Los restos arqueológicos de Meroe se ven amenazados por las inundaciones en Sudán

El país sudanés ha declarado el estado de emergencia tras tres meses de lluvia sin cesar
inundaciones Sudan

AP/MARWAN ALI  -   Carretera inundada en la ciudad de Alkadro, aproximadamente (20 km) al norte de la capital Jartum, Sudán, el 5 de septiembre de 2020

La época de lluvias en Sudán se ha complicado más de lo habitual. La crecida del río Nilo amenaza este año con inundar un antiguo yacimiento arqueológico de Al-Bajrawiya. Y es que el cauce del río ha registrado los niveles más altos desde hace más de 100 años. 

Los equipos de arqueólogos han instalado muros de sacos de arena y están bombeando agua para evitar daños en las ruinas de Al-Bajrawiya. El área incluye las famosas pirámides de Meroe, un sitio del Patrimonio Mundial de la UNESCO. “Estas ruinas forman parte de una ciudad real del imperio meroítico y tiene dos milenios de antigüedad”, ha explicado Marc Maillot, jefe de la Unidad Arqueológica Francesa.
Las alarmas han saltado en todo el país y el Gobierno de Sudán ha declarado el estado de emergencia durante tres meses. Desde el Ejecutivo definen al país como “zona de crisis naturales" después de que las fuertes lluvias e inundaciones que golpean su territorio desde hace más de un mes dejasen 99 muertos y 100.000 viviendas dañadas.

La ministra de Trabajo y Desarrollo Social, Lina al-Sheij, ha anunciado que las precipitaciones afectaron desde el pasado julio a 16 de los 18 estados del país. Asimismo, el número de persona afectadas se ha elevado a medio millón.

sudan meroe
REUTERS/MOHAMED NURELDIN ABDLLAHAR - Cementerios Reales de las Pirámides de Meroe en Begrawiya, en el Estado del Río Nilo, Sudán
Las inundaciones han aumentado más de lo habitual este año

La estación de lluvias en Sudán empieza en junio y dura hasta octubre. Los agricultores sudaneses de las orillas del Nilo dependen de estas inundaciones anuales. Pero los niveles de agua han aumentado mucho más de lo habitual este año llegando a pueblos, hogares, carreteras y yacimientos arqueológicos.

"La situación está actualmente bajo control, pero si el nivel del Nilo continúa aumentando, las medidas tomadas serán ineficientes", ha alertado Maillot, matizando que los restos arqueológicos se encuentran a unos 500 metros del río.

Faisal Mohammed Saleh, ministro de Información y Cultura de Sudán, visitó la isla de Meroe para ver el trabajo que se estaba realizando. El yacimiento, a unos 200 kilómetros al noreste de Jartum, fue la capital de un imperio que controló vastas extensiones de tierra desde el 350 a. C. hasta el 350 d. C.

El área del valle del Nilo, conocida como Nubia, ha sido el hogar de tres reinos cusitas durante la antigüedad. Estas civilizaciones compitieron fuertemente con Egipto y, de hecho, llegaron a construir más pirámides que su vecino del norte. La mayoría de estos yacimientos están sin explorar y las inundaciones amenazan un patrimonio arqueológico todavía virgen.