Níger: el punto de inflexión hacia el Mediterráneo

El país nigerino es una zona de tránsito con unos pasos fronterizos tentadores para quien quiere refugiarse en otras naciones, principalmente en Europa
portada-niger

 -  

El conflicto en el Sahel es una guerra entre yihadistas con traficantes y ejército.

Históricamente, Níger ha sido, y sigue siendo, un país de tránsito. Sus fronteras con Argelia y Libia son tentadoras para las personas que deciden refugiarse en Europa, ya sea por motivos económicos o desplazamientos forzados consecuentes del conflicto en el Sahel. Además, Níger es el punto de inflexión para la ruta del Mediterráneo central, la más frecuentada y peligrosa y, por si fuera poco, este país también es el límite de la libre circulación de personas para los africanos de occidente. Desde la frontera con Níger y el desierto del Sáhara hasta Libia, en manos de traficantes de droga, muchas personas están constantemente sometidas a torturas, violencias y atrocidades. Según la misma Organización para las Migraciones, el desierto del Sáhara duplica la cantidad de muertes y desapariciones del Mediterráneo.

En este artículo se pretende analizar el surgimiento de las rutas migratorias y, concretamente la del Mediterráneo central. Sin embargo, para entender la situación no se puede pasar por alto el conflicto en Mali, la insurgencia de Boko Haram y el conflicto global que impera en la mayoría de los países del Sahel. De este modo, nos adentramos en el pasado histórico de Mali y Libia, analizando, también la instrumentalización política de la Unión Europea y Francia, a quienes le interesa preservar el expolio de recursos naturales del país.pobreza-niger

Níger: antecedentes y situación actual

Níger es el país menos desarrollado del mundo según el Índice de Desarrollo Humano (IDH). Casi la mitad de su población tiene menos de 15 años y el 50%1 de estos no asisten a la escuela. En el ámbito educativo, la paridad de género sigue siendo un reto lejano debido a los problemas de seguridad para acceder a las escuelas y al matrimonio infantil. El 76% de las niñas se casan antes de cumplir los 18 años y el 38% se convierten en novias a los 15. Dicha práctica está sustentada por el Código Civil y, aunque la edad legal para contraer matrimonio se alargó a los 21 años, no hay sanciones para quienes la irrumpan siempre que conste con el consentimiento de los padres2.

Junto con el analfabetismo generalizado, Níger es a su vez uno de los países más fértiles del mundo y con la mortalidad de casi el 50%, una consecuencia de la falta de seguridad y garantías sanitarias para la población3. Sus más de 20 millones de habitantes sobreviven con apenas dos dólares diarios y su principal fuente económica es la agricultura de subsistencia y el conreo de cebollas. Sin embargo, este país limítrofe entre el Magreb y el África subsahariana es uno de los países más ricos en uranio, petróleo y oro, siendo estos los materiales más exportados a Arabia Saudí, Francia y China4.

En medio de esta situación, el pasado 2 de abril de 2021, Mohamed Bazoum asumió, por primera vez en la historia de Níger, el primer traspaso de poderes entre mandatarios libremente elegidos desde su independencia con Francia (1960)5. Desde entonces, el país ha vivido cuatro golpes de Estado militares y un autogolpe civil. Hoy en día, el Gobierno de Bazoum afronta el agravamiento de una subversión islamista de múltiples rostros.mujeres-niger

