PUBLICIDAD

Iberdrola

Un nuevo enfrentamiento entre los talibanes y los turcomanos inestabiliza la seguridad regional

Los insurgentes han protagonizado un enfrentamiento con las autoridades de seguridad turcomanas que se ha saldado con cuatro víctimas
talibanes-afganistan-pakistan

AP/MUHAMMAD SAJJAD  -   Un soldado paramilitar paquistaní, a la derecha, y combatientes talibanes hacen guardia en sus respectivos lados en un puesto fronterizo entre Pakistán y Afganistán, en Torkham, en el distrito de Khyber, Pakistán

Afganistán continúa sumergido en una espiral de violencia y caos. En un último episodio violento, los talibanes y las fuerzas fronterizas de Turkmenistán han protagonizado un enfrentamiento después de que los insurgentes investigaran la supuesta muerte de un afgano a manos de los turcomanos.

Este nuevo enfrentamiento se ha producido en la provincia de Jozjan, situada al norte del país, en la frontera con Turkmenistán. Según relata a EFE el jefe de la policía de Jozjan, Malavi Sarajulding, estos se habrían desplazado para investigar la muerte de un civil cuando la guardia frontera del país comenzó a “disparar desde el lado de la frontera” lo que derivó en “un intercambio de disparos”. El portavoz señaló que “ningún miembro de la seguridad afgana resulto herido”, a pesar del enfrentamiento. Sin embargo, otras fuentes señalan que al menos cuatro turcomanos han fallecido, pero aun no se han confirmado el número total de bajas. 

turkmenistan-ejercito
FOTO/ARCHIVO - Ejército turcomano

Estos nuevos choques entre Afganistán y Turkmenistán agravan más la seguridad de la zona asiática. Es en esta región donde las relaciones de Afganistán con sus países vecinos han vivido tanto tensiones como desavenencias. En el caso de su vecino Pakistán, el papel que juega el país en el fortalecimiento de los talibanes es muy relevante.

En este sentido, su principal agencia de Inteligencia, el ISI, ha sabido financiar las operaciones de los insurgentes y brindar su apoyo tanto en la planificación de ataques como en el arsenal militar. El fuerte apoyo que continúa brindando la agencia de Inteligencia responde a un interés por parte de estos de tratar de limitar el poder de los pastunes, además de que el país pakistaní cuenta con una historia marcada por la presencia de los talibanes. 

bandera-afganistan-kabul
AP/RAFIQ MAQBOOL  -   Un hombre agita una bandera afgana durante las celebraciones del Día de la Independencia en Kabul, Afganistán

Entre estos destaca el Movimiento de los Talibanes Pakistaníes, una organización terrorista internacional fundada por Baitullah Mehsud, que tiene una relación continúa con los talibanes afganos. Además, el surgimiento de los insurgentes se produjo tanto en Afganistán como en Pakistán, en las escuelas conocidas como madrasas. Estos “estudiantes” procedentes de la etnia pastún y seguidores del sunismo fueron apoyados desde un primer momento por parte del ISI.

Apoyados por la Inteligencia, los talibanes comenzaron a lanzar una serie de ofensivas violentas que tratarían de poner fin a las diferentes religiones y etnias de ambos países con el fin de homogeneizar a la población en un mismo Emirato. Estos primeros ataques se libraron tras la salida de la presencia soviética en el terreno, lo que produjo una situación de caos y crisis que dejo varios vacíos de poder. 

herat-afganistan
REUTERS/JALIL AHMAD - Antiguos muyahidines sostienen armas para apoyar a las fuerzas afganas en su lucha contra los talibanes, en las afueras de la provincia de Herat, Afganistán 10 de julio de 2021

La idea de los insurgentes, caracterizada por la homogeneización de unificar tanto culturalmente como religiosamente al país a través de la imposición, atentaba directamente contra la convivencia pacífica. En la actualidad, las relaciones entre Afganistán y Pakistán son complejas y responden a múltiples escenarios que siguen abiertos y sin soluciones a corto plazo.
En este aspecto, Pakistán no mantiene una buena relación con algunos grupos afganos, lo que hace que vean el apoyo hacia los talibanes como la mejor opción, aunque eso también perjudica al propio Pakistán.

Por otra parte, las relaciones con Irán, país que limita con el este de Afganistán, ha tenido diferentes desavenencias ideológicas con los talibanes. Tanto es así que en la década de los 90 el país persa trató de crear una alianza con Estados Unidos para frenar su poder. 

frontera-afganistan
AFP/AFP - Mapa de Asia central que muestra Tayikistán, donde Rusia, Tayikistán y Uzbekistán van a realizar ejercicios militares cerca de la frontera con Afganistán

Sin embargo, la postura de Irán con Estados Unidos ahora ha cambiado radicalmente. Esto ha hecho que Irán haya apoyado tango al gobierno afgano como a los propios talibanes para tratar de dividir Afganistán. Asimismo, su mejora en cuanto a su acercamiento con Qátar también ha ayudado a fortalecer las relaciones con los insurgentes.

Asimismo, China ha tratado de mantener relaciones cordiales con los talibanes en su estrategia de tratar ganar influencia y expandirse hacia Occidente y así posicionarse frente a la India o Estados Unidos. En esta línea, India se ha mostrado reticente a entablar unas relaciones diplomáticas con los insurgentes a pesar de que recientemente han iniciado un acercamiento, bajo el paraguas qatarí. 

refugiados-afganistan-iran
AP/RAHMAT GUL - Frontera de Islam Qala con Irán, en la provincia occidental de Herat. Los talibanes han tomado el control del cruce fronterizo de Islam Qala, en la provincia occidental de Herat, con el vecino Irán, según confirmaron el jueves 8 de julio de 2021 un funcionario afgano y medios iraníes

Desde la caída de Kabul, la población afgana ha tratado de huir del país, tratando de buscar un futuro alejado de la violencia. Junto a esto, la toma del poder por parte de los talibanes ha propiciado el aumento de la violencia y el fortalecimiento de los grupos terroristas de la región, lo que evidencia su inseguridad.