Rusia acusa a Turquía de no haber cumplido una parte de los acuerdos de Idlib

El jefe de la diplomacia rusa señaló que “cientos de combatientes se desplazan desde la zona de distensión en Siria a Libia para sumarse a operaciones militares allí”
El ministro de Asuntos Exteriores de Rusia Sergei Lavrov

AFP/FABRICE COFFRINI  -   El ministro de Asuntos Exteriores de Rusia Sergei Lavrov

Rusia ha acusado a Turquía de no haber cumplido todavía ciertos aspectos de los acuerdos alcanzados en 2018 y 2019 en la ciudad balnearia de Sochi (mar Negro) para resolver los problemas de la zona de desescalada de tensión en Idlib, último bastión de las facciones islamistas y rebeldes en Siria.

“Desafortunadamente, en estos momentos, la parte turca no ha podido cumplir aún un par de obligaciones claves que fueron diseñadas para atajar el problema de Idlib de raíz”, ha lamentado el ministro ruso de Asuntos Exteriores, Sergei Lavrov, en una entrevista al periódico Rossískaya Gazeta.

En concreto, se ha referido a que Ankara no ha podido “disociar de los terroristas a la oposición armada, que coopera con los turcos y está lista para el diálogo con el Gobierno (sirio) en el marco del proceso político”. El jefe de la diplomacia rusa ha señalado que “cientos de combatientes se desplazan desde la zona de distensión en Siria a Libia para sumarse a operaciones militares allí”. Rusia no puede resolver este problema por sí sola, ha recalcado.

Lavrov también ha manifestado que Turquía aún no ha cumplido con su obligación de crear una zona desmilitarizada en Idlib. Según el ministro, “no se creó una franja desmilitarizada de 10-20 kilómetros dentro de la zona de Idlib. También recordamos esto a nuestros socios turcos”. “Instamos a la implementación estricta de los acuerdos de Sochi de 2018 y 2019 en Idlib”, ha resaltado.

Asimismo, subrayó que el Ejército ruso está vigilando la situación en Idlib, desde donde, afirmó, llega información sobre el “estallido de enfrentamientos entre fuerzas turcas y sirias”.

El presidente de Turquía Recep Tayyip Erdogan anunció este lunes una operación militar de castigo en Idlib en represalia por la muerte de ocho ciudadanos turcos en un bombardeo de las fuerzas del mandatario de Siria, Bachar al Asad. Lavrov reiteró hoy que Ankara no avisó del movimiento del Ejército turco dentro de la zona de desescalada de Idlib, por lo que Rusia, que apoya al régimen de Al-Asad, no pudo avisar a las fuerzas sirias, lo que Turquía ha desmentido.

El Ejército sirio ha llegado a apenas 8 kilómetros de la ciudad estratégica de Idlib, capital de la provincia homónima, tras días de intensos combates en los que las tropas de Bachar al-Asad han conquistado decenas de pueblos.

Las fuerzas sirias y rusas lanzaron a finales de abril del año pasado una ofensiva no declarada sobre Idlib y algunas áreas de Hama, Alepo y Latakia que aún están en manos de las facciones opositoras, incluida la exfilial siria de Al Qaeda.