PUBLICIDAD

Iberdrola

Saied amplía la suspensión de los poderes políticos

La decisión se produce un mes después de que el presidente congelase el Parlamento y asumiera plenos poderes gubernamentales
presidente-tunez-kais-saied

AP/SLIM ABID  -   El presidente de Túnez, Kais Saied, una reunión de seguridad con miembros del ejército y las fuerzas policiales en Túnez

A Kais Saied se le ha acabado el tiempo para formar un Gobierno sólido que supusiese una oportunidad para otorgar al país de cierta estabilidad ante la convulsa crisis política, social y sanitaria que está atravesando el país. El pasado 25 de julio, el presidente tunecino congeló el Gobierno y asumió plenos poderes gubernamentales bajo su persona en un acto que llegó a tildarse como “golpe de Estado”. En este sentido, Saied puso como fecha límite finales de agosto para designar al primer ministro, así como para formar un nuevo Ejecutivo, según dicta el ordenamiento del país.

Sin embargo, Túnez continúa sin Gobierno y la situación evidencia que el país seguirá sin formación gubernamental. En un comunicado oficial, la presidencia tunecina ha informado, después de emitir una orden presidencial, la decisión de prorrogar las medidas excepcionales adoptadas por el presidente, tanto la destitución del primer ministro, Hichem Michechi, como la suspensión de poderes, así como levantar la inmunidad parlamentaria de sus miembros hasta nuevo aviso. A pesar de que la constitución tunecina no permite la disolución parlamentaria, si permite la suspensión de poderes durante 30 días, medida a la que se acogió Saied. 

parlamento-tunez-camara
AP/HASSENE DRIDI - Coches de policía y un vehículo militar blindado bloquean la entrada del Parlamento tunecino en Túnez

En este contexto, el presiente Saied afirmó que estas medidas se llevaron a cabo con el objetivo de “proteger el Estado” y poner fin a las medidas que “aumentaron la miseria y la pobreza de las personas”. Además, el mandatario agregó que “no quisimos recurrir a medidas a pesar del cumplimiento de las condiciones constitucionales, pero, por otro lado, mucha gente fue engañada por la hipocresía y la traición”.

Esta decisión por parte de Saied se produjo después de que cientos de manifestantes saliesen a las calles para protestar contra el Gobierno, en su momento encabezado por el primer ministro Hichemi Michechi, ahora destituido. Del mismo modo, los manifestantes demandaron medidas sanitarias adecuadas y políticas que estuviesen a la altura de los nuevos desafíos que Túnez enfrentaba tanto en el contexto sociosanitario como político. 

lider-movimiento-ennahda-ghannouchi
AP/HASSENE DRIDI - el líder del partido islamista y presidente del parlamento Rached Ghannouchi

Tras la congelación de los poderes, la sociedad tunecina recibió con gran aprobación la decisión de Saied debido a su amplio descontento con las políticas de Ghannouchi. La frágil situación política fruto de los delicados pactos políticos entre los grupos parlamentarios, diferentes de por sí y con intereses incluso contrarios, además de las constantes diferencias entre Ghannouchi y Saied derivaron en una situación política que caía por su propio peso. Así, uno de los países que daba indicios de erigirse como un Estado que comenzaba a estructurarse como un país democrático como consecuencia del estallido de las Primaveras Árabes ha fallado como ejemplo de democracia.

Por otro lado, el movimiento Ennahda ha anunciado la disolución de la oficina ejecutiva del movimiento, la destitución de todos sus miembros, además de su reforma “de manera que responda a los requisitos del escenario y logre la eficiencia requerida”. El presidente del movimiento, Rached Ghannouchi, subrayó “la continuación de la asignación del comité de gestión de crisis política, encabezado por Mohamed Al-Qumani, para contribuir a sacar al país de la situación excepcional en la que vive”. 

manifestacion-calles-tunez
PHOTO/REUTERS - Protesta antigubernamental en Túnez, el 25 de julio de 2021

En un primer momento, Ennahda rindió la convulsa situación y la toma de poderes por parte de Saied para calificarla como golpe de Estado. Sin embargo, una semana después rectifico su medida para expresar que las medidas excepcionales se conviertan en “una oportunidad de reforma” y que sean “una etapa de transformación democrática en un notable punto de inflexión”.

Asimismo, tras el anuncio de la ampliación de la suspensión gubernamental, la formación destacó en un comunicado “la necesidad de distanciar el discurso político de la carga, la movilización y la incitación, y respetar el prestigio de las instituciones estatales, principalmente es la Presidencia de la República", además de expresar su “plena solidaridad con la familia del Presidente de la República, contra cualquier intento de difamarlos, o involucrarlos en disputas”, y “su rechazo a este comportamiento vergonzoso, por violar las santidades, las cartas morales, leyes y valores en los que se basa nuestra sociedad”. 

primaveras-arabes-tunez
AP/RIADH DRIDI - Un hombre pasa junto a una estatua del carro de Mohammed Bouazizi en Sidi Bouzid, Túnez, el viernes 11 de diciembre de 2020.

Además, destacó que “rechaza estas prácticas, y está dispuesta a tomar medidas disciplinarias contra cualquiera de sus reglas. A través de sus publicaciones, se comprueba que ofende a cualquiera y se desvía de la ética del discurso político”, destacando que “la salida de la crisis actual sólo puede ser a través de un diálogo integral, lejos de la exclusión”.