Los rezos durante el Ramadán se harán en casa en Arabia Saudí y Emiratos por la COVID-19

El reino del desierto y EAU ha suspendido las oraciones en todos los lugares, incluidas las mezquitas sagradas de la Meca y Medina desde mediados de marzo
Los rezos durante el Ramadán se harán en casa en Arabia Saudí y Emiratos por la COVID-19

 -   Imagen de la Meca

El gran muftí del reino de Arabia Saudí, Abdulaziz bin Abdulá bin Muhamed al Sheikh, anunció este viernes que los rezos durante el mes sagrado del Ramadán deberán hacerse en casa, debido al coronavirus. En Dubai ha sido el Departamento de Asuntos Islámicos y Actividades de Caridad (IACAD). 

En una decisión publicada por Dar al Ifta, la institución que emite los edictos religiosos, en respuesta a las preguntas y dudas planteadas por el Ministerio saudí de Asuntos Islámicos ante la pandemia, el muftí aseguró que esas oraciones se pueden llevar a cabo fuera de la mezquita. El mufti detalló que la oración de Taraui, un rezo largo antes de la medianoche y que incluye extensas lecturas del libro sagrado, es “sunna” (enseñanza del profeta) y no es obligatoria.  

Sobre la oración del Eid, al término de la jornada de ayuno, la autoridad religiosa estableció que, “si la situación actual continúa y no es posible realizarla en las capillas y las mezquitas, se reza en las casas sin un sermón”. “Como dijo el profeta, la paz sea con él: si os he mandado hacer algo, hacedlo como sea posible”, señaló. Arabia Saudí ha suspendido las oraciones en todos los lugares, incluido las mezquitas sagradas de la Meca y Medina desde mediados de marzo, y mantiene también paralizadas las peregrinaciones a los lugares santos del islam. 

La prohibición de peregrinar alcanza incluso a los saudíes y aún no se sabe qué ocurrirá con el hach, la gran peregrinación del mundo islámico que todo musulmán debe hacer una vez en la vida y que está prevista para el mes de julio. Arabia Saudí ha registrado hasta el momento más de 5.800 casos de la COVID-19 y 79 fallecidos. 

Algunos gobiernos de la región han suspendido todos los actos públicos ante la llegada del ramadán, que comenzará el 23 o el 24 de este mes (dependiendo de la luna). El ayuno de los musulmanes se rompe al final de cada día con banquetes y celebraciones familiares y de amigos, en el que es uno de los periodos más importantes para los seguidores del islam.

el Departamento de Asuntos Islámicos y Actividades de Caridad (IACAD) del Gobierno de Dubai
Rezos en la gran Mezquita de Abu Dhabi.

También en Emiratos 
Los musulmanes pueden ofrecer oraciones en casa durante el mes sagrado del Ramadán, anunció este viernes el Departamento de Asuntos Islámicos y Actividades de Caridad (IACAD) del Gobierno de Dubai.

El departamento, en un comunicado, sostuvo que las oraciones deben hacerse en los hogares ya que las mezquitas están cerradas como parte de los esfuerzos del país para combatir la pandemia de Covid-19. Las oraciones de Taraweeh, la enseñanza del Profeta Muhammad durante el Ramadán, se pueden realizar en los hogares y las recompensas celestiales seguirán siendo las mismas que cuando se reza en las mezquitas, aclaró el IACAD.

Los musulmanes que realizan oraciones Taraweeh del Sagrado Corán pueden aferrarse al libro en sus manos y recitar mientras rezan, agregó el Departamento.