PUBLICIDAD

Iberdrola

Rusia incapaz de pagar su deuda: 100 millones de dólares en intereses

Las sanciones europeas obligan a Moscú a buscar soluciones financieras en China o la India
rublo en fuego

PHOTO/ARCHIVO  -  

Por primera vez desde la revolución bolchevique, Rusia es incapaz de pagar su deuda externa. La agencia calificadora Moody’s, firma británica, confirmó en un informe que Moscú no ha pagado la suma aproximada de 100 millones de dólares en intereses, procedentes de dos bonos que expiraron el domingo 26 de junio. El Kremlin ha negado esta situación. 

La incapacidad de Rusia para pagar su deuda externa sería una consecuencia de las duras sanciones económicas y financieras que pesan sobre el país desde su invasión de Ucrania. Además, del apoyo en material militar e inteligencia a Ucrania, las sanciones son la principal arma que la Unión Europea y Estados Unidos, a la cabeza del bloque occidental, han usado contra el Gobierno de Vladimir Putin.

reunion jefes del G7
PHOTO/ARCHIVO -  Reunión de líderes del G7 en Alemania

Rusia llevaba rozando la situación de impago prácticamente desde el inicio de la guerra y de las sanciones, de acuerdo con las calificaciones de las agencias S&P, Fitch y Moody’s. 

Coincidiendo con la reunión del G7, que abordó de nuevo la guerra en Ucrania, la Casa Blanca comunicó que prevé seguir intensificando esta misma política de asedio económico a Rusia con el objetivo de medrar su capacidad militar en Ucrania. 

Pese a todo, la economía rusa sigue a flote gracias a sus socios alternativos, además del encarecimiento de los hidrocarburos, una de las exportaciones estrella de Moscú, que ha encontrado clientes fuera de la Unión Europea y de Estados Unidos. 

El Gobierno ruso, a través de un comunicado afirmó que esta situación no se debe a un impago, pero a un bloqueo en la transacción. “La no obtención del dinero por parte de los inversores no es resultado de un impago, sino que está causada por la acción de terceros, algo que no está directamente considerado [...] como un caso de impago”, reza el mensaje del Ministerio de Finanzas. 

El impago puede crear problemas a Rusia en un corte plazo de cara a querer adquirir préstamos ante instituciones financieras internacionales. Después de esta experiencia se podría esperar que el mercado financiero europeo y norteamericano les sea prácticamente vetado, por lo que Rusia buscaría soluciones en China o la India.  Estos mismos mercados se podrían exponer a sanciones adicionales de Estados o la Unión Europea en caso de socorrer financieramente la economía rusa. 

anton siluanos finanzas rusia
PHOTO/DMITRY ASTAKHOL via REUTERS - Anton Siluanov, ministro de Finanzas ruso

Timothy Ash, experto en mercado consultado por el canal estadounidense CNBC, teme que sin embargo esta situación no tenga un impacto fuerte contra Rusia, el Estado Ruso sí que se podría ver perjudicado por la caída del valor de esos eurobonos. También supondrá un aumento considerable en la financiación de Rusia, a través de unos intereses mucho más altos en los préstamos. En esta situación, Estados Unidos tendría la ventaja de poder aflojar o no la situación a través de los permisos a los tenedores de bonos para negociar condiciones con los acreedores extranjeros de Rusia. 

Las sanciones económicas contra Rusia han sido puestas en duda numerosas veces por la comunidad internacional o por expertos. Fuentes diplomáticas españolas afirman que las sanciones hoy en día, en la mayoría de los escenarios en las que se apliquen, “solo perjudican a la población del país objetivo, sin dañar en gran medida al poder del país”.