Pompeo visita por sorpresa a Afganistán en medio de la crisis política afgana

La primera sesión de conversaciones sobre el intercambio de prisioneros entre el Gobierno afgano y los talibanes se llevó a cabo este domingo, según el enviado especial de Estados Unidos a Afganistán, Zalmay Khalilzad
El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, en rueda de prensa

REUTERS/Jim Young/Poolar  -   El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, en rueda de prensa

El secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, se encuentra este lunes en Kabul, a donde llegó por sorpresa, en medio de la crisis política desatada entre el presidente afgano, Ashraf Ghani, y Abdullah Abdullah, el segundo candidato más votado en las pasadas elecciones presidenciales y que no ha reconocido los resultados.

“Sí, podemos confirmar que Pompeo ha llegado a Afganistán”, dijo a Efe el portavoz de Abdullah, Omaid Maisam. El portavoz explicó que Pompeo tiene previsto reunirse con Abdullah y cubrir “dos temas: la disputa electoral y el proceso de paz, aunque las discusiones se centrarán sobre todo en los problemas electorales”. El portavoz de Ghani, Latif Mahmood, declinó sin embargo compartir detalles de la visita de Pompeo y manifestó a Efe que “las informaciones publicadas hasta ahora en los medios no son oficiales”.

Pompeo visita Afganistán en un momento complicado políticamente y también en medio de una gran incertidumbre respecto a las futuras negociaciones de paz entre los talibanes y el Gobierno afgano. Ghani fue declarado ganador de las elecciones presidenciales del pasado septiembre, lastradas por las acusaciones de fraude electoral. Abdullah, el segundo candidato más votado, se negó a reconocerlas y anunció la formación de un Gobierno paralelo. 

Por otro lado, las negociaciones de paz parecen estancadas tras el acuerdo alcanzado el pasado 29 de febrero entre EEUU y la formación insurgente. El Gobierno afgano debía liberar a 5.000 insurgentes, mientras que éstos harían lo propio con 1.000 miembros de las fuerzas de seguridad afganas, pero ambas partes no han llegado a un acuerdo al respecto.

Los insurgentes piden que se liberen a todos los prisioneros de una sola vez, mientras que el Gobierno afgano se ha ofrecido a hacerlo de manera escalonada, tras negarse inicialmente a cualquier liberación de prisioneros antes del inicio de las conversaciones. Este domingo, según ha desvelado el enviado especial de Estados Unidos a Afganistán, Zalmay Khalilzad, ha tenido lugar la primera sesión de conversaciones sobre el intercambio de prisioneros entre el Gobierno afgano y los talibanes. “Hoy, Estados Unidos facilitó las discusiones técnicas ambas partes a través de una videoconferencia”, publicó en su cuenta de Twitter.

A esta situación se ha sumado ahora la crisis mundial del coronavirus, con 40 casos positivos detectados hasta la fecha en Afganistán y la primera muerte registrada este lunes.