En el flanco sur de Níger se irradian las sangrientas arremetidas de Boko Haram, la organización terrorista salafista que desde 2012 trae en jaque al Ejército de Nigeria, el más poderoso de toda el África subsahariana. Mientras, en el flanco sudoccidental golpean las sucursales saharianas de Al-Qaeda (GSIM) y el Estado Islámico (ISGS)6. Dichas insurgencias se remontan años atrás, coincidiendo con la guerra de Mali en 2012, año después de la caída de Gadafi. En aquel entonces, el movimiento nacionalista tuareg emprendió su tercera rebelión7 y consiguió proclamar la independencia de Azawad, región norte de Mali, junto con la cooperación de la milicia fundamentalista Ansar Din (Defensores de la fe) y el MUYAO (Movimiento para la Unicidad y la Yihad en África Occidental), una de las ramificaciones del Al-Qaeda en el Magreb Islámico8. Sin embargo, semanas después a la proclamación, las ambiciones de los islamistas fueron a más y ambas coaliciones tomaron el control de todas las ciudades del norte de Mali. El país quedó dividido en el sur, controlado por el Estado maliense y en el norte, por los grupos yihadistas. Finalmente, los tuaregs fueron excluidos de Mali, y volvieron a refugiarse en el árido desierto de los países vecinos y, entre otros, Níger.

La repercusión de un conflicto a los países vecinos es algo evidente, y la relación entre los tuaregs y los grupos terroristas islámicos no se entiende sin la personalidad de Muamar Gadafi9. Los tuaregs son un pueblo nómada bereber de aproximadamente 2 millones de habitantes y, desde antes de la descolonización, han estado luchando por la independencia de un territorio que les represente10. Son mundialmente conocidos por vivir en sintonía con el desierto y ser los antecesores de las rutas comerciales en el norte de África, lo que hoy es conocido como una de las principales rutas migratorias hacia el Mediterráneo11.pobreza-niger

En la década de los 80, el líder libio llamó al pueblo tuareg a unirse a su Legión Islámica por sus conocimientos en las rutas transaharianas12. El objetivo final era un arma de doble filo. Unos conseguían protección y reconocimiento mientras Gadafi hacía realidad su sueño de construir un Estado Musulmán Unido en el norte de África. Pero después de una década, dicha Legión fue obligada a disolverse y Gadafi los integró en unas milicias especiales del Ejército libio. Con el estallido de la Primavera Árabe en 2011 y el asesinato del líder libio, la inestabilidad política que se regentaba en el país junto con el racismo saliente obligó a estos mercenarios volver a Mali para instaurar su tercera rebelión e independizarse, al fin. El golpe fue duro, pues esta vez habían sido entrenados por el Ejército libio y tenían armamento. Sin embargo, como se mencionó anteriormente, el resultado no fue el esperado.

Durante todo este periplo, Níger, país fronterizo con Mali y Libia, ha sido el refugio y objetivo de algunas rebeliones de los tuaregs, pero la expansión islamista no ha cesado. En 2015, se establece el Estado Islámico del Gran Sáhara (ISGS), una organización paramilitar y terrorista activa en la zona de Mali, Burkina Faso y el oeste de Níger. La lucha de los tuaregs quedó definitivamente en segundo plano.casas-niger

La instrumentalización política: relaciones con Libia y la Unión Europa

La porosidad de las fronteras de Níger siempre fue un atractivo para Muamar Gadafi. En 1992, las Naciones Unidas impusieron un embargo al tráfico aéreo y armamentístico entre los Estados miembros y Libia después de conocerse su implicación en atentados terroristas. El primero fue contra el Vuelo 103 de Pan Am en 1983, que costó la vida de 270 pasajeros. Un año después, seis agentes libios, entre ellos un cuñado del líder, fueron acusados de autores de otro atentado en Níger, cuando un avión de la compañía francesa UTA estalló. El suceso terminó con 170 víctimas mortales13.

Si Gadafi no podía continuar con sus relaciones exteriores, tenía que liderar África. De este modo, empezó una serie de medidas “panafricanas” para hacer de Libia la primera potencia. Un ejemplo de esto fue la creación de la Comunidad de Estados-Sahel Saharianos (CEN-SAD)14, cuyo objetivo se centraba en fomentar el desarrollo socioeconómico sostenido y, entre otras medidas, permitía la libre circulación de personas sin necesidad del visado, lo cual supuso un incremento de emigración hacia el país. Sólo en 2003 unos 2 millones de subsaharianos habitaban en Libia.mapa-grupos-africa

