Venezuela lidera el ranking mundial de abusos contra parlamentarios de la UIP

La Unión Interparlamentaria publica su informe anual sobre violaciones de los derechos de representantes públicos
El opositor venezolano Leopoldo López

REUTERS/CARLOS GARCIA RAWLINS  -   El líder opositor venezolano Leopoldo López

Venezuela es el país del mundo donde los parlamentarios sufren mayores violaciones de los derechos humanos, con 102 presuntos abusos registrados solo en 2019, según la clasificación anual publicada por la Unión Interparlamentaria (UIP). Yemen figura en el segundo puesto, con 71 violaciones; Turquía, en el tercero (58) y Camboya, en el cuarto (57). Colombia, con 22 presuntos casos, ocupa el séptimo lugar en la lista, de acuerdo con la centenaria institución que aglutina a los legislativos de todo el mundo.

La clasificación es acumulativa, pues considera también los casos de años anteriores aún no cerrados. Incluye 111 nuevas denuncias a lo largo de este año, en su mayoría procedentes de Venezuela y Yemen, como ha explicado la UIP en su comunicado.

La organización recoge y trata de investigar actualmente un total de 533 denuncias de abusos cometidos contra parlamentarios en 40 países, el segundo número más alto registrado por la institución. Las denuncias provienen especialmente de países "en crisis política, donde el Gobierno ejerce una presión abusiva sobre los parlamentarios de la oposición", señala el comunicado.

En este sentido, la presidenta del Comité de Derechos Humanos de la UIP, Aleksandra Jerkov, ha resaltado que la mayoría de los abusos sufridos por parlamentarios tienen su origen en presiones procedentes del Estado. Tales presiones "no son solo un abuso contra la democracia, sino también un signo de debilidad", ha lamentado. Jerkov ha hecho un llamamiento para que los distintos gobiernos permitan a los parlamentarios "desempeñar su labor sin temor a represalias".

Las violaciones más frecuentes que sufren los parlamentarios son, según la UIP, la suspensión abusiva del mandato parlamentario, el enjuiciamiento sin las debidas garantías y la violación del derecho a la libertad de expresión. Las amenazas, actuaciones intimidatorias, torturas y malos tratos ocupan la cuarta posición en la lista de violaciones más frecuentes, pero ascienden a la primera en América, ha advertido la organización. En concreto, una parte destacada de los 134 abusos denunciados en esa región provienen de Venezuela.

Al hilo de lo anterior, la UIP ha recordado que ha propuesto en repetidas ocasiones el envío de una misión de verificación de las denuncias de parlamentarios venezolanos desde el comienzo de la crisis política, pero que estas propuestas han sido rechazadas.