Zelensky busca apoyo en Europa para hacer frente al despliegue militar ruso

El presidente ucraniano se ha reunido con Macron y Merkel para tratar la preocupante situación en la frontera ruso-ucraniana después de que Moscú desplegase nuevas tropas 
AFP/ CHARLES PLATIAU  -   El presidente de Ucrania, Volodímir Zelenskiy, la canciller alemana Angela Merkel, el presidente francés Emmanuel Macron y el presidente ruso Vladimir Putin asisten a la conferencia de prensa tras la cumbre en el Palacio del Elíseo, en París, el 9 de diciembre de 2019.

AFP/ CHARLES PLATIAU  -   El presidente de Ucrania, Volodímir Zelenskiy, la canciller alemana Angela Merkel, el presidente francés Emmanuel Macron y el presidente ruso Vladimir Putin asisten a la conferencia de prensa tras la cumbre en el Palacio del Elís

Rusia ha decidido movilizar a 20.000 soldados a tan solo 100 kilómetros de Ucrania, provocando un nuevo escenario de tensión en la frontera. Este despliegue ha preocupado profundamente a Volodymyr Zelensky, presidente ucraniano, que ha pedido ayuda urgente a Europa y a la OTAN para hacer frente a la “amenaza rusa”. “Condenamos las acciones y las declaraciones de Moscú, que quiere aumentar la tensión militar y lastrar los esfuerzos diplomáticos”, declaró el Gobierno ucraniano. 

En medio de esta preocupante situación Zelensky ha viajado a París para reunirse con Macron y la canciller alemana, Angela Merkel. Zelensky, confiando en sus buenas relaciones con la Unión Europea, espera obtener un apoyo firme de sus socios europeos ante la demostración militar rusa. “Siempre he tenido una buena relación con Emmanuel Macron, me apoyó durante las elecciones presidenciales y ha ayudado mucho a Ucrania, especialmente con las sanciones contra Rusia”, declaró en una entrevista con el diario francés Le Figaro. Zelensky también señaló las relaciones cordiales que mantiene con Angela Merkel y Charles Michel, presidente del Consejo Europeo. No obstante, el presidente ucraniano ha puesto hincapié en cuestiones de seguridad, algo que espera abordar con los líderes europeos. “La seguridad de Europa depende de la de Ucrania. No podemos quedarnos en la sala de espera de la UE y la OTAN”, señaló Zelensky. 

Macron y Merkel han acordado colaborar para poner fin a esta grave situación, insistiendo en su compromiso con la “independencia, soberanía e integridad territorial de Ucrania”. Asimismo, instan a Rusia a retirar sus tropas de la frontera. “Exigieron el retiro de estos refuerzos para llegar a una desescalada”, señala la agencia Reuters.

AFP PHOTO / Ukrainian presidential press service / HO - Conferencia de prensa del grupo de Normandía (compuesto por Ucrania, Alemania, Francia y Rusia) tras la cumbre celebrada en Paris
AFP PHOTO / Ukrainian presidential press service / HO - Conferencia de prensa del grupo de Normandía (compuesto por Ucrania, Alemania, Francia y Rusia) tras la cumbre celebrada en Paris

Francia también plantea sancionar a Moscú si continúa movilizando tropas. “Debemos definir líneas rojas claras con Rusia”, señaló el presidente francés Macron durante una entrevista en el canal estadounidense CBS. Asimismo declaró que estaba listo para imponer sanciones en caso de que Moscú demuestre un “comportamiento inaceptable” en la frontera con Ucrania. “Creo que después de un comportamiento inaceptable hay que sancionar”, advirtió el presidente galo.

Desde Alemania también se ha condenado duramente esta operación rusa. Annegret Kramp-Karrenbauer, ministra de Defensa ha afirmado que Rusia es “una amenaza concreta e inmediata para la seguridad europea”. Igualmente ha acusado al país de poseer un “armamento excesivo” y de desplegar misiles que podrían llegar a Alemania. La ministra también ha criticado la situación política rusa, que considera que es “antiliberal y antidemocrática”. 

Ucrania también está recibiendo apoyo desde países no miembros de la Unión Europea. Según el periódico británico The Sunday Times, la Royal Navy enviará en mayo dos buques de guerra hacia el Mar Negro ante el incremento de tensiones en la zona. Asimismo, un portavoz del Ministerio de Defensa de Reino Unido ha manifestado su apoyo “inquebrantable” a Ucrania. 

AFP/ LUDOVIC MARIN  - El presidente francés Emmanuel Macron da la bienvenida al presidente ruso Vladimir Putin, a su llegada al Palacio del Elíseo
AFP/ LUDOVIC MARIN  - El presidente francés Emmanuel Macron da la bienvenida al presidente ruso Vladimir Putin, a su llegada al Palacio del Elíseo

El despliegue militar ruso es el más numerosos desde 2014 según la OTAN. La Alianza Atlántica también ha expresado su rechazo a esta decisión de Moscú, que considera “injustificada, inexplorada y profundamente preocupante”. El secretario general de la organización, Jens Stolteberg, ha anunciado que los aliados “han reafirmado el apoyo inquebrantable a la soberanía e integridad territorial de Ucrania”. 

Por su parte, el Kremlin considera que esta operación militar “no debe preocupar a nadie”, ya que “no supone una amenaza para nadie”. Este despliegue tiene como objetivo hacer frente a las actividades bélicas de la OTAN en la región que “amenazan a Rusia”, según ha justificado el Ministerio de Defensa ruso.