistán podría caer en apenas seis meses una vez que se retiren las últimas tropas internacionales del país. Según el WSJ, los servicios de inteligencia habrían defendido hasta ahora que el Gobierno afgano podría resistir hasta dos años, pero a raíz de la rápida evolución en el terreno un nuevo análisis ha puesto en evidencia que la situación en Afganistán es poco alentadora. El diario, que se basa en fuentes anónimas, apunta que este nuevo análisis de la inteligencia de Estados Unidos se completó la semana pasada, en medio de los rápidos avances que los talibanes están logrando en numerosas zonas del país tras la ofensiva que lanzaron en mayo, coincidiendo con el inicio de la retirada de las fuerzas internacionales.

ejercito-afganista-retirada-tropas usa

La Casa Blanca es consciente del aumento de violencia que está experimentando el país asiático desde que Biden anunciará la retirada de sus tropas, pero aun así siguen insistiendo que "no va a cambiar" el calendario. La portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, durante una rueda de prensa hizo hincapié en el compromiso de Joe Biden de retirar a todos sus hombres antes del 11 de septiembre, "Si no hubiésemos comenzado a retirarnos, la violencia contra nuestras tropas también habría aumentado porque eso es lo que los talibanes estaban claramente transmitiendo", aseveró Psaki, según recoge Efe.

Estas declaraciones se producen apenas dos días antes de la llegada del presidente de Afganistán, Ashraf Ghani, a Estados Unidos para reunirse con su homólogo, Joe Biden, donde espera conseguir apoyo para hacer frente a la ofensiva de los talibanes. Además del presidente afgano también viajará hasta Washington el presidente del Alto Consejo para la Reconciliación en Afganistán, Abdullah Abdullah, entre otros altos cargos del Gobierno del país asiático. Desde el Ejecutivo afgano esperan que este viaje, que tiene lugar en un momento "muy importante" para el país, sea "una visita exitosa y fructífera", según recoge Efe.

presidente-estados unidos-joe biden

Estados Unidos ha mostrado en múltiples ocasiones su inquebrantable compromiso con la retirada de sus tropas de suelo afgano, a pesar de que la situación en el país es cada vez más problemática parece que el Ejecutivo de Joe Biden no está dispuesto a dar marcha atrás en su decisión y está decidido a sacar a las 2.500 fuerzas estadounidenses a principios de septiembre. Sin embargo, Turquía se ha mostrado fiel partidaria a ocupar esa falta de liderazgo en el país asiático.

El país euroasiático se ha ofrecido a administrar y proteger el aeropuerto internacional Hamid Karzai de Kabul a partir del próximo 11 de septiembre, fecha en que Estados Unidos y la OTAN retirarán todas sus tropas de Afganistán. Turquía presentó esta propuesta el pasado mes de mayo durante la última reunión de la OTAN, esta oferta ha supuesto un punto de acercamiento entre Ankara y Washington, así como un sentimiento de renovada confianza en Turquía por parte del resto de países que forman la OTAN. Ankara sabe que el buen funcionamiento del aeropuerto Hamid Karzai es de vital importancia para un futuro acuerdo de paz en Afganistán. A través del aeródromo de Kabul llegan diplomáticos y personal de ayuda humanitaria. Además, un transporte aéreo seguro y constante facilita la actividad de los trabajadores para el desarrollo desplegados en el país.

presdiente- afganistan-ashraf ghani

La cumbre anual de la OTAN que tuvo lugar el pasado 14 de junio puso de manifiesto la importancia de Turquía en el panorama internacional. Esta cumbre fue testigo del primer encuentro entre el presidente estadounidense, Joe Biden, y el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, que a pesar de sus sonadas diferencias comparten un reto en común: Afganistán. Estados Unidos aceptó la propuesta de Turquía y el propio Biden se comprometió a respaldar económica y militarmente a Ankara. Sin embargo, los talibanes han exigido a Ankara su retirada junto al resto efectivos de la OTAN, y han advertido a Erdogan que no cometa un “gran error”.

La visita del presidente de Afganistán, Ashraf Ghani, a Estados Unidos se presenta determinante para esclarecer una hoja de ruta para la retirada de las tropas extranjeras, así como coordinar los esfuerzos del Ejército Nacional Afgano ante los rápidos avances de los talibanes que amenazan con derrocar al Gobierno en seis meses, según han hecho público los propios servicios de inteligencia estadounidenses.