Túnez aprueba un nuevo plan de vacunación “anti-COVID” en medio de la crisis política

Más de medio millón de ciudadanos tunecinos se han vacunado en un solo día como consecuencia de las nuevas medidas sanitarias adoptadas por el presidente
covid-tunez-crisis-sanitaria

PHOTO/AFP  -   El presidente tunecino Kais Saied (2º a la izquierda) gesti habla frente a un centro de vacunación en Túnez, tras recibir una dosis de la vacuna Covid-19

Túnez ha conseguido batir un récord histórico en vacunación. En sólo un día más de medio millón de ciudadanos han recibido la vacuna contra la COVID-19, en una nueva medida ejecutada por el presidente tunecino Kais Saied para atajar la complicada situación sanitaria que está atravesando el país.

En este sentido, Túnez ha lanzado un ambicioso plan de vacunación contra el coronavirus en un programa el que se espera vacunar a más de un millón de personas mayores de 40 años en menos de un día, en comparación con las cifras oficiales de vacunación que giran en torno a los 30.000 y 60.000 vacunados respectivamente. En este aspecto, Saied ha asignado al Ejército la misión de supervisar la campaña de vacunación en más de 300 centros habilitados para el plan.

Así, las autoridades tunecinas están trabajando para conseguir que el 50% de la población obtenga la pauta completa para mediados de octubre. El Gobierno ha anunciado que “en 15 días se proporcionaron más de 6 millones de dosis y posteriormente estarán disponibles 4 millones de dosis adicionales”.
En este contexto, países como Marruecos y Emiratos Árabes Unidos han prestado ayuda sanitaria a Túnez, desde el envío de miles de dosis de vacunas hasta material sanitario para tratar de relajar la presión hospitalaria que esta viviendo el país. 

tunez-covid-centro-sanitario
REUTERS/ZOUBEIR SOUISSI - Una trabajadora sanitario tunecino se prepara para recibir a las personas para la vacunación contra la enfermedad del coronavirus (COVID-19), en Túnez

Saied ha animado a la población tunecina a acudir a las citas de vacunación a través de un discurso televisado en el que el presidente ha defendido las vacunas como medio para “que la vida en Túnez vuelva a la normalidad”, y ha puesto a disposición de los ciudadanos autobuses para facilitar el acceso a la población a los centros sanitarios.

“No lo dudes ni un momento y acepta la vacuna”, afirmaba el presidente en una llamada que consiguió aumentar de manera exponencial el número de personas que han acudido a vacunarse. Así lo reflejaban los medios locales después de mostrar imágenes de largas colas de ciudadanos esperando su turno frente a los centros de vacunación en varias regiones del país. 

tunez-covid-sanitarios-hospitales
AFP/FETHI BELAID - Una anciana en silla de ruedas recibe una dosis de la vacuna contra el coronavirus COVID-19 de Pfizer-BioNTech en el pabellón deportivo de El-Menzah, en la capital de Túnez

El anuncio del presidente tuvo un efecto destacado entre la población ya que en el seno de la celebración de una serie de jornadas de puertas abiertas habilitadas para la vacunación y organizadas por el Ministerio de Salud, la población acudió en masa y, la cartera sanitaria junto con organizaciones civiles y cientos de ciudadanos voluntarios logró vacunar de forma ordenada a más de medio millón de habitantes. En un comunicado, desde Sanidad informaron que los resultados finales de las operaciones de vacunación intensiva en todas las provincias de la República ascendieron a 551.008 vacunados.

El país, con una población de 12 millones de habitantes, ha registrado la mayor cifra por muertes de coronavirus en el continente africano. En este contexto, más de 20.000 tunecinos han fallecido por la propagación del virus y hasta el momento poco más del 8% de la población ha sido vacunada. Estas dramáticas cifras derivaron en el cese del ministro de Salud, Fauzi Mahdi, quien anunció un plan de vacunación para mayores de 18 años que acabó en fracaso y fue tildado de “anárquico” por parte del Gobierno. 

manifestaciones-tunez-gobierno
AFP/ FETHI BELAID - La gente celebra en la calle después de que el presidente tunecino Kais Saied anunciara la disolución del parlamento y del gobierno del primer ministro Hichem Mechichi en Túnez el 25 de julio de 2021

Estas nuevas medidas adoptadas por el presidente tienen lugar en medio de un clima convulso. Hace menos de un mes, Saied asumió plenos poderes gubernamentales ante una oleada de protestas que se vivieron en las calles del país contra el Gobierno tunecino y sus políticas, sobre todo en materia sanitaria. Dichas manifestaciones propiciaron el cese del primer ministro, Hichem Mechichi, y la ejecución del articulo 80 de la Constitución por parte de Saied que defiende que “en caso de peligro inminente que amenace la integridad de la patria o la seguridad del país” el Estado podrá tomar las medidas que requiera. Ahora, Saied tiene que enfrentar la compleja tarea de anunciar un nuevo Gobierno que dote de estabilidad política al país antes de que finalice agosto.