PUBLICIDAD

Marruecos

Nuevo acercamiento entre Marruecos y Alemania con la vuelta de la embajadora Zehour Alaoui

El retorno de la diplomática marroquí llega después de que el país norteafricano alabase la reciente posición constructiva del nuevo Gobierno germano
Nasser Bourita, ministro de Asuntos Exteriores de Marruecos

AFP/FADEL SENNA  -   Nasser Bourita, ministro de Asuntos Exteriores de Marruecos

La normalización de los vínculos diplomáticos entre Marruecos y Alemania prosigue su curso. En este sentido, ahora llega la vuelta de la embajadora Zehour Alaoui a Berlín después de que el Ministerio de Asuntos Exteriores marroquí valorase positivamente la última postura constructiva y positiva del nuevo Gobierno alemán.

Marruecos devuelve así a su embajadora en Berlín, Zehour Alaoui, como informó el medio Rue20, después de que el nuevo Ejecutivo germano de Olaf Scholz mostrará su apoyo a la propuesta marroquí para solventar la situación del Sáhara Occidental, basada en una amplia autonomía para la región bajo soberanía alauí dentro de los postulados de la Organización de Naciones Unidas. 

Se va arreglando de esta forma una situación complicada. Marruecos llamó a su embajadora a consultas el pasado mes de mayo debido a las “posturas hostiles” alemanas, en referencia a la falta de apoyo respecto a la cuestión del Sáhara. Todo ello después de que el reino alauí recibiese importantes apoyos en el plano internacional a su iniciativa sobre el Sáhara Occidental, como la del anterior Gobierno estadounidense de Donald Trump, que reconoció la marroquinidad del Sáhara a cambio de que el país norteafricano estableciese vínculos diplomáticos con el Estado de Israel. 

También se produjeron otros gestos favorables como el anuncio de apertura de consulados en enclaves estratégicos como el de Dajla hecho por parte de naciones relevantes como el propio gigante norteamericano o Emiratos Árabes Unidos. 

Olaf Scholz
Olaf Scholz, canciller alemán

En este escenario, desde Marruecos no se entendía la postura negativa de Alemania. Pero el nuevo Gobierno de Olaf Scholz cambió la tendencia y decidió mostrarse más favorable al postulado marroquí sobre el Sáhara. Una determinación que ha desembocado en el acercamiento diplomático actual entre Marruecos y Alemania. 

Los dirigentes marroquíes ya anunciaron hace unos días el restablecimiento de relaciones diplomáticas con Alemania y el Ministerio de Exteriores marroquí mostró su satisfacción ante la última postura positiva y constructiva del Gobierno alemán. En un comunicado oficial, el Ministerio de Exteriores del Reino reseñó que esta nueva postura germana permitía la reanudación de la cooperación bilateral entre ambos países, como informó la agencia oficial de noticias de Marruecos MAP.

El Ministerio alemán de Asuntos Exteriores, dirigido por Annalena Baerbock, señaló en una nota de prensa que la propuesta marroquí para el Sáhara Occidental es clave para solventar la situación regional. En el mismo comunicado oficial también se manifestó el apoyo al enviado personal del secretario general de Naciones Unidas para el Sáhara Occidental, Staffan de Mistura, nombrado el pasado mes de noviembre.

Con estos movimientos diplomáticos se sigue trabajando en profundidad para poner fin a la situación incómoda que se había generado entre dos países de gran importancia en el norte de África y en el continente europeo.