El “boom” migratorio hacia Europa desde los 2000 empezó a preocupar a los norteños llegando al punto de inflexión con el cual el líder libio sacó provecho. La desesperación de la UE para imponer un control en las fronteras acercó a Libia en sus agendas de interés y, así, este pondría punto final al embargo. A inicios de los 2000, Gadafi empezó a cooperar gradualmente con las investigaciones de los atentados. Dicha actitud reforzó su posición en la Unión Europea y, en 2003, Italia y Libia signaron un acuerdo de cooperación para la regulación de la migración a Europa. Italia dedicó 5,5 millones de dólares para esta temática. Para el dictador, esto supuso una nueva apertura para las relaciones internacionales con la Unión Europea y, ese mismo año, las Naciones Unidas cesaron definitivamente el embargo a Libia. Para los migrantes, volvieron las restricciones de movilidad y el “panafricanismo” de Gadafi llegaba a su fin15.

Los acuerdos entre Libia e Italia se fueron renovando consecutivamente. En 2007 ambas potencias pactaron una nueva misión de control fronterizo impulsada por FRONTEX, Agencia Europea de Fronteras Exteriores que se estableció en Libia en 2004. Este nuevo acuerdo volvió a imponer la necesidad de un visado para entrar en Libia. Mientras, Italia financiaba la construcción de centros de detención y servicios de repatriación hacia Libia. En 2007 también se establecieron patrullas mixtas en las costas libias para la detención de embarcaciones de inmigrantes irregulares, una medida contradictoria al derecho internacional según Amnistía Internacional y que fue renovada el pasado mes de febrero de 202016.frontex-europa

Con la caída de Gadafi, la anarquía y el control de las fronteras estabilizadas por la externalización de las fronteras de la UE, quebró. La falta de seguridad por parte de las instituciones gubernamentales, la delincuencia imperó en el control del flujo migratorio. Dicha crisis institucional coincidió con las sequías y la caída de la producción agrícola del Sahel. En 2012, la Oficina de las Naciones Unidas Contra las Drogas y el Delito calculó que cada año, unas 30 toneladas de cocaína pasaban por el Sahel hasta llegar a Europa. Y es que, por aquel entonces, Níger contaba con uno de los grandes narcos de la droga y vinculado al partido del actual Gobierno nigerino: Cherif Ould Abidine, también conocido como Cherif Cocaine17. Fallecido en 2016, Cherif Cocaine ocupó escaños en la Asamblea Nacional (2011-2012) y también ocupó la presidencia de la región de Agadez en 2016 además de ser el propietario de una de las principales empresas de autobuses transnacional.

En esos tiempos, el contrabando iba ligado al tráfico de personas. Ahora, pese a que hay muchas sospechas de nexos entre narco-yihadista, aún se considera exagerada según Global Initiative, organización en contra del crimen transnacional18.cedeao-niger

De todas formas, en 2011, el control de las fronteras entre Níger con Libia fracasó pese a estar ligada a la CEDEAO (Comunidad Económica de Estados de África)19 que garantiza un control fronterizo entre ambos países. Por el contrario, la migración continuó su ritmo acelerado con nuevas rutas más largas y peligrosas. Según las Organización Internacional de la Migración (IOM), se estima que en 2015 llegaron cuatro veces más inmigrantes a Libia que en la era de Gadafi. Ese mismo año, los medios de comunicación europeos titulaban sobre la crisis de refugiados que se desató tras con el conflicto de Siria. A finales de 2015, más de 2,5 millones de personas pedían asilo político dentro de las fronteras turcas y más de 1 millón consiguieron llegar a Europa, ya fuese por mar o por tierra.

Acostumbrado a un sistema de cooperación con Libia, Níger estaba sumido en la pobreza20. La economía del país se adaptó al tránsito de personas, siendo este uno de los principales negocios que alimentaba a los nigerinos. Por su parte, la Unión Europea necesitaba frenar la llegada de migrantes y solicitantes de asilo a sus tierras, de modo que encontraron en Níger un nicho estratégico para el control fronterizo. Ese mismo año, en 2015, Níger establece una ley que criminaliza el tráfico ilícito de migrantes. Esta nueva medida que cuenta con el soporte financiero de la Unión Europea prevé 30 años de prisión y más de 45.000 euros de multa para quien siga con ese negocio21.

