Camboya prepara una nueva ley para atraer más inversión extranjera

El Gobierno espera que este instrumento sirva para mejorar el clima de negocios e impulsar la diversificación económica del país
Empleados en una fábrica proveedora de la marca H&M en la provincia de Kandal, Camboya, el 12 de diciembre de 2018

REUTERS/SAMRANG PRING  -   Empleados en una fábrica proveedora de la marca H&M en la provincia de Kandal, Camboya, el 12 de diciembre de 2018

El secretario de Estado del Ministerio de Economía y Finanzas de Camboya, Phan Phalla, anunció durante una conferencia de prensa celebrada a mediados de julio para abordar las medidas gubernamentales de respuesta al impacto de la pandemia que su Gobierno tiene previsto implementar lo antes posible una nueva ley de inversiones. 

Tal como se señala desde el medio local Khmer Timez, Phan Phalla remarcó que el proyecto de ley está completado al 95% y que su entrada en vigor podría producirse a finales de este año, coincidiendo así con las negociaciones de los tratados de libre comercio de Camboya con socios prioritarios como China, Corea del Sur, India y la Unión Económica Euroasiática.

Destacó igualmente que las autoridades llevan varios años trabajando en su redacción, mediante la recopilación de aportes del sector privado y de otros socios internacionales, para desarrollar un nuevo marco normativo que haga este país más atractivo para los inversores internacionales y sirva para mejorar significativamente el entorno para los negocios.

“La nueva ley de inversiones mejorará el entorno de inversiones, mantendrá las existentes y atraerá otras nuevas”, señaló el dirigente, que también apuntó que han conferido a esta iniciativa un carácter urgente “para responder de forma adecuada a la tendencia actual de reubicación de inversiones”, como las procedentes de China.

También se espera que proporcione incentivos para la implantación de nuevas industrias más allá de la confección y el turismo, y sirva así para mejorar la diversificación económica y la competitividad del país, y para eliminar barreras comerciales.

La primera ley de inversiones de Camboya data de 1993 y fue revisada en 2003 para perfeccionar los procesos y mejorar el entorno de los negocios. El Gobierno espera que la nueva normativa sea un elemento dinamizador más en la estrategia general de convertir al país en una economía con ingresos medios altos para 2030 y alcanzar el estatus de “altos ingresos” para 2050.