Tánger rinde homenaje a los pintores españoles con el nuevo Espacio Cultural Tapiró-Fuentes

Las asociaciones Tánger del Mundo y Cultural Fuentes, junto al Instituto Cervantes de la ciudad marroquí, abren un espacio cultural para recordar a los dos artistas españoles
Tánger

PHOTO/BERNABÉ LÓPEZ GARCÍA  -   Interior del nuevo Espacio Cultura Tapiró-Fuentes

Existen ciudades que atraen artistas y otras que los atrapan. Tánger puede ser perfectamente de las segundas. Así ha ocurrido a lo largo de la historia con , escritores, pintores e intelectuales que vieron en la ciudad de entrada a África un lugar donde forjar un destino, una carrera, o simplemente un lugar adonde huir. Juan Goytisolo, Allen Ginsberg, Roland Barthes o Paul Bowles, entre otros, vieron en Tánger la inspiración para seguir alimentando sus obras.
Este es el caso de los dos pintores españoles a los que la Asociación Tánger del Mundo (ATM), la Asociación Cultural Fuentes y el Instituto Cervantes de Tánger rinden homenaje con la presentación el pasado 7 de febrero del proyecto Espacio Cultural Tapiró- Fuentes, los pintores de Tánger.

Los protagonistas son José Tapiró y Baró y Antonio Fuentes. Tapiró nació en Reus, pero tras su primer viaje a Tánger en 1871 quedó impresionado de Marruecos y después de la muerte de su amigo, y también pintor, Mariano Fortuny, decidió instalarse definitivamente en la ciudad marroquí, donde vivió casi cuarenta años hasta su muerte en 1913. Esta influencia se ve reflejada en sus trabajos donde plasmó las escenas africanas de la época.

Tánger
PHOTO/BERNABÉ LÓPEZ GARCÍA - Interior del nuevo Espacio Cultural Tapiró-Fuentes, en la medina de Tánger. En la imagen, el director del Instituto Cervantes de la ciudad, Javier Rioyo

El otro protagonista del nuevo espacio cultural es Antonio Fuentes. De origen español, nació, vivió y murió en Tánger. Madrid, París o Roma fueron estaciones de paso para un artista enamorado de la ciudad marroquí. Su labor artística la desarrolló en su estudio de la antigua medina. Destacan sus escenas costumbristas, desnudos, templos religiosos. Murió en 1995.

Ahora se les rinde homenaje en el Espacio Cultural Tapiró-Fuentes donde españoles, tangerinos y todo aquel que quiera conocer la obra de estos dos artistas tienen una cita con la cultura y la memoria. El cónsul español en Tánger, Pablo Zaldívar Miquelarena, inauguró la exposición y recordó cómo era Tánger para los intelectuales y artistas que quedaron seducidos por ella, como fueron los casos de los españoles Fortuny, Hernández, Tapiró, Fuentes… No faltó a la cita el director del Instituto Cervantes en Tánger, Javier Rioyo, quien subrayó la importancia de la cultura española en la historia de la ciudad del Estrecho y la contribución a su historia que hicieron decenas de millares de españoles de la primera mitad del siglo XX.

Tánger
PHOTO/BERNABÉ LÓPEZ GARCÍA - Detalle de obras de Antonio Fuentes expuestas en el nuevo espacio cultural tangerino

El proyecto tiene como objetivo transformar el antiguo taller y lugar de trabajo de Tapiró en Tánger en un espacio cultural. En la presentación, el profesor emérito de la Universidad Autónoma de Madrid Bernabé López García recordó la vida de Tapiró y cómo transformó la casa, de la cual ahora el escritor e investigador es propietario, y que está próxima al puerto de Tánger, para que los visitantes españoles o extranjeros puedan visitar su exposición permanente. López García evocó cómo el edificio fue un teatro judío que el pintor reconvirtió en su estudio, que acondicionó para trabajar. "Lo esencial es crear una asociación-fundación para la recuperación de la memoria histórica de los españoles en Tánger, empezando por la difusión de la obra de creadores como Tapiró, Fuentes o José Hernández, pero no limitarse a ello, sino ampliarlo a otras memorias creadoras, literarias, cinematográficas, musicales, arquitectónicas, urbanísticas, etc.", afirmó el experto en Estudios Árabes e Islámicos.

En fin, el nuevo espacio nace con la finalidad de protagonizar aciones culturales y artísticas con el fin de recordar la historia de la vieja medina de Tánger y su riqueza y legado cultural. Pronto abrirá sus puertas a los visitantes.