Pero más allá de la migración, la producción de uranio y petróleo preocupaba a las potencias mundiales. Francia es propietaria de Areva y Satom, dos empresas que explotan una de las minas de uranio en el norte de Níger. En 2014 y con el soporte del resto de los países miembros de la UE, Francia decide crear el Sahel G5, una iniciativa que integra a Mali, Mauritania, Burkina Faso, Níger y Chad y que tiene como objetivo proporcionar una coordinación para dar respuestas a los flujos migratorios, la radicalización terrorista y el crimen organizado transnacional. Además, Francia también tiene bases militares en estos países por la operación militar francesa Barkhane, que también lucha contra los grupos insurgentes en la misma zona22.presidente-macron

Por su parte, España también realiza sus operaciones en la zona. En 2006 las islas Canarias recibieron 31.978 migrantes en la entonces denominada “crisis de los cayucos”23. En aquel entonces, la preocupación del Estado español para prevenir más llegadas dio paso al “Plan África”24, el cual consistía en ejercer una mayor presencia militar en Mali, Cabo Verde, Nigeria o Senegal además de ayudar en materia de cooperación y seguridad. Sin embargo, en 2013, España empezó a colaborar bilateralmente con Francia, proporcionando apoyo logístico a las tropas francesas, a la MINUSMA (Misión de las Naciones Unidas en Mali) y a la ETUM Mali con el fin de establecer el control en el país y luchar contra el terrorismo conjunto del Sahel.

Estas políticas son estrategias a doble cara para la economía nigerina. Por una parte, Níger se beneficia de los fondos fiduciarios de la Unión Europea, lo que le permite mantener relaciones diplomáticas con altos cargos. Por otra, varias organizaciones en pro de los derechos humanos como Open Democracy han denunciado la corrupción del Gobierno nigerino, en ese momento, dirigido por el expresidente Mahamadou Issoufou, quien gobernó el país desde 2011 hasta el febrero de 2021. Dichas acusaciones implican a personas con una notable cercanía al Gobierno nigerino como dirigentes la industria del contrabando de personas. Con lo cual, terminar con el tráfico ilícito de personas sería equivalente a terminar con la estabilidad del régimen. Al final la subsistencia de Níger en medio de un polvorín se basa en establecer negocios para no caer en jaque, sea cual sea su bando.operacion-barkhane

Atrocidades en el Sáhara: extorsiones, violencia sexual y muerte

Hasta junio de este año, 20.787 personas han llegado hasta la costa italiana y maltesa a través de la Ruta del Mediterráneo Central (desde Libia hasta Europa) y casi 7.000 a través de la Ruta del Oeste-Atlántico (desde Senegal hasta las islas Canarias)25. Esta última es a consecuencia de la crisis económica desatada en Senegal y Marruecos a causa de la COVID-1926. Tal y como indicó Fatou Faye, encargada de políticas migratorias para la Fundación Rosa Luxemburgo en África occidental, el ruido de los medios de comunicación se debe a los muertos, pero los migrantes empezaron a llegar a las costas canarias a finales de agosto de 2020. Según la organización Caminando Fronteras, sólo en la primera mitad de este año, 1.922 personas perdieron la vida en 57 naufragios. Teniendo en cuenta todas las rutas migratorias que pasan por el Mediterráneo y según los últimos datos actualizados en agosto de 2021, la IOM ha registrado 1.195 muertes, 1.009 de las cuales se producen a través de la ruta del Mediterráneo central. Sin embargo, no hay organizaciones que cuenten las desapariciones y muertes de los migrantes en el desierto del Sáhara hacia Libia.

