PUBLICIDAD

Iberdrola

Yolanda Moratilla: “La cuarta generación nuclear puede ser verde exactamente igual que las renovables”

La profesora e investigadora de la cátedra Rafael Mariño de Nuevas Tecnologías Energéticas de Comillas-ICAI participó en el programa ‘De cara al mundo’ de Onda Madrid
Yolanda Moratilla

 -   Yolanda Moratilla

La profesora e investigadora de la cátedra Rafael Mariño de Nuevas Tecnologías Energéticas de Comillas-ICAI, Yolanda Moratilla, estuvo el viernes en los micrófonos de ‘De cara al mundo’ en Onda Madrid para analizar la crisis energética que afronta la Unión Europea. Moratilla señaló el desconocimiento que existe por parte de la clase política en aspectos técnicos de tecnología energética. 

En las circunstancias actuales y de manera temporal, ¿está de acuerdo con que se considere verde a la energía nuclear y al gas?

Para mi la energía nuclear es verde, la cuarta generación nuclear puede ser verde exactamente igual que las renovables. Respecto al tema del gas, sí que estoy de acuerdo tal cual lo ha planteado la Unión Europea porque el gas obviamente emite CO2, no así como la nuclear que no emite nada. Sin embargo, la Unión Europea pone dos requisitos importantes: deben ser necesarias, no se puede construir por construir una nueva central de gas, y tiene que emitir lo mínimo posible, por tanto, las nuevas centrales que se construyan no van a ser ciclos combinables normales como los que tenemos hoy en día en España, sino que deben ser ciclos combinados e hibridados con energías renovables por ejemplo con termo-solar o biomasa, incluso con biogás. Un ejemplo claro, ahora que es un tema de actualidad, con las macro granjas, una posible solución es emplear los purines de las vacas y los cerdos para producir biogás que luego se puedan consumir para nuestras calefacciones o para calefacción eléctrica.

En medio de esta crisis quizás la ideología de los políticos debería dejar paso al pragmatismo y a la realidad más científica...

Totalmente, hablo regularmente con políticos de todos los signos y existe mucho desconocimiento de lo que son los aspectos técnicos de la tecnología, de la parte energética que es mi área y luego la realidad es muy tozuda. Queremos cerrar las centrales nucleares, pero luego vemos que realmente no podemos cerrar las centrales nucleares o cerramos nuestras centrales de carbón y ahora ya no solamente tenemos que reabrir la de As Pontes, sino que también hay que volver a abrir la de Los Barrios porque es necesario. Muchas veces la clase política debería callarse un poco más y escuchar a los técnicos, opciones hay muchas, pero con restricciones. No puede ser lo que quiera el político de turno, las cosas pueden darse dentro de lo técnicamente posible y lo económicamente adecuado para el país, a partir de ahí, que elijan la posibilidad que más convenga, pero hay cosas que no pueden ser. 

¿Tiene usted una receta para afrontar esta crisis energética y los precios de la luz que se han disparado?

Ahora mismo ya se deberían estar haciendo varias cosas, esta mañana leía que se estaba abriendo una central de carbón. El carbón permite mucha flexibilidad y reduce los precios de la electricidad, por tanto, si yo estuviese en el Gobierno ya estaría viendo todas las centrales de carbón que se han cerrado a ver cuáles están más cerca de los sumideros de CO2 posibles y empezar a ver una inversión en esa dirección, no en todas, pero si en una o dos de carbón para mantenerlas con capturas de CO2, haciéndolas más limpias, y no emitiendo CO2 a la atmósfera. Hay que mantener algo de carbón en nuestro mix energético porque los problemas que estamos teniendo tan brutos con el gas lo hacen necesarios y se esta poniendo la cosa muy seria respecto a la geopolítica con Rusia. Por otro lado, yo estaría viendo cómo disminuir la dependencia energética del gas; por dar un dato, en Dinamarca el 25% del consumo del gas procede de los purines de los cerdos y pretenden en unos años llegar al 75% de todo el consumo. Nosotros deberíamos estar ya trabajando en esa dirección, viendo cómo limpiar esas granjas y esas emisiones de metano, aprovechándolas, eso sería una solución.

Hay que mantener las centrales nucleares que tenemos, es imposible que se cierren la realidad es tozuda y se darán cuenta que no se pueden cerrar las centrales nucleares, tendremos que irnos a un 60-70% de renovables, incluyendo termo-solares con almacenamiento. Es una vergüenza que en la próxima subasta solo van a ir 200 megavatios debería ir mucho más y a medio plazo se debería ver la posibilidad de construir nuevas centrales nucleares para aumentar y que aproximadamente un tercio de nuestra producción fuera de energía nuclear. Hay más de 30 países en el mundo que no tenían reactores y los van a empezar a construir, tenemos a Francia por el norte, a Turquía, Egipto, Emiratos Árabes o Arabia Saudí, es decir muchos países que no la tenían la van a empezar a tener y nosotros no vamos a ser los que encima se pongan a eliminar lo poco que tenemos.