Microsoft, en contra del abuso comercial de Donald Trump a Huawei

Inversiones en tecnologías emergentes, como la Inteligencia Artificial y la computación cuántica, por parte de Microsoft podrían verse afectadas
El presidente de Microsoft, Brad Smith, habla durante el evento Ambizione Italia Artificial Intelligence and Digital Skill en la Universidad Técnica Politécnica de Milán.

PHOTO/CLAUDIO FURLAN/LAPRESSE via ZUMA  -   El presidente de Microsoft, Brad Smith, habla durante el evento Ambizione Italia Artificial Intelligence and Digital Skill en la Universidad Técnica Politécnica de Milán.

Brad Smith, presidente y director legal de Microsoft, ha mostrado su desacuerdo frente a la actitud que el presidente estadounidense, Donald Trump, está teniendo con Huawei. Según ha declarado a Bloomberg Businessweek en una entrevista, las presiones comerciales que se están ejerciendo sobre el gigante tecnológico podrían traer consecuencias negativas para algunas empresas estadounidenses, entre ellas Microsoft. 

Por su parte, Trump asegura que Huawei, dirigido por un ex tecnólogo del ejército chino, es una amenaza para la seguridad nacional. Su Departamento de Comercio incluyó a Huawei en una lista negra por presunto espionaje de Pekín al Gobierno de EEUU, que entrará en vigor a partir de noviembre para que las empresas que actualmente comercian con la tecnológica china puedan reacomodar sus planes de negocio.

A criterio personal de Smith, el fabricante de equipos y móviles chino debería poder comprar tecnología estadounidense, así como el software de su propia empresa y no existe base lógica para tomar este tipo de medidas.

En esta línea, Microsoft ha pedido a los reguladores estadounidenses explicaciones sobre el asunto. "A menudo, lo que obtenemos en respuesta es: 'Bueno, si supieras lo que sabíamos, estarías de acuerdo con nosotros. Y nuestra respuesta es: 'Genial, muéstranos lo que sabes para que podamos decidir por nosotros mismos.” cuenta Smith. También ha demandado al Departamento de Comercio que reconsidere su posición y cuente con la posibilidad de repartir las ventas a determinados clientes que podrían suponer riesgos para la seguridad nacional, como las universidades con vínculos con el Ejército chino, lo que haría que estas medidas fueran mucho más flexibles.

Durante la entrevista, el presidente de la corporativa estadounidense hizo referencias a la experiencia de Trump en el sector hotelero para mostrar el sinsentido de sus medidas arancelarias. “Decirle a una compañía de tecnología que puede vender productos, pero no comprar un sistema operativo o chips es como decirle a una compañía hotelera que puede abrir sus puertas, pero no poner camas en sus habitaciones de hotel o comida en su restaurante. De cualquier modo, pone en riesgo la supervivencia de esa empresa”.

Pero no es solamente Huawei lo que inquieta a Smith. En su nuevo libro “Tools and Weapons: The Promise and the Peril of the Digital Age”, desarrolla en profundidad las tensiones entre Estados Unidos y China y muestra su preocupación porque las medidas se vuelvan, a corto plazo, mucho más estrictas. Hace hincapié, sobre todo, en lo que a tecnologías emergentes se refiere, como la inteligencia artificial y la computación cuántica, que están suponiendo para Microsoft un gran desembolso en investigación y desarrollo y que podrían no proporcionar el beneficio esperado.  "No puedes ser un líder mundial en tecnología si no puedes llevar tu tecnología al mundo", dice.

La guerra comercial se ve materializada en el primer smartphone sin aplicaciones de Google

Huawei confirmó en la Conferencia IFA en Berlín que el día 19 de septiembre se lanzará su primer Huawei Mate 30 en Munich, sin aplicaciones de Google. El smartphone contará con una versión de Android en la cual no estarán ni  Google Play, ni Google Maps, ni Google Fotos, ni Gmail ni otras aplicaciones importantes como Google Pay. Sin embargo, se espera poder acceder a las cuentas de Gmail a través de un cliente de correo electrónico alternativo, similar a cómo funcionan otros dispositivos Android e iOS. No es lo ideal, pero sería una solución a las restricciones de Trump.

Imagen del Smartphone Huawei Mate 20 X (5G).
REUTERS/HANNIBAL HANSCHKE - Imagen del Smartphone Huawei Mate 20 X (5G)
China amenaza a India con castigar a las empresas que operan en el continente

El ministro de Relaciones Exteriores chino, Wang Yi, advirtió al embajador indio en Beijing que podría haber sanciones a las corporativas indias que operan en el continente si su Gobierno prohíbe a Huawei Technologies distribuir equipos 5G.

Una prohibición de Huawei también causaría un retraso en el despliegue de esta tecnología de India, pues implicaría ajustes y negociaciones con sustitutos. El país no puede definirse como principal impulsor en el uso de 5G, a diferencia de EEUU y China, por la asignación de espectro de los operadores de telecomunicaciones.

Con esta amenaza de imponer costes a las empresas indias que se benefician significativamente de las operaciones en China, se reduce la probabilidad de que India se mueva para impedir que Huawei participe en los próximos ensayos del despliegue de la red de 5G.