Preocupación mundial por una nueva mutación de la COVID-19

Científicos británicos han alertado sobre la nueva variante del coronavirus
Coronavirus

PHOTO/ARCHIVO  -   Coronavirus

Científicos de Gran Bretaña han advertido de una nueva variante de la COVID-19, la cual podría ser una gran amenaza para la salud pública por su gran cantidad de diversas mutaciones “horribles”.  

El pasado jueves, el periódico británico The Independent, comunicó que los científicos han nombrado esta mutación como B.1.1.529 o la variante de Botsuana, debido a que el primer caso detectado se diagnosticó el pasado 11 de noviembre en la República de Botsuana, en África meridional.  

Asimismo, se han detectado tres casos confirmados en Botsuana tres días después de haber detectado el primero, otros seis casos en Sudáfrica y más tarde, un caso identificado en Hong Kong.  

Miembros del personal sanitario esperan, después de recibir la vacuna Oxford AstraZeneca COVID-19, en el Hospital Cheikh Khalifa en Casablanca, Marruecos
PHOTO/AP - Miembros del personal sanitario esperan, después de recibir la vacuna Oxford AstraZeneca COVID-19, en el Hospital Cheikh Khalifa en Casablanca, Marruecos

Sin embargo, este único caso detectado en Hong Kong provino de una persona que había viajado desde Sudáfrica recientemente, tras haber dado negativo antes y después de su viaje, lo que podría haber generado una proliferación de infecciones a través de viajes internacionales, pudiendo haber más casos no detectados.  

Por lo tanto, sólo hay 10 casos confirmados en el mundo hasta el momento, aunque los expertos creen que podría estar más extendida.  

Se ha detectado que esta nueva variante de COVID19 cuenta con al menos 32 mutaciones, las cuales se adaptan más fácilmente y, por tanto, son más capaces de evadir la inmunidad y las vacunas.  

Según los expertos, este "número extremadamente alto" de mutaciones podría desembocar en un mayor número de contagios de la enfermedad, pudiendo reducir también la efectividad de las vacunas.  

Vacuna AstraZeneca
REUTERS/DADO RUVIC - Vacuna AstraZeneca

Según el doctor Tom Peacock, quién detectó la propagación y virólogo del Imperial College, comunicó en su cuenta de Twitter que "la exportación a Asia implica que esto podría estar más extendido de lo que implicarían las secuencias por sí solas. Además, la longitud de la rama extremadamente larga y la cantidad increíblemente alta de mutaciones sugieren que esto podría ser una preocupación real (escape previsto de la mayoría de los anticuerpos monoclonales conocidos)”. 

Además, destacó que las 32 mutaciones detectadas en la proteína de pico del virus corona podrían ser una “preocupación real”, debido a que pueden evitar fácilmente la inmunidad natural humana, propagándose así rápidamente en las personas, ya que es en esa misma proteína donde las vacunas preparan al sistema inmunológico para poder hacer frente al virus.  

Peacock agregó que "esta variante contiene no una, sino dos mutaciones en el sitio de escisión de furina: P681H (visto en Alfa, Mu, un poco en Gamma, B.1.1.318) combinado con N679K (visto en C.1.2 entre otros). Es la primera vez que veo dos de estas mutaciones en una sola variante". 

Vial de la vacuna de Pfizer-BioNTech
AFP/AHMAD GHARABLI - Vial de la vacuna de Pfizer-BioNTech

Asimismo, expresó que esta variante “debería ser monitoreada debido a ese horrible perfil de picos", “peor que casi cualquier otra cosa”, incluida la actual cepa Delta con 16 mutaciones, aunque por ahora no parece tener muchas transmisiones. 

“Vale la pena enfatizar que esto es en números súper bajos en este momento en una región de África que está bastante bien muestreada, sin embargo, debe ser monitoreado debido a ese horrible perfil (supongo que esto sería peor antigénicamente que casi cualquier otra cosa)”, agregó Peacock.  

El profesor en la Universidad de Cambridge, Ravi Gupta, comunicó que "parece una preocupación importante" el hecho de que dos de las 32 mutaciones sean más infecciosas que el virus original, mientras que Lawrence Young, virólogo de la Escuela de Medicina de Warwick, explicó que a esta nueva variante le sería fácil evadir la inmunidad de la vacuna contra la COVID-19. 

 Imagen de proceso de vacunación en el Hospital Cheikh Khalifa en Casablanca, Marruecos
PHOTO/AP - Imagen de proceso de vacunación en el Hospital Cheikh Khalifa en Casablanca, Marruecos

Sin embargo, el director del Instituto de Genética de la UCL, Francois Balloux, aclaró que aún es difícil predecir el rango de transmisión de la variante, además de advertir de que aún "no hay razón para preocuparse demasiado, a menos que comience a aumentar en frecuencia en un futuro cercano".  

También, destacaron que esta nueva cepa ha sido capaz de reducir el reconocimiento de anticuerpos en cuanto a la eficacia de la vacuna. 

El número de casos de coronavirus ha ido aumentando en Sudáfrica, pasando de 312 el pasado lunes, a más de 860 el martes de la misma semana, aunque los científicos explican que es demasiado pronto para detectar cualquier relación con la nueva “supervariante”. 

Hoy en día, no se han detectado nuevos casos de la variante B.1.1.529 en Reino Unido ni en otras regiones del mundo.  

Sin embargo, varios funcionarios y científicos de la Agencia de Seguridad Sanitaria del Reino Unido (UKHSA) comunicaron que estaban investigando de cerca esta nueva variante.