Los migrantes que huyen de Níger hasta Libia empiezan su trayectoria en Agadez, capital de la región del norte. Tal y como se mencionó, Níger es el país limítrofe con la CEDEAO, así como de la región de G5 del Sahel, con lo cual sus fronteras hacia Libia y Argelia están controladas por las autoridades europeas y nigerinas. Además, travesar las fronteras irregularmente es un crimen con pena de cárcel y más de 45.000 dólares de multa para los traficantes. Sin embargo, una vez llegados, los emigrantes y solicitantes de asilo son puestos en unos ‘pick-ups’ para cruzar el desierto. Dicha travesía puede durar días o semanas, con lo que tener provisiones de agua y comida son bienes tan necesarios como escasos.

En 2017, 44 migrantes murieron de sed en el norte de Níger cuando su pick-up se descompuso antes de pasar la frontera con Libia27. En la mayoría de los casos, esto sucede por la conducción temeraria del traficante. Según señaló un hombre nigeriano entrevistado por Mixed Migrants Center (MMC) señaló que son “los traficantes quienes sobrecargan los vehículos sin disponer de asientos adecuados para los pasajeros. Muchos íbamos sentados en el borde. Un compañero cayó mientras el vehículo seguía a alta velocidad. Enterramos su cuerpo cubriéndolo de arena y marcamos la tumba con piedras amontonadas. Fue entonces cuando me di cuenta de cuánta gente había perdido la vida en el desierto. Estaba lleno de esas mismas señales”28.mahamadou-issoufu

Ese mismo año Giuseppe Loprete, antiguo jefe de Misión de la IOM en Níger, sostuvo que “esta tragedia supone un recordatorio nefasto que probablemente más migrantes mueren en el desierto del Sáhara que en el Mediterráneo pero que, debido a la naturaleza hostil de la región, es imposible conocer el número exacto”29. Otro informe realizado por ACNUR y el MMC apunta que más de 1.750 personas murieron entre 2018 y 2019 en esta misma ruta. El 28% de ellas se estima que sucedió mientras se cruzaban el desierto, lugar donde, más allá del clima, estas personas son testigos de una “brutalidad indescriptible” a manos de traficantes, redes de trata, milicias hasta funcionarios gubernamentales. De hecho, en el desierto entre Níger y Libia el 47%30 de los casos de violencia sexual son perpetrados por policías, fuerzas de seguridad, militares, funcionarios de inmigración o guardias fronterizos seguidos por los mismos traficantes de personas.

Según la Zona de Responsabilidad (ZDR)31 de Violencia de Género de Libia señala que la violencia sexual se usa para “extorsionar, someter, castigar y entretener a los traficantes. A menudo, tiene lugar en público o es grabado para, más tarde, servir como arma de humillación y/o extorsión, lo cual implica una evidente tortura psicológica”. Además, “hombres y niños son obligados a presenciar episodios de violencia sexual contra mujeres y niñas (incluyendo casos de violaciones letales con objetos) en centros oficiales y no oficiales de cautividad y en el desierto. Con frecuencia, se mencionan casos en los que se obliga a hombres y niños a violar a mujeres y niñas, a veces incluso de su propia familia. Las mujeres también se ven obligadas a cometer actos de violencia sexual contra hombres y niños refugiados y migrantes”. A falta de pastillas anticonceptivas, muchas mujeres se quedan embarazadas de los traficantes quienes, si es que no se pierde el bebé por problemas de salud de la madre, pueden llegar a reclamar el hijo una vez nacido.

Tristemente, el desierto es sólo la primera de muchas travesías que les esperan hasta llegar a Trípoli, capital de Libia. La siguiente suele ser Sebha, donde los que pueden seguir pagando a los traficantes siguen su trayecto. Los que no son esclavizados o incluso vendidos. Sin embargo, no hay peor infierno que la ciudad de Bani Walid32. Esta ciudad se encuentra a unos 100 kilómetros de Trípoli, capital del país y es considerado como el hub del tráfico humano en Libia. Como ejemplo de ello, en marzo de 2021, setenta migrantes golpeados y torturados en seis prisiones secretas de la ciudad fueron liberados por las autoridades libias. Durante la operación, se encontraron pruebas filmadas de torturas donde se podía ver a un hombre golpeado y colgado boca abajo y a una mujer esposada golpeada violentamente a palos33.fuerzas-niger

Conclusiones

A todo esto, podemos afirmar que el conflicto en el Sahel es una guerra entre yihadistas con traficantes y ejércitos en una inmensa zona desierta que, inevitablemente, salpica a sus vecinos: Mali, Níger, Mauritania, Burkina Faso y Chad -mismas potencias integrantes del Sahel G5-34 y a los países cercanos al océano Atlántico y mar Mediterráneo. Pero las víctimas siempre son las mismas: los civiles, testigos de atrocidades y sucumbidos a todo tipo de violencias.

En 2020 en Níger se refugiaban 103.000 personas procedentes del Lago Chad, en la región de Diffa debido a los impactos de Boko Haram, el cual está provocando una crisis humanitaria sin precedentes35. Junto a estos, aproximadamente casi 140.00036 personas se han refugiado en Tillabéri y Tahoua (fronterizas con Mali) por los ataques de grupos yihadistas. A su misma vez, fruto de los conflictos, desastres naturales y pobreza estancada en el país, cerca de 300.000 nigerinos37 escaparon a Libia en búsqueda de una estabilidad económica, pero, tras el endurecimiento de las fronteras, fueron repatriados a su país de origen.

Ante la complejidad y peligro que supone atravesar el desierto y cruzar el Mediterráneo, muchos ya han renunciado a escapar a Europa en busca de un futuro mejor. Pues, si bien es cierto que la migración hacia el norte es un hecho histórico e imparable, la gran mayoría de las migraciones tienen como destino países dentro de los límites del continente. Por su parte, la Unión Europea tienen un papel importante en todo esto, sobre todo al cooperar con países dependientes de deudas internacionales para su subsistencia, como es el caso de Níger. Externalizar y establecer un control en las fronteras implica nuevas travesías, más largas y peligrosas. Un ejemplo más de que cumplir con los derechos humanos es sólo un privilegio.

De manera encubierta, pero con el suficientemente conocimiento, una de cada 130 mujeres se encuentra bajo condiciones de esclavitud moderna (el 71% de todas las víctimas son mujeres y niñas)38 y, debido a los conflictos, desde el 2006 más de 20.000 niños39 (identificados) han sido víctimas de violencia sexual en todo el mundo. Sin embargo, es sabido que la clandestinidad de las rutas migratorias tiene por cara el lado más oscuro del ser humano, y la ruta del Mediterráneo central, no se abstiene de ello, sino, más bien, al contrario.

Referencias

  1. Expansión. Pirámide de población: Níger, https://datosmacro.expansion.com/demografia/estructura-poblacion/niger.
  2. VAGLIANI Ginevra, Matrimonio infantile en “África Subsahariana. El caso de Níger”. Diciembre 2020, https://www.humanium.org/es/matrimonio-infantil-en-el-africa-subsahariana-el-caso-del-niger/ 
  3. World Data Atlas, “Niger-Infant mortality rate”  https://knoema.com/atlas/Niger/Infant-mortality-rate, 2019.
  4. Observatory of the Economic Complexity, Niger historical data: https://oec.world/en/profile/country/ner, 2019
  5. DE ZÁRATE, Roberto Ortiz, Presidente de la República de Níger, “Mohamed Bazoum”. Biografías de líderes políticos del CIDOB: https://www.cidob.org/biografias_lideres_politicos/africa/niger/mohamed_bazoum, Febrero 2021.
  6. CIERZO, “Yihadismo en el Sahel”. Análisis Descifrando la Guerra: https://www.descifrandolaguerra.es/yihadismo-en-el-sahel/, mayo 2017.
  7. GONZÁLEZ M, Jorge. “El factor tuareg en el norte de África”. Análisis Descifrando la Guerra: https://rebelion.org/el-factor-tuareg-en-el-norte-de-africa/, diciembre 2017.
  8. TEBAS, Juan Alberto Mora. “Níger: baricentro de conflictos”. Documento de análisis IEEE 2018. http://www.ieee.es/Galerias/fichero/OtrasPublicaciones/Nacional/2018/JAMT_PGC2017_Cap9_Niger_ene2018.pdf, Fecha de consulta: 10/08/2021.
  9. AGUILAR HIDALGO, Irene Díaz. “Migración hacia Europa por la ruta de Níger y Libia”. Documento de análisis IEEE 01/2018. http://www.ieee.es/Galerias/fichero/docs_marco/2018/DIEEEM01-2018_Migraciones_Europa_Niger-Libia_IreneDiazdeAguilar.pdf. Fecha de consulta: 08/08/2021
  10. TINTI, Peter y WESTCOTT, Tom. The Niger-Lybia corridor. Institute for Security Studies, 2016 https://sahelresearch.africa.ufl.edu/files/ISS-Niger-Libya-migrant-corridor.pdf. Fecha de consulta: 10/08/2021
  11. STIRTON, Ben. Los tuareg: príncipes del desierto del Sáhara: https://www.nationalgeographic.com.es/mundo-ng/grandes-reportajes/los-tuareg-principes-del-desierto-del-sahara_4845/13#slide-12, noviembre 2016.
  12. Ibid. 9
  13. Exagente de Gadafi construyó la bomba que en 1988 derribó una avión de Pan Am sobre Lockerbie, https://www.dw.com/es/exagente-de-gadafi-construy%C3%B3-la-bomba-que-en-1988-derrib%C3%B3-avi%C3%B3n-de-pan-am-sobre-lockerbie-dice-justicia-de-eeuu/a-56014450
  14. AFRICA UNION. CEN SAD: https://au.int/en/recs/censad
  15. Ibid. 9
  16. AMNISTIA INTERNACIONAL, “Libia: La renovación del acuerdo sobre la migración confirma la complicidad de Italia en la tortura de personas migrantes y refugiadas”: https://www.amnesty.org/es/latest/news/2020/01/libya-renewal-of-migration-deal-confirms-italys-complicity-in-torture-of-migrants-and-refugees/, enero 2020
  17. PÉREZ VENTURA, Juan, “Colonización en el S.XXI: https://revistacomun.com/blog/un-mundo-de-migrantes-los-muertos-en-el-mediterrneo-y-el-sahara-los-vivos-agotados/, mayo 2019.
  18. TINTI, Peter. Niger’s narco-networks. Documento de análisis de Global Initiative: https://globalinitiative.net/analysis/niger_narco/, junio 2018
  19. Economic institute of West Africa. ECOWAS: https://www.ecowas.int
  20. STEARNS, Scott. Niger says Libia instability Undermines Security, Economy: https://www.voanews.com/africa/niger-says-libyan-instability-undermines-security-economy, September 2011.
  21. Ibid. 9
  22. GONZÁLEZ M, Jorge. El fin de Barkhane y el futuro de la intervención francesa en el Sahel. Descifrando la Guerra: https://www.descifrandolaguerra.es/el-fin-de-barkhane-y-el-futuro-de-la-intervencion-francesa-en-el-sahel/. Junio 2021.
  23. JIMÉNEZ, Jennifer. Canarias recibió durante la crisis de los cayucos más de 10 millones de turistas. El diario.es: https://www.eldiario.es/canariasahora/sociedad/canarias-recibio-durante-crisis-cayucos-10-millones-turistas_1_6485237.html. Diciembre 2020.
  24. URTEAGA, Diego. “15 años de relaciones Entre España y el Shael”. Documento de análisis del IEEE 09/2020: http://www.ieee.es/Galerias/fichero/docs_marco/2020/DIEEEM09_2020DIEURT_Sahel.pdf Fecha de consulta: 18/08/2021.
  25. RO DAKAR, Afrique De L’Ouest Et Du Centre. Janvier-Juin 2021. Flow Monitoring from IOM: https://migration.iom.int/reports/afrique-de-l’ouest-et-du-centre-—-routes-de-la-migration-irrégulières-vers-l’europe-—-0, Julio 2021.
  26. EFE, La covid-19 reabre la ruta migratoria desde las costas de Senegal a Canarias, Diario.es: https://www.eldiario.es/desalambre/la-covid-19-reabre-la-ruta-migratoria-desde-las-costas-de-senegal-a-canarias_1_6410953.html, Dakar, noviembre 2020.
  27. DE ARAGON, Ariana. Encuentran 44 migrantes muertos en el desierto del Sahara. Televisa.News:  https://noticieros.televisa.com/ultimas-noticias/encuentran-44-emigrantes-muertos-desierto-sahara/, junio 2017
  28. DARME, Marie-Cecile. Mixed Migration Trends in Lybia: Changing dynamics and protection challenges: https://www.unhcr.org/595a02b44.pdf, February 2017.
  29. IOM, Missing Migrants, Más de 40 migrantes mueren de sed en el Desierto del Sahara. Suiza: https://www.iom.int/es/news/mas-de-40-migrantes-mueren-de-sed-en-el-desierto-del-sahara-mientras-se-contabilizan-71000, Febrero 2017.
  30. DARME, Marie-Cecile. Mixed Migration Trends in Lybia: Changing dynamics and protection challenges: https://www.unhcr.org/595a02b44.pdf, February 2017.
  31. BREEN, Duncan. “En ese viaje a nadie le importa si vives o mueres”, ACNUR y MMC, abuso protección y justicia a lo largo de las rutas de la costa Oriental y Occidental y la costa mediterránea africana, julio 2020.
  32. BIBI, Charif. Exclusive: Smuggling network source reveals harrowing details of migrants death journey inside Lybia: https://www.infomigrants.net/en/post/30445/exclusive-smuggling-network-source-reveals-harrowing-details-of-migrants-death-journey-inside-libya-2-2, InfoMigrants, February 2021.
  33. CARRETERO, Leslie. “Libya: 70 migrants freed from Beni Walid secret prisons”: https://www.infomigrants.net/en/post/30738/libya-70-migrants-freed-from-bani-walid-secret-prisons, InfoMigrants, March 2021
  34. DE FOY, France Philippart, “El Efecto domino que causa la muerte del presidente chadiano en el Sahel”: https://www.larazon.es/internacional/20210425/6eyyx4zcengldpdwxdgocm6m4q.html, La Razón, abril 2021.
  35. SÁNCHEZ, Jairo. “El impacto del terrorismo en el Lago Chad: crisis humanitaria y políticas necesarias”. Documento de análisis de IEEE 22/2021: http://www.ieee.es/Galerias/fichero/docs_opinion/2021/DIEEEO22_2021_JAISAN_LagoChad.pdf Fecha de consulta 18/08/2021.
  36. Internal Displacement Monitoring Center: Niger: https://www.internal-displacement.org/countries/niger, 2020.
  37. PUIG, Oriol. Los retornados nigerinos de Libia tras el conflicto del 2011: https://aries.aibr.org/articulo/2019/20/1901/los-retornados-nigerinos-de-libia-tras-el-conflicto-2011-hacia-una-identidad-migrante, Anuario de antropología Ibernoamericana, noviembre 2019
  38. Walk Free Organization, “Stacked Ods. One in every 130 females globally is living in modern slavery”: https://cdn.walkfree.org/content/uploads/2020/10/19130043/WF-Stacked-Odds-20210517.pdf, 2020.
  39. SAPIEZYNSKA, Ewa, document for Save the Clindren, “Weapon of War. Sexual violence against children in conflict”: https://reliefweb.int/sites/reliefweb.int/files/resources/weapon-of-war-report-2021.pdf